Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Pamplona

Reapertura de la heladería Nalia en el paseo Sarasate

El nuevo local, más espacioso, alberga también el obrador

Reapertura de la heladería Nalia en el paseo Sarasate
La nueva heladería Nalia en el número 10 del paseo Sarasate.
CEDIDA
Actualizada 19/04/2021 a las 17:35

La heladería Nalia ya ha comenzado la temporada en su nueva ubicación en el paseo Sarasate número 10. Este veterano establecimiento se ha movido unos metros, al edificio que actualmente está en obras, que data de 1780 y es de los más representativos del Burgo de San Nicolás, con sus balcones de forja y su ladrillo rústico. La nueva heladería ocupa ahora un espacio mucho más grande, de tal forma que su expositor permite albergar doce variedades más de helado, destaca su propietario, Vicente Serrano González, de 49 años. Además, en la amplia trastienda que da a la calle Lindachiquía se sitúa ahora el obrador. “Si se agota una tarrina de helado podemos reponer sin esperar al día siguiente”, comenta. Se ha renovado parte de la maquinaria, que es de refrigeración por agua con circuito cerrado y por tanto con menor consumo de agua. Hay también modernos filtros de HEPA y tres extractores para la renovación del aire y garantizar las condiciones sanitarias del helado.

Para Vicente Serrano, tercera generación en el negocio, este es “un proyecto de vida” en el que lleva trabajando más de dos años y que no sin dificultades ha salido adelante. De ahí su “satisfacción personal”. La inauguración fue el sábado con familiares y amigos, entre ellos sus padres, que llevaron las riendas del negocio durante 35 años, los mismos que lleva él. El domingo ya trabajó a buen ritmo. Entre semana abre por las tardes. La nueva heladería, diseñada por Óscar Vidaurre, destaca por toque rústico. Las maderas de roble del techo pertenecen a la tarima de un viejo edificio del Casco Antiguo, recuperada por Óscar Vidaurre. Las estanterías también provienen de antiguas vigas de roble. El muro de ladrillo rústico no se ha tocado. Y la puerta del baño es de un antiguo armario. La rotulación también ha cambiado para darle un toque más vintage.

Desde 1939 está abierta esta heladería, fundada por Nicanor Mendiluce. Es por tanto, la decada de Pamplona. Cuando José Serrano, tío abuelo de Vicente, llegó desde Alicante para trabajar en la heladería, el paseo Sarasate sólo tenía al otro lado el edificio del Banco de España y el de Correos. “El resto era campo”. A Vicente Serrano hijo le ha tocado adaptarse a los nuevos tiempos. “Ahora tenemos variedades para intolerantes a la lactosa y al gluten, alérgicos a frutos secos, al huevo y también para veganos”, comenta. Entre las novedades de esta temporada, está el sorbete de fresa con zumo de naranja y el helado de coco con jengibre y alga espirulina, “que está de moda por sus propiedades nutritivas”.

Te puede interesar


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE