Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Cantera

Los jóvenes de Osasuna que piden paso al primer equipo

Aimar Oroz y Pablo Ibáñez son algunos de los jugadores que opositan a dar el salto, que será decisión de Arrasate

Ampliar Aimar Oroz, uno de los grandes destacados del Promesas
Aimar Oroz, uno de los grandes destacados del PromesasJ.P. URDIROZ
Actualizado el 18/05/2022 a las 07:57
La competición bajará el telón este domingo en El Sadar y con ello se abrirá un tiempo nuevo en Osasuna, el de los despachos. Llega el momento de la confección de nueva plantilla 2022-2023, tarea para la que se reunirán en Tajonar Jagoba Arrasate y Braulio Vázquez. Aunque hay trabajo adelantado gracias a la salvación conseguida con tanta antelación y el club lleva tiempo moviéndose para avanzar algunos refuerzos, quedan por definir elementos importantes. Por ejemplo, qué futbolistas del Promesas harán la próxima pretemporada y, de ellos, quiénes están potencialmente capacitados para dar el salto. Hay jugadores que dicen adiós y otros que llaman a la puerta desde abajo.
La extraordinaria campaña del filial ha sido una de las mejores de su historia por su regularidad. Sin mal de altura, ha terminado con un brillante ascenso a la renovada división de bronce. Solo dos derrotas y la friolera de 72 goles a favor. Santi Castillejo ha elevado al mejor nivel a su bloque, pero dentro de esta excelencia colectiva no hay que obviar el rendimiento individual de varios de sus activos.
El Promesas no deja de ser un trampolín de formación hacia la estampa profesional y será ahora el propio Arrasate quien tome la decisión sobre algunos nombres propios. Aimar Oroz ha facturado números de primer orden. Once goles y catorce asistencias en 32 partidos, según le atribuye su propio míster. Su fútbol ha sido diferencial en la categoría, pero todo no queda ahí. En el club, valoran de forma muy positiva el crecimiento físico que ha tenido el talentoso mediapunta. Ha dado un paso en su cuarto año en el filial. Siendo uno de los líderes con el brazalete de capitán, ha demostrado personalidad. De su último contrato se sabe que firmó hasta 2023, con 14 millones de cláusula, aunque el club tiene la garantía con todos los integrantes del Promesas de poder renovarles dos años de forma unilateral. Está llamado a dar el salto.La pregunta es cuándo. Arrasate le seguirá en pretemporada y luego se verá. Con 20 años, competir en una categoría como la Primera RFEF tampoco le frenará en su progresión.
En verano también estará Pablo Ibáñez, que el domingo jugaba su último partido con el Promesas. El centrocampista se ha ganado su presencia en la primera plantilla, ficha incluida. Autor de nueve goles, ha jugado en los 34 partidos. Firmó recientemente hasta 2024 con 25 millones de cláusula. Solo la edad le ha impedido debutar. De hacerlo, al no ser sub 23, se le habría cerrado la puerta para volver al filial. Si no convence a Arrasate, saldrá cedido a un Segunda. Es la intención del club. Su nivel competitivo ha sido alto. Tiene 23 años.
Pablo Ibañez pasa al primer equipo y luego será decisión de Arrasate si sale cedido o se queda
Pablo Ibañez pasa al primer equipo y luego será decisión de Arrasate si sale cedido o se quedaJ.P. URDIROZ
Iker Benito es otro de los rostros que ha saltado a las tribunas mediáticas durante el curso. El explosivo extremo ha jugado en cuatro encuentros con el primer equipo, siendo titular en un escenario como el Camp Nou. Del filial, es quien más entrenamientos ha completado con Arrasate. 18 años, 6 millones de cláusula (10 con el primer equipo) y contrato potencial hasta el 2025. Aunque Jagoba le quiera ver de cerca, la Primera RFEF puede ser un ecosistema perfecto para su evolución.
Iker Benito, el jugador del filial que más ha contado para Jagoba esta campaña
Iker Benito, el jugador del filial que más ha contado para Jagoba esta campañaJ.P. URDIROZ
Lo mismo ocurre con otros jugadores a los que no se les quita el ojo. También ha debutado el central Unai Dufur, que conoce la dinámica del trabajo diario. Ha cumplido los 23 años, con el hándicap que supone para los filiales. No hay que olvidar a otros talentos como Iker Muñoz o Xabi Huarte, con influencia relevante en el sistema de Castillejo y números destacados.
“Lo importante es formar futbolistas para el primer equipo, pero cuanto más alto esté nuestro filial para competir, será muchísimo mejor para todos”, señalaba Braulio Vázquez nada más producirse el ascenso del Promesas. “Será fantástico para nosotros una categoría tan dura como la Primera RFEF, a nivel de crecimiento y formación”.
Moncayola y Javi Martínez han sido los últimos en dar el salto al profesionalismo. También salieron del manto de Castillejo. “Los Monca, las apariciones de Iker (Benito), cómo está Aimar ahora... Todos han mejorado a título individual”, valoraba el director deportivo, consciente de la dificultad que ha entrañado la escalada delPromesas desde Tercera.
LA PLANTILLA, MÁS CORTA
La idea de plantilla puede favorecer la presencia de jóvenes del filial. Esta temporada, Arrasate tuvo a su disposición a 27 efectivos, siempre con el covid de fondo sin saber los efectos. En invierno se fueron Ontiveros, Rober Ibáñez y Jaume Grau, y ahora acaban contrato Oier, Iñigo Pérez y Ramalho. Manu Sánchez regresará al Atlético, mientras que Juan Pérez y Barbero pueden salir al no tener sitio. Puede haber alguna cesión más.
Osasuna tendrá un plantel más corto. Se plantean refuerzos que aumenten el nivel. Se habla de cuatro. Tres jugadores de campo de garantía en Primera que mejoren al equipo y un portero que llegue como alternativa a Sergio Herrera en un momento dado y haga subir la competencia.
volver arriba

Activar Notificaciones