Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Tu Dinero-Ahorro

Los navarros ya tiran de ahorros para hacer frente a la inflación

Entre julio y septiembre han sacado 54 millones de sus cuentas reduciendo el saldo por primera vez tras la pandemia

Ampliar Ciudadanos de compras en  el Ensanche de Pamplona.
Ciudadanos de compras en el Ensanche de Pamplona.Jesús CASO
Publicado el 23/01/2023 a las 06:00
Los depósitos bancarios de particulares y empresas de la Comunidad han acumulado más de 3.000 millones de euros desde que comenzó la pandemia disparando el ahorro hasta cifras nunca vistas. Los últimos datos recogidos por el Banco de España constatan que el crecimiento de los depósitos bancarios se mantuvo en la primera mitad del pasado año pese al impacto de la inflación y la consiguiente pérdida de poder adquisitivo generalizada. Con todo, muchas las familias optaron por dejar intacto ese dinero retrasando decisiones de compra ante el temor de lo que podría llegar. Pero el impacto del IPC, que pese a haber moderado su ascenso mantiene la inflación subyacente -la que no tiene en cuenta los precios de la energía- en el 7%, lleva ya más de un año menguando la capacidad de ahorro de los hogares y parece que empieza a hacer mella en su liquidez. Eso es al menos lo que revelan los últimos datos del organismo regulador. Hacen referencia al tercer trimestre de 2022 y recogen la primera caída del saldo de las cuentas corrientes de ciudadanos y empresas de la comunidad desde que comenzó la pandemia. Una caída todavía leve que indica que habrían sacado entre julio y septiembre, el último periodo con datos disponibles, alrededor de 54 millones de sus cuentas corrientes con la vista puesta en capear la inflación que cerró 2022 en el 6,4% pero que en el caso de los alimentos el incremento de precios rozó el 16% (15,9%). Según los últimos datos, en las cuentas corrientes de las navarros habría ahora 21.314 millones, con 19.189 millones en cuentas a la vista, 1.289 en cuentas a plazo y otros 836 millones en depósitos de las administraciones públicas, por encima de los 18.313 millones en depósitos acumulados cuando empezó la pandemia.
El periodo al que hacen referencia los últimos datos recogidos por el Banco de España, plena temporada estival, también indican que fueron muchos los que optaron por tirar de ahorros para aprovechar el verano en previsión de lo que pudiera venir en 2023. Para algunos expertos en la reducción de ese ahorro estaba una de las claves para poder recuperar en 2022, al menos en parte, el terreno económico perdido por el batazaco del coronavirus pero lo cierto es que también alerta del desgaste que empieza a experimentar la tasa de ahorro ante la amenaza de que la subida de precios se convierta en un fenónomeno estructural de la economía. De hecho, la liquidez que hasta ahora exhibían ciudadanos y empresas era motivo de tranquilidad para muchos analistas que junto al buen comportamiento del empleo, con una tasa de paro del 8,9% en Navarra, veían en estos dos aspectos dos palancas de primer nivel para aguantar la crisis energética. Según el Instituto Nacional de Estadística, en el tercer trimestre de 2022, el mismo al que hacen referencia los datos del Banco de España, los hogares no lograron ahorrar. La tasa de ahorro se situó entonces en el -3,2% de su renta disponible arrojando la segunda caída tras la experimentada en los tres primeros meses del ejercicio. Este indicador había mantenido una tendencia a la baja, con algún ligero ascenso, desde que alcanzara el máximo en el segundo trimestre de 2020 con un 25,1 % en pleno confinamiento domiciliario.

Consumo. Más recursos para comprar menos

El cambio se hace notar ya en el consumo. Los datos del último trimestre de 2022 recogen un debilitamiento más severo. Entre octubre y diciembre el consumo real cayó un 1,6% con respecto a los datos registrados en el otoño previo a la pandemia. Sin embargo, el consumo nominal, el que refleja el dinero gastado, fue un 8,7% superior. Significa que se dedicaron más recursos para comprar menos. CaixaBank Research, en un reciente análisis macroeconómico sobre la Comunidad foral a través del seguimiento de distintos indicadores (PIB, empleo, producción industrial, exportaciones) y de datos internos de consumo, también apunta que a la vista del índice de ventas minoristas, el comportamiento del gasto de las familias en Navarra está siendo más débil que en el conjunto del país. “Tras anotar una caída del 1,9%en 2021, en contraste con el aumento del 2,6% en la media nacional, en 2022 se intensificó el deterioro: hasta septiembre acumula un retroceso del 5% interanual (-1,3% en España) y del 10,6% respecto a los niveles de 2019”, señala el centro de estudios. Sus previsiones apuntan a que el PIB de 2022 creció en Navarra un 3,5%, un punto menos que la media del país lo que, de confirmarse el dato, lo situaría un 0,5% por debajo del nivel precovid.
Desde Laboral Kutxa inciden a la hora de analizar sus previsiones económicas para este año en que el ahorro que las familias fueron acumulando lo largo de 2020 y 2021 es un colchón que todavía no se ha agotado y será el motor que impulse el crecimiento económico de Navarra este ejercicio. Con todo, sus expertos reconocían hace tan sólo unos días que el aumento de los precios estaban castigando el poder adquisitivo de las familias. Aportaron, entre otros datos, que el consumo de las familias en septiembre del año pasado fue un 3,4% superior al de un año antes, pero supuso un desembolso un 12% mayor. Esta tónica se mantendrá a lo largo de este año, durante el que la evolución de los salarios será el principal factor que influirá en el crecimiento de los precios. Parece claro que en este contexto de elevada inflación, los trabajadores van a presionar a las empresas para incrementar sus remuneraciones, un coste extra que las compañías tendrían que trasladar posteriormente a los precios de sus productos. De cara a evitar esta espiral inflacionista, expertos como Joseba Madariaga , director del departamento de estudios de Laboral Kutxa ya admiten sin ambages que en este proceso que trata de evitar el Banco Central Europeo habrá “perdedores” y aboga por recuperar el poder adquisitivo perdido mediante pactos de varios años de duración. Conviene recordar que los alimentos son el principal componente de la elevada inflación y la política de tipos al alza supondrá una presión adicional para las familias que afrontan créditos.

SIETE CONSEJOS PARA SUPERAR UN MES NEGRO PARA EL EMPLEO

​Revisar gastos. Quizá el año pasado pudimos haber contratado servicios que ya no utilizamos y son innecesarios. Una opción es utilizar aplicaciones o servicios de control del gasto que ofrecen los propios bancos.

Comparar precios. Los expertos consideran que hacer una comparativa de precios es importante porque permite adquirir lo que es más conveniente según las necesidades de las familias o encontrar buenas ofertas.

Proponerse ahorrar. Como norma general habría que destinar cada mes una parte de nuestra renta al ahorro. Para ello, es importante tomar conciencia cada mes de que tenemos que ahorrar para poder hacer frente a situaciones futuras más austeras.

Revisar los servicios que se tengan contratados.
Puede estar pagando desde una cuota de gimnasio hasta televisión por cable que no está utilizando actualmente. Con el objetivo de lograr ahorrar algunos euros podría valorar compartir este tipo de gastos con amigos y familiares. También es recomendable analizar si la tasa del paquete de internet, línea fija y teléfono móvil, entre otros, es la más adecuada o si hay compañías con ofertas más atractivas. En el caso de los recursos básicos, como puede ser la electricidad, debe comprobar si la potencia que tiene contratada es la que realmente necesita.

Hacer lista de la compra. Es importante ir al supermercado con una idea clara de cuáles son las cosas y productos que necesitamos. También existen aplicaciones que pueden compartirse con otros miembros de la familia y permiten apuntar en ellas todo lo que hace falta.

Esperar las ofertas. Aprovechar las promociones genera un ahorro que no debe desaprovechar.

Controlar los gastos cotidianos invisibles. Los expertos aconsejan desde hacer uso del transporte público, a llevarse la comida de casa al trabajo o estudiar en línea para evitar los desplazamientos. También hablan de otros gestos no menos importantes como apagar los dispositivos en lugar de dejarlos en espera o stand by, unificar cuentas bancarias para tener un único gasto en comisiones o comprar los electrodomésticos más eficientes y hacer un uso racional de ellos.

volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora