Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Familia de Tajonar

Cuando los Nicos del Athletic fueron de Osasuna: ¿Qué pasó para que no siguieran?

El talento de Williams y Serrano, 19 y 18 años, ha irrumpido en el escaparate de Primera División. Los dos formaron parte de la familia de Tajonar compartiendo incluso vestuario un año en alevín. ¿Qué pasó para que no siguieran de rojillos?

Ampliar Nico Serrano
Nico SerranoDN CEDIDO
Actualizado el 26/01/2022 a las 17:34
Era el verano de 2012. El Osasuna de Mendilibar se disponía a comenzar una temporada más en Primera. Archanco ganaba las elecciones a la presidencia mientras se tapaba bajo la alfombra una deuda galopante. Y Tajonar organizaba su nueva estructura de base, incluido aquel Alevín B que dirigían Roberto Villanueva y Pablo Domingo Armendáriz, que lleva 17 años en la factoría rojilla. 
Once jugadores y un portero para la nueva categoría de fútbol 8. Eran algunos diamantes en bruto que hoy tiran la puerta de la élite pese a su juventud.
Ahí estaban Nicolás Serrano Galdeano (nacido en 2003 y de Orcoyen) y Nicholas Williams Arthuer (2002 y de la Rotxapea) como se les llamaba entonces y así figura en las hemerotecas. Los Nicos son referencia de la savia nueva del Athletic. Serrano marcó este fin de semana su primer gol en la máxima categoría. Una volea de zurda de extraordinaria belleza en Vallecas.
Williams se salió hace unos días en la Supercopa de Arabia Saudí copando portadas nacionales. Se ha ganado un nuevo contrato que le blinda con 50 millones de cláusula. 30 tiene Serrano, un año más joven y que en Osasuna destacaba tanto que le subieron de edad, al igual que Jon García, otra perla de aquella hornada que hoy es el capitán del División de Honor Juvenil del Villarreal.
Los tres tienen un padrino futbolístico. Es el representante navarro Félix Taínta, que ha cuidado de ellos desde que eran niños. Irurita (Osasuna Promesas), Moreno (Subiza) y Rupérez (Osasuna Juvenil) también estaban en aquella exquisita camada.
Williams (sentado en el centro) y Serrano (sentado a la dcha)
Williams (sentado en el centro) y Serrano (sentado a la dcha)Twitter
SERRANO, TRES AÑOS DE ROJILLO
Nico Serrano llegó a Osasuna procedente del Txantrea tras destacar en su etapa de fútbol sala y algún torneo de fútbol 7 de azul. Antes había jugado en el Pamplona. Su zurda llamaba la atención. Con su colegio, Irabia, jugó dos veces el Interescolar. Aparte de ser decisivo con sus goles, deslumbró en un concurso de habilidad. En 2014, batió el récord de toques en posesión de Robert Navarro (ahora en la Real Sociedad). Hizo 507 sin que la pelota cayera al suelo. Al año siguiente, enero de 2015, dejó una marca que dejó boquiabiertos a los presentes: 3.059.
Era auténtica referencia en su tercer año, pero el club no pudo retenerle cuando le llegaron propuestas de fuera. Había estado en el foco del Real Madrid. Ese verano, con la institución sin brújula, su familia y él tomaron la decisión de aceptar una oferta del Villarreal. Era una cuestión de proyecto deportivo y de formación, no tanto económica, recalca Taínta.
Serrano, en el torneo Interescolar con Irabia 2013-14
Serrano, en el torneo Interescolar con Irabia 2013-14Javier Sesma
Había estados dos en categoría alevín y uno en infantil de fútbol 11. Con 12 años se marchaba a coste cero en busca de un nuevo reto que le garantizaba la formación escolar en las mejores condiciones. La familia se puso en contacto con Osasuna para comunicar la decisión. Por su edad, no había contrato que le atara. No se guarda buen recuerdo de cómo se portó el Villarreal. Nadie llamó. Jugada fea. Serrano vistió tres años de amarillo. Antes de cumplir los 16, el Athletic echó sus redes pagando una cláusula baja de 300.000 euros. El propio presidente del submarino, Fernando Roig, arremetía contra el club vasco por el proceder obviando que el suyo había hecho lo mismo con Osasuna años antes, con el agravante de no avisar del movimiento. “Tenemos la mejor cantera de España y vienen a robarnos”, fueron sus desafortunadas palabras.
Serrano ha ido cumpliendo etapas en Lezama. Juvenil, Bilbao Athletic y primer equipo. Es internacional en las categorías inferiores, donde comparte vestuario en la sub 19 con Jesús Vázquez, hijo del director deportivo rojillo. Braulio, aparte de Taínta, da fe del sentimiento osasunista que muestra el extremo en sus conversaciones.
Williams marca con La Compasión en el Interescolar 2012-13
Williams marca con La Compasión en el Interescolar 2012-13Eduardo Buxens
LA FAMILIA WILLIAMS
Nico Williams defendió solo una temporada la camiseta de Osasuna. Había llegado del Pamplona. Su potencia física y goles asombraban. Retenerle iba a ser casi imposible. El club lo sabía. Su hermano mayor, Iñaki, había irrumpido en Bilbao en un año extraordinario de goles con el Juvenil de División de Honor, nada menos que 35. Así se ganaba su primer gran contrato.
“Destacaba y lo hizo genial. Guarda un buen recuerdo de Osasuna”, recuerda Taínta. En el Interescolar se dejó ver con La Compasión y le dieron el premio al mejor gol. El Athletic quería a Nico. Pero solo había un camino. No podía ser que la familia estuviera separada. El padre (Félix) estaba en Londres, la madre (María) tenía trabajo de media jornada en Pamplona, Iñaki vivía en Bilbao en residencia y Nico, por edad, solo podía vivir en caseríos familiares si se iba. Finalmente, el Athletic ofreció un piso para el traslado con su madre y con Iñaki orbitando en Bilbao. Era 2013. El director deportivo, José María Amorrortu, telefoneó a su colega rojillo, Ángel Martín González, para comunicarle que Nico salía de la cantera de Osasuna con 11 años. Había razones de peso. “Nadie puso ninguna pega, era entendible”. Cuenta Taínta que el joven guarda cariño a la casa rojilla, donde conserva amigos además de su Rotxa. Su hermano Iñaki iba a El Sadar de pequeño. Se le quiso fichar estando en el Pamplona. No pudo ser. Hubiera sido un giro en toda esta historia. Antes del reciente Osasuna-Athletic, Nico recordaba con sus allegados que ese escudo había estado en su pecho una temporada.
De aquella generación también salió Jon García, nacido en 2003 como Serrano y gran amigo suyo. Se marchó gratis en edad infantil, en 2017, y de nuevo sin que el submarino fuera de cara. El mejor jugador del Interescolar de 2015 es hoy un mediocentro que seguro dará que hablar.
Nico Williams, en el partido de Supercopa
Nico Williams, en el partido de SupercopaReuters | Albert Gea
volver arriba

Activar Notificaciones