Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Javieradas 2019

24.600 peregrinos elevan el récord de asistencia en Javier desde 2012

El sol bendijo la caminata en contraste a la lluvia que rebajó en 2018 el registro a 15.800 fieles

Fotos de la primera Javierada de 2019
Primera Javierada 2019.
Fotos de la segunda Javierada 2019 163 Fotos
Fotos de la segunda Javierada 2019
Fotos de peregrinos hacia Javiera en la segunda Javierada 2019
Begoña Goitiandia / Jesús Caso
Actualizada 17/03/2019 a las 10:46

“¡Qué bonito día nos ha regalado el Señor!”, proclamó con buen ánimo el arzobispo de Pamplona y Tudela, Francisco Pérez. Su exclamación, que respondió fielmente a las condiciones meteorológicas y sonó a aliento a los fatigados caminantes, se extendió sobre una explanada abarrotada en la misa de clausura de la Segunda Javierada. La alta concurrencia, con un claro abierto a la derecha del altar por la apretura del sol y su estela de 23 grados de temperatura, se tradujo en las estadísticas de asistencia en la mayor afluencia desde 2012. Un recuento de Policía Foral, a partir de los 233 autobuses y 3.250 turismos contabilizados, sitúo el registro de peregrinos en 24.650 personas.


Para cuando los rezagados ascendían el último repecho de Liédena camino a Yesa, rebasadas las tres y media de la tarde, los senderos que desembocan en el castillo de Javier comenzaban a estrecharse con un reguero inmenso de gentío. Hasta la cuna del copatrono de Navarra y patrono de las misiones llegaron fieles de distintos puntos de la Comunidad foral y otras regiones españolas. Por la retahíla de nombres que fue recitando en alto el párroco de San Lorenzo, Javier Leoz, convertido este sábado en monitor de la eucaristía, la explanada del castillo acogió a devotos venidos desde Portugal y Egipto.


La masiva afluencia tuvo un reflejo en el refuerzo del dispositivo de seguridad, con Guardia Civil y Policía Foral, y una mayor asistencia de los servicios de Cruz Roja con respecto al ejercicio anterior. Las atenciones se elevaron a 288; de ellas 105 fueron por tratamiento de ampollas. Los pies se resintieron con el roce de las zapatillas sobre el asfalto recalentado por el sofoco de una jornada exigente para cualquier ejercicio físico. El buen tiempo tuvo un efecto positivo en el mayor empuje de peregrinos, pero hizo mayor mella en los cuerpos cansados por el esfuerzo de la caminata.


Los equipos sanitarios debieron diversificar su labor durante la eucaristía para atender un número indeterminado de desmayos por las altas temperaturas, que fueron descendiendo conforme avanzaban los minutos y el sol cedía sus dominios al aumento gradual de la sombra. Las condiciones climatológicas, que influyeron en gran medida en la alta respuesta en la desembocadura del camino, dibujaron un panorama opuesto al descrito el año pasado con una asistencia reducida a 15.800 personas.

Te puede interesar


“TODA LA FAMILIA, EN JAVIER”

Rostros sudorosos y protegidos con gorras recibieron como agua refrescante las palabras de aliento en su fe del arzobispo, al que acompañaron los prelados de Calahorra, La Calzada-Logroño (Carlos Manuel Escribano), Teruel (Antonio Gómez) y Osma-Soria (Abilio Martínez Varea), amén de responsables de la comunidad de Jesuitas y el deán de la catedral de Pamplona.


Antes de ceñirse a su discurso escrito, las primeras palabras del arzobispo tuvo como destinatarios a los jóvenes: “No os dejéis llevar por lo fácil y cómodo”. De la misma manera, recurrió a la improvisación, animado por comprobar que “toda la familia nos encontramos en Javier. Abuelos, abuelas, padres y madres: ¡Ánimo! ¡Adelante!”. “Lo más hermoso de la sociedad -se le pudo escuchar- es la familia”.


La introducción de su homilía tuvo un tercer destello de flexibilidad cuando invitó a los más pequeños a hacerse notar con brincos sobre el empedrado atestado. La reacción estalló en una explosión de voces infantiles.


El titular de la diócesis ayudó a reparar a los concentrados en la razón de su coincidencia por la tarde en la cuna del copatrono de Navarra. “Si el Señor nos ha reunido aquí, ante la figura y vida de Javier, es por una única razón: No tener miedo y confiar en Él. Y digo esto porque hay muchos motivos para temer y acobardarnos en la vida”. No pudo olvidar a Juan Pablo II en sus exhortaciones para ganar en confianza: “¡No tengáis miedo!”.


En un momento dado utilizó la Javierada como metáfora de interpretación del Evangelio del Segundo Domingo de Cuaresma: “Para que podamos correr con firmeza y con seguridad, el Evangelio nos propone un alto en el camino, un momento de intimidad en la montaña del Tabor. Sólo este momento orienta nuestro peregrinaje”.

 

Te puede interesar


De igual manera, invitó a “dar esplendor a nuestra vida” en este tiempo de Cuaresma “con la oración, el ayuno y la lismona”; y tuvo palabras de recuerdo y ánimo a los seminaristas con motivo de la celebración este martes del Día del Seminario.


Durante las preces, recordó al expresidente del Gobierno de Navarra, Juan Manuel Arza, fallecido el jueves, y pidió “por los que se dedican al pueblo de Dios, al pueblo civil”. Tuvo presente igualmente al misionero Bidegain, que murió en fechas recientes en Japón, y a los 11.000 navarros que por el mundo proclaman el Evangelio. Sin mayores concesiones que los estipulados en el ritual de la eucaristía, los presentes recibieron al final una invitación para realizar una ola con los brazos puestos en alto. Como insinuó Javier Leoz en un ensayo en los prolegómenos de la misa, “los que los tenéis levantados tocáis el cielo”. Ayer, al menos, todos fueron bendecidos. También por el sol.

 

Te puede interesar


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Más información
volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE