Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Impulsar Navarra

Un viaje al corazón de Alsasua

La villa descubre su carácter solidario, creativo, sano, emprendedor y humano en el recibimiento al programa ‘Impulsar Navarra’. El ejemplo de resiliencia de sus gentes en cada crisis, también en la pandemia, es su principal activo para el futuro

Participantes y asistentes a la sesión de ayer por la tarde de 'Impulsar Navarra', auspiciado por Diario de Navarra.
Participantes y asistentes a la sesión de ayer por la tarde de 'Impulsar Navarra', auspiciado por Diario de Navarra.
Actualizada 09/06/2021 a las 06:00

La artista alsasuarra Itziar Nazabal proporcionó este martes la última pincelada con un último deseo de bonanza para su localidad, que adquirió el título de Muy Ilustre Villa cuando Alfonso XIII pasó en 1907 por su estación y que hizo honor a tal distinción por el compromiso de sus gentes por el bien común cuando la pandemia golpeó con mayor dureza. Entonces, un grupo de costureras hilvanaron una red solidaria que se extendió por localidades de Sakana hasta asegurar al Complejo Hospitalario de Navarra material de prevención. El fruto de su empeño y su generosidad se saldó con 15.000 batas. Aunque las imágenes quedasen congeladas en tres intentos por rebobinar la memoria de su dedicación ejemplar en la proyección de un vídeo en el Centro Cultural Iortia, su mensaje caló en la hondura del sentimiento del más de medio centenar de personas que acudieron a la segunda de las escalas de la iniciativa Impulsar Navarra. Como sucediera en Estella en su arranque, bajo el auspicio de la plataforma multimedia de Diario de Navarra, su continuidad ayer en por la tarde en Alsasua subrayó el valor humano como pilar sobre el que sustentarse en el anhelo de reconstrucción de una Comunidad foral golpeada por el mal endémico pero siempre firme en la exploración de nuevos horizontes.

Aquellas mujeres de Alsasua y también Urdiain o Iturmendi, en tre otros pueblos de una Sakana solidaria desde sus raíces, no pudieron permanecer inquietas -como recordada Leyre Mateos, una de las presentadoras de la sesión junto con Belén Galindo- ante las necesidades acuciantes. “¿En qué podemos ayudar?”, preguntó una de ellas al Complejo Hospitalario de Navarra. La necesidad de batas fue la respuesta que activó sus manos.

Pero la pandemia, que castigó con crudeza a sectores como la hostelería y el comercio, empujó a reiventarse en salidas hasta ahora nada o poco maduras en negocios anclados en la dedicación familiar. Ejemplo de la capacidad de salir adelante con novedades fueron Akeita y María Luisa Moda. Sus fundadores, Francisco Bengoetxea y María Luisa Zufiaurre, recibieron un reconocimiento a su iniciativa con un más que mercido apluaso de los presentes. Dos de sus sucesoras, Amaia Begoetxea y Cristina González, compartieron la dificultad que paralizó el mundo cuando llegó la pandemia. “En la familia somos mujeres muy inquietas”. De nuevo, el término de denamismo afloró en los diálogos en que se estructuró la jornada vespertina como rasgo identitario que el director de empresas de Laboral Kutxa, Pello Bayona, extendió para el conjunto del valle. “Sakana -dijo en la mesa redonda sobre economía- siempre se ha caracterizado por su carácter emprendedor”.

Ejemplo de resiliencia y reivención fue la apertura de una ventana al mundo de María Luisa Moda con las posibilidades que ofrece la digitalización. Hoy su género llega hasta Zamora. Akeita se propuso llegar a su clientes. “No voy a quedarme en casa”, pensó Amaia Bengoetxea, quien dispuso de los medios necesarios para prestar su servicio a domicili. El confinamiento y la desescalada progresiva empujó a vecinos al monte para recobrar aliento. El contacto con la naturaleza sembró una nueva propuesta de actividad deportiva en el club Dantzaleku Sakana. Una nutrida representación de jóvenes practicantes consagran su sección de monte. Ayer, Peio Vergara Gercía, que el próximo año celebrará el medio siglo apegado al deporte, aunció la recuperación de la subida a la Cruz de Bargagain y la creación de una sección de triatlon. El veterano atleta, con espíritu joven, ejemplarizó con su testimonio el esmero y cuidado de Sakana entera por el deporte. No pudo olvidar que Alsasua conserva las competiciones más antiguas de Navarra en determinadas disciplinas, entre ellas, ciclismo.


EL 'DIENTE DE LEÓN'

Las emociones que fueron trasladándose a la pintura por imaginación y capacidad de Itziar Nazabal. Apareció en una de las salas de la Casa de Cultura Iortia embutida en un traje de neopreno, con las manos protegidas con guantes “Hace unos meses me diagnosticaron una enfermedad que me impide desarrollar mi pasión, la pintura”. También la artista alsasuarra se ha reinventado y hecho de su cuerpo un soporte con el que trazar líneas. Ayer dibujó un Diente de león como símbolo de resiliencia ante la dificultad. Su demostración resumió el valor humano de una villa muy ilustre.

Un viaje al corazón de Alsasua


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE