Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

música

Los 3 sanfermines de Georgie Dann

El cantante ofreció 3 conciertos en Pamplona en 1985, 1988 y 2008, y tuvo una peña en Cascante

Georgie Dann, en su última actuación en Pamplona, el 10 de julio de 2008 en la plaza de la Cruz
Georgie Dann, en su última actuación en Pamplona, el 10 de julio de 2008 en la plaza de la Cruziván benítez
Publicado el 03/11/2021 a las 22:53
El rey de la canción del verano, que pasaba toda la temporada estival de concierto en concierto por Europa, no podía faltar a una de las fiestas patronales más internacionales y con más tirón veraniego. Por eso, Georgie Dann, protagonizó conciertos hasta en tres ocasiones durante los sanfermines. Las dos primeras, el 13 de julio de 1985 y el 12 de julio de 1988, visitó las verbenas del Club Larraina (donde llegó a cobrar 900.000 pesetas por su actuación); y la última, el 10 de julio de 2008, ya con 68 años y contratado esta vez por el Ayuntamiento de Pamplona, actuó ante una abarrotada plaza de la Cruz. Eso sí, algo “contrariado”, porque le programaron a las ocho de la tarde y no pudo lucir bien su “gran equipo de luz y sonido”.
1985 ‘EL AFRICANO’
A mediados de los 80 era común en Pamplona que las actuaciones musicales importantes de San Fermín tuvieran lugar en las verbenas de las tres grandes sociedades deportivas de la ciudad: el Club Natación, el Club Larraina y el Club de Tenis. Asi que Georgie Dann, la primera vez que actuó en la capital navarra, el 13 de julio de 1985, lo hizo en el Club Larraina.
Precisamente ese año, la crisis económica había hecho que el Club Natación se descolgara de la actividad y rehusara traer a Pamplona a un artista de renombre, por lo que Diario de Navarra publicaba en junio de ese mismo año los honorarios de los artistas más cotizados del panorama nacional y que oscilaban entre los 3 millones de pesetas de Luis Cobos hasta las 650.000 de Ángela Carrasco.
Camilo Sexto cobraba por aquel entonces 2, 5 millones de pesetas por actuación; Rocío Jurado, 2,2 millones; Luis Eduardo Aute, 2; y Bertín Osborne, Silvio Rodríguez, Paloma San Basilio o Mocedades, un millón y medio. Pues bien, las actuaciones más caras de esos sanfermines fueron las de Juan Pardo, en primer lugar, con 1.300.000 pesetas; seguida de Georgie Dann, con 900.000, y Tip y Coll y Joaquín Sabina, con 700.000. Los dos primeros actuaron en el Club Larraina, y los otros dos, en el Club de Tenis.
Aquel año, en el que la canción El africano de Georgie Dann se convirtió en un “himno de los sanfermines”, el cantante contó a este periódico que Pamplona le había parecido “fenomenal” y que “después del concierto, se quedaría a ver el encierro desde un balcón de la Estafeta, y luego se iría a tomar chocolate con churros”.
1988 ‘MÁS BUENAS QUE TÚ’
La segunda vez que el músico francés actuó en Pamplona, el 12 de julio de 1988, lo hizo ante unas 3.000 personas, que ‘entregadas’ al show, según la crónica de Diario de Navarra, corearon con el cantante sus éxitos veraniegos de los últimos diez años. Y ante el coro de las seis exuberantes bailarinas, que acompañaban a Dann y cambiaban con gran celeridad de vestuario entre actuación y actuación, algún espectador le espetó: “¡Están más buenas que tú!”.
El campesino, Macumba, La negra gorda, El chiringuito, de nuevo El africano, El bimbó o Paloma blanca fueron los temas más aplaudidos y que repetín su fórmula exitosa de siempre: canciones simples, letras picarescas y ritmos de salsa.
Dann, que tres años antes había reconocido que “tenía suerte, porque el público ya le había situado en un estilo y sabía lo que tenía que darle”, abundaba en esa idea y afirmaba que “le gustaba que el público le identificara con un estilo propio, cosa que muchos cantantes luchaban por conseguir”. Además, para romper con el mito de la canción del verano, anunció el tema de El soltero, que lanzaría ese otoño y “sonaría también en invierno”.
2008 NADA DE CHIKI CHIKI
La última vez que Georgie Dann visitó Pamplona, el 10 de julio de 2008, actuó ante centenares de personas que abarrotaron la plaza de la Cruz y que coreraron sus canciones durante dos largas horas, pese a que muchas de ellas no se consideraban “incondicionales”.
En una entrevista en este periódico previa al concierto, Dann, casado con una catalana desde 1974, aseguró que “conocía este país mejor que el 80% de los españoles”, españoles cuyo cariño le ocasionaba a veces el tener que ser escoltado por la Guardia Civil. Preguntado por el paralelismo de su música veraniega con el Chiki chiki, la canción que representó a España en Eurovisión ese mismo año, dijo: “Yo no hago ese tipo de chiki chiki ni nada, pero respeto a todos”.

La peña de Georgie Dann en Cascante

En Navarra, como en tantos otros lugares, el cantante de música ligera siempre tuvo sus incondicionales y llegó a contar hasta con una peña con su nombre en Cascante. Precisamente, esta agrupación festiva tuvo su protagonismo en los medios en septiembre de 2006, dos años antes de la última visita del músico a Pamplona, al lograr el primer premio del VIII Concurso gastronómico de pebres (rancho de patatas y pimientos) de Cascante. Toda una anécdota para la posteridad.
volver arriba

Activar Notificaciones