Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Mercado laboral

De la incertidumbre a la estabilidad laboral

Ampliar Guillermo Barrios, Marisol Vicente, Juan Tomás Rodríguez Arano y José María Barrero
Guillermo Barrios, Marisol Vicente, Juan Tomás Rodríguez Arano y José María BarreroDN
Publicado el 03/07/2022 a las 06:00
De 121 a 2.112. Es la evolución de los contratos fijos discontinuos (FD) en un año. Diferentes expertos explican cómo ha afectado la última Reforma Laboral (RL) en el auge de esta modalidad. El paso de la incertidumbre de un contrato temporal a la estabilidad en el empleo de un trabajo indefinido es una de las consecuencias.
“Se ha puesto coste al eventual”
Para Beatriz Rodríguez, profesora titular de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social, de la Facultad de Ciencias Jurídicas de la UPNA, lo que ha ocurrido con la Reforma Laboral es que se ha puesto dificultades a la contratación temporal. Explica que ahora un contrato temporal, denominado “contrato por circunstancias de producción”, solo puede formalizarse en dos supuestos. “Puede darse cuando las empresa tenga oscilaciones de la demanda imprevisible y, si se reitera en el tiempo, tiene que ir a fijo discontinuo. No van a admitir que una empresa tenga todos los años esa necesidad. También puede producirse cuando las oscilaciones de demanda sean previsibles pero de duración reducida. En este caso, como máximo pueden ser 90 días, por ejemplo, en el caso de las rebajas de Navidad y primavera de una tienda”.
Explica la experta que en el caso de trabajadores agrarios o comedores escolares, por ejemplo, al ser considerados ahora FD, la empresa tiene obligación de volver a llamarlos después de los meses de inactividad. Y si no lo hacen, será considerado un despido con su correspondiente indemnización.
En su opinión, con esta transformación el trabajador ha conseguido estabilidad al tener un contrato fijo, “aunque no sea un fijo al uso, ya que no trabaja los 12 meses”. “La empresa también gana porque consigue una bolsa de trabajadores que va activando conforme necesita y paga por los meses que trabajan sus empleados. Y, al terminar los meses de trabajo, no tiene que abonar los 12 días de indemnización que tenía que pagar antes al ser eventual con contrato de obra. Pero duda de que la situación sea mejor para el trabajador. “Antes, tenía una indemnización al finalizar. Y ahora está atado y si lo rechaza se considera una rescisión de contrato sin indemnización”, añade. “Si es cierto que habrá que ver si los empleos indefinidos que vamos a conseguir siguen siendo precarios o no. Antes de la Reforma Laboral, temporalidad era sinónimo de precariedad. Ahora habrá que ver si estos FD siguen siendo precarios”.
“El contrato por obra se utiliza abusivamente”
Para Guillermo Barrios, catedrático de Derecho del Trabajo y Seguridad Social de la Universidad Juan Carlos, el contrato temporal de obra y servicio (empleado en hostelería, transporte, construcción..., y especialmente en subcontratas) era utilizado “exageradamente”. “No puede ser que la economía se base en un 90% en la contratación temporal. Eso no refleja la realidad. Era una modalidad que se utilizaba abusivamente en muchos casos. Y la RL lo que hace es reconducir este contrato al FD. Hemos pasado formlmente de una contratación temporal a una indefinida. Pero la realidad es la misma”, dice.
“Se ha hecho más difícil encadenar contratos”
Para Marisol Vicente, secretaria para la Igualdad y Políticas Sociales de UGT Navarra, una de las “bondades” de la RL es que ofrece una estabilidad al trabajador que sustituye a la incertidumbre previa a la reforma. “Ya no se puede tener a una persona contratada sucesivamente. Ahora, después de seis meses de contrato, solo se le puede volver a contratar otros seis si figura en el convenio. Es decir, para una misma actividad se hace más difícil encadenar contratos. Por eso han aumentando de forma considerable la contratación fija. Además, ahora, cuando el trabajador termina la actividad no termina la relación con la empresa porque forma parte de su plantilla”, explica.
“Se ha limitado la contratación temporal”
Para Juan Tomás Rodríguez Arano, abogado y profesor del Master Universitario de Derecho de la Empresa, la razón del aumento de los FD está en que la RL ha limitado ‘mucho’ la contratación eventual y ha hecho desaparecer el contrato por obra o servicio determinado. “El contrato de FD viene a sustituir a los contratos por obra o servicio determinado que suscribían las empresas que realizaban prestación de servicios como actividad ordinaria y habitual de la empresa. La diferencia esencial es que ahora las personas que eran contratadas para la prestación de servicios, como subcontratadas, tienen la condición de FD y no de personal eventual”, explica.
Entre los FD, añade, la gran diferencia es que antes de la RL se permitía la jornada a tiempo parcial en los FD y ahora “parece que de entrada se excluye. “Se dice que por convenio colectivo sectorial se podrá establecer a tiempo parcial, por lo que, en principio, se excluye este tipo de jornada”. El profesor recalca que todavía es necesario un desarrollo reglamentario y que, en su opinión, este cambio es un tránsito entre las contratación eventual a la fija con jornada completa”.
“Cambio en el marco de juego juego”
Para el abogado José María Barrero, en el aumento de la contratación fija ha influido la labor de la Inspección de Trabajo porque “un 80% de los contratos temporales era de dudosa defensa y las empresas no han tenido más remedio que transformarlos en gran parte en indefinidos ordinarios”. En su opinión, “debería facilitarse contratar indefinidamente cuando hace falta, pero también reducir efectivos cuando es necesario, y esto es lo que no se da en muchas ocasiones”. Y añade: “El contrato FD sería y pretende ser la herramienta perfecta para dar estabilidad al trabajador y flexibilidad a la empresa, y podría serlo, pero la regulación actual es muy escasa y deja muchas incógnitas en el aire”. Para el experto, la RL ni ha beneficiado ni perjudicado al FD. “Ha cambiado el marco de juego. Se han ampliado los supuestos en los que encaja este contrato que se han sumado a los FD de campañas de toda la vida. Esas adiciones (a falta de un reglamento de desarrollo) generan muchas dudas sobre su bondad o viabilidad”.

Consecuencias de la RL en los fijos discontinuos

1 Desparece el contrato temporal de obra y servicio, y estos pasan fijos discontinuos (FD).

2 Se limitan las causas de los contratos temporales.

3 En un FD la empresa tiene obligación de contratar a la misma persona después del periodo de inactividad. Si no, es considerado como despido y se le indemnizará como trabajador fijo.

4 Con un FD la empresa ya no paga indemnización de 12 días al terminar el periodo de trabajo.

5 Los meses de inactividad el trabajador cobra paro si le corresponde por tiempo cotizado igual que antes.

6 Al pasar un contrato de obra y servicio a FD el trabajador no rompe la relacion con la empresa.

7 En el periodo de inactividad en un contrato de obra y servicio el trabajador figura como parado. No ocurre esto en la contratación como FD porque no se ha extinguido el contrato. Por eso, si los primeros contratos se traspasan a los segundos el número de parados se reduce.

volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE