Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Pamplona

Georgie Dann, antes de actuar en Sanfermines en 2008: "Conozco este país mejor que el 80% de los españoles"

En la entrevista concedida a Diario de Navarra el cantante relató que nadaba hora y media al día y que el tiempo no pasaba por él

Georgie Dann, en un momento de su actuación en la Plaza de la Cruz de Pamplona en los Sanfermines de 2008
Georgie Dann, en un momento de su actuación en la Plaza de la Cruz de Pamplona en los Sanfermines de 2008Iván Benítez
Publicado el 03/11/2021 a las 16:59

Esta entrevista fue publicada en Diario de Navarra el 10 de julio de 2008 con motivo de la actuación de Georgie Dann en Pamplona con motivo de las fiestas de San Fermín, en el escenario de la Plaza de la Cruz.

Está un poco cabreado Georgie Dann, el único, el inimitable, el de la barbacoa, el chiringuito, y las seis bailarinas detrás, porque han programado su actuación en Pamplona a las 20 horas, y no de noche.
Este hijo de trompetista, ex profesor de EGB y músico ante todo, nacido en París el 14 de enero de 1940, ya no puede caminar por la calle, todo el mundo le conoce y le para, y le canta el 'Bimbó' o 'El negro no puede'. Es el precio a pagar por ser el rey de la canción del verano.
Hay quien dice que es la estrella musical de estos Sanfermines.
Lástima que sea a las ocho. Voy con un gran equipo de luz y sonido y la luz va a servir para poco. ¿Actuar en el sol? La primera vez en mi vida que me ocurre. ¿Por qué no de noche?
Bueno, en Sanfermines como se pierde la noción del tiempo...
¡Pero el sol es de día! No sé, yo llevo todo el equipo y lo vamos a montar, pero es una lástima.
Usted ya conoce los Sanfermines.
Hace muchos años fui una vez, invitado en un balcón de la Estafeta. Disfrutamos. Actué la noche anterior en un club, no me acuerdo cómo se llamaba....
¿El Larraina, puede ser?
Me suena, sí, ¡sí!, era el Larraina porque cené con... con... Alfredo Landa. Después nos vimos muchas veces.
Es que usted tenía que haber nacido en España.
Ya, pero la madre te suelta donde quiere y tú después espabilas donde puedes.
¿La cigüeña se confundió?
Vale. Me siento mucho más español que francés, en todos los sentidos. Pero mis estudios y toda mi infancia la realicé en París, y eso tampoco se olvida.
¿Qué encuentra aquí?
Me casé con una española. A partir de ahí, el cariño de la gente, y a través de España he hecho una carrera en todo Sudamérica. Presumo de conocer este país mejor que quizá el 80% de los españoles.
Y a veces las muestras de cariño hacen que incluso le tenga que escoltar la Guardia Civil.
Sí, me pasa a menudo. Yo no puedo ir por la calle. Es cariño, pero estoy harto. Antes te pedían un autógrafo. Ahora, es: "Mira, mi mujer, mi cuñado, una foto...", con el móvil. Paso. Y en cualquier aeropuerto, siempre hay muestras de cariño, sobre todo con la 'Barbacoa'. El otro día un grupo de jóvenes me la cantó en Jerez.
¿La clave de su éxito sería cantarle a objetos que nunca antes fueron cantados, como la barbacoa, o el chiringuito?
No sé. Yo hago canciones de cosas que me sorprenden. Cuando hice la canción del chiringuito, que fue un exitazo y llegó a los cinco primeros puestos en Alemania, en Suiza, en Holanda... Yo la escribí porque me enteré de que había una ley que había cerrado todos los chiringuitos. Fue como un homenaje. Hoy por hoy, cuando voy a un chiringuito me ponen el cassette, es como una sintonía.
Casi la banda sonora del verano.
Sí, apetece ir a comer estos pescaditos fritos y estas cosas que no se comen todos los días
Y de todos los éxitos, será difícil elegir uno.
Sí. Cada vez que he hecho un éxito no he pensado que lo iba a ser. Recuerdo cuando hice el 'Bimbó' y fue número 1 en 9 países... Te da una alegría... pero si me tengo que quedar con una, me quedo con Carnaval, carnaval, te quiero, porque se ha convertido en un himno de los carnavales en más de medio mundo. Nunca pensé que los brasileños la fuesen a adoptar.
El año pasado se cagó en tó.
Yo hacía años que no grababa y tenía que hacer algo que llamara la atención, porque hay 18.000 televisiones, muchos intereses, mucho dinero... es difícil hacerte oír. La historia es verídica. Es un padre de familia que después de meses llamando ya tenía el apartamento en primera fila de Benidorm. Cuando llega con su mujer, hijos, suegra... tiene un edificio delante. Luego van a la playa, que si el niño se escapa, que si no sé qué... Me cago en la paella, en las gambas a la plancha y el verano.
Pues si el año pasado era difícil llamar la atención, ¿tiene preparado algo para éste?
Sí, pero no lo he lanzado. Es una canción que hacemos en el escenario, las chicas salen vestidas de enfermeras. La canción se llama De esta vida sacarás lo que metas, nada más. Y hablo de comida.
¿Y entonces por qué van de enfermeras?
Porque es una pelea que tengo con el médico. Te quita todo lo que te gusta y hay que comer lo que no te gusta. Al final, me revuelvo y le digo ¿sabes lo que es malo para la salud? no tener dinero, que la gente no te quiera, los atascos... Será seguramente lanzado el año que viene.
¿O sea que le deja el verano libre al chiki chiki?
Yo siempre he dejado libre todo. No tengo ninguna pelea. Yo no hago ese tipo de chiki chiki ni nada, pero respeto a todos.
¿Y usted qué hace en invierno?
Vivo en Sudamérica y en muchos países, voy a trabajar, hacemos giras...
O sea que siempre vive en el buen tiempo.
Bueno, tengo esta suerte.
ETIQUETAS
volver arriba

Activar Notificaciones