Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Navidad

Combinado para Nochevieja

Dicen que en la variedad está el gusto. Y esa es la tendencia que palparán las calles de Pamplona en la última noche del año. Disfraces tantos como personas: indios, vaqueros... todo vale para disfrutar

Ampliar El trasiego de personas ayer por La Máscara, en la calle Abejeras de Pamplona, fue constante, sobre todo por la tarde
El trasiego de personas ayer por La Máscara, en la calle Abejeras de Pamplona, fue constante, sobre todo por la tardeBUXENS
Actualizado el 29/12/2022 a las 10:09
Si lo piensan bien, puede que dejar todo para última hora se haya convertido en una forma de vida. Está claro que no para todos, siempre los hay organizados, pero seguramente conozcan a alguien que encaje dentro del perfil. Alguien que, por más que intente gestionar su tiempo y actuar de otra manera, no lo consigue.
Puede que porque, de alguna manera, también disfruta sintiendo que el tiempo se le echa encima. Sea de una y otra manera, lo cierto es que Nochevieja es y será el 31 de diciembre. Y que hoy, a 29, todavía queda margen para decidir el atuendo estrella de la última noche del año. Es una tendencia que bien conocen en los comercios más representativos en estas fechas. Eregui, La Golosina, La Máscara... Ejemplos tantos como oportunidades para convertirse en aquello que más deseas. Y lo mismo vale princesa por sorpresa que duende, vikingas o vampiros.
Quizá por eso, este año, la vorágine apunta a que los disfraces que se vean por las calles de Pamplona serán precisamente eso: un tótum revolútum en el que, de momento, no destaca una temática concreta. Indios, vaqueros, piratas, cocineros, magos... la lista se circunscribe a casi las mismas inclinaciones en uno y otro sentido. Eso sí, destacan quienes se encuentran al otro lado del mostrador, con tal cantidad de matices que nada tiene que ver uno con otro. “De piratas tenemos a la venta más de diez modelos diferentes, que varían además dependiendo del complemento que decidas encajarle”, explica Sonia Barcos, encargada de La Golosina.
Y a pesar de que son conscientes de que la gente no se ha puesto las pilas todavía, lo comparan con las últimas compras de Nochebuena o Reyes Magos. “Siempre falta algo en las horas previas, es una constante”, dicen. Y añaden que incluso el mismo día de autos, el propio 31 por la mañana, será de locos. “Siempre pasa lo mismo”, bromean en los comercios, que, por otro lado, agradecen poder volver a ver “la luz” después de dos años entre sombras.
SIMILARES Y DISTINTOS
Es por eso que confían en que las ganas de salir, de animar una cena en familia y de esa alegría innata a celebrar todo lo bueno que seguro nos deparará este nuevo 2023 sea el gancho que necesitan. “Llevamos 51 años en esta tienda y ya tenemos más de 450 modelos de adulto, así que opciones, hay”, animan desde La Golosina. En La Máscara, que valoran el movimiento de ventas como ‘similar’ a otros años. “Animales, indios... cualquier cosa parece que viene bien para esta Nochevieja”, entienden desde la calle Abejeras.
Una inclinación que todavía no han palpado con fuerza en Eregui (Villava). “Ha venido gente, pero no mucha, la verdad”, admiten. Sin predisposición aparente en cuanto a modelos o tendencias de disfraces, desde esta tienda situada en el polígono Landazábal saben que la espera es su mejor aliada. “Esto es cosa de última hora”.

El poder de Netflix

Así como otros años, El Juego del Calamar o La Casa de Papel dibujaron una clara tendencia en cuanto a los gustos de la inmensa mayoría, este año, la excepción confirma la regla. Y es que, quizá los disfraces relacionados con Miércoles (mítica niña de piel pálida y largas trenzas oscuras de la familia Addams y que ahora protagoniza una serie en la popular plataforma televisiva) pueden ir superando al resto. “Pero poco”, admiten desde las tiendas más habituales. Está claro que, en cuanto a gustos, no hay nada escrito.

Ser y no ser

a Una noche en la que las licencias están más que permitidas. Con respeto, entiéndase. Convertirse en aquello que siempre ha llamado tu atención es perfectamente posible, sobre todo cuando la finalidad no es otra que volver a compartir alegría entre amigos o cenas en familia. Cuando disfrazarse parece cosa de niños, Nochevieja vuelve a demostrar que esas ganas de soñar y brindar por las sorpresas que están por venir bien merecen un paréntesis. Libertad bajo un sombrero de cowboy. 

Noelia Gorbea

volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora