Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Caza

Las palomeras devolverán dinero a cazadores de fuera de Navarra

Etxalar reserva 15.000 € para reparar el mes de cierre perimetral que prohibe el paso a aficionados de fuera

Un cazador atisba el horizonte, en busca de la ansiada paloma, en uno de los parapetos de Valcarlos.
Un cazador atisba el horizonte, en busca de la ansiada paloma, en uno de los parapetos de Valcarlos.
Cedida
Actualizada 06/11/2020 a las 06:00

Ayuntamientos y concejos con parapetos de caza compensarán a aficionados de fuera, principalmente venidos de Guipúzcoa, por el mes sin poder dar rienda suelta a su afición. Las limitaciones de paso fijadas por Navarra y País Vasco para atajar la propagación del coronavirus, salvo escepciones justificadas, acotan las posibilidades de caza a practicantes de sus territorios en las semanas cruciales de pasa. Aunque la campaña oficilamente se pueda alargar hasta diciembre, de normal, las bandadas sobrevuelan Navarra desde mediados de octubre hasta la segunda o la tercera semana de noviembre.

En esta tesitura, parapetos instalados en pueblos con tradición cinegética, caso de Etxalar, Donamaria, Baraibar o Valcarlos, entre otros, están vacíos de guipuzcoanos y franceses.

Durante las subastas de septiembre, y a la vista de las circunstancias que podían presagiar un confinamiento como el decretado perimentralmente, cuadrillas de cazadores guipuzcoanos y autoridades locales alcanzaron un principio de acuerdo para establecer algún mecanismo de compensación. Así, al menos, lo hicieron Etxalar y Baraibar.

A la vista del compromiso adquirido, el Ayuntamiento del primer término acordó en pleno la habilitación de una partida con fines compensatorios. “Creemos que con 15.000 euros podremos tapar”, en palabras utilizadas por el alcalde, Miguel Mari Irigoien, el mes de las afecciones.

Baraibar, a su vez, calcula una devolución de 20.000 de los 30.000 que en los últimos años arroja la subasta de 36 de los 43 puestos que dispone. “El 80% de los cazadores son guipuzcoanos. No se les puede hacer un feo ahora que no pueden venir. Son muchos los años que llevan algunos viniendo a Baraibar”, señalaban ayer en este concejo de Larraun. Gorriti es otro de los pueblos en el propio valle, en igual situación. “Luego tenemos 9 tarjetas de becada, 4 para cazadores del pueblo y las otras 5 se subastan. Hay cazadores guipuzcoanos que no pueden venir aunque la temporada se estira en este caso hasta el 31 de enero. Cada tarjeta se subasta por unos 1.000 euros”, aclaran en Baraibar.

El Ayuntamiento de Valcarlos, que encuentra en la caza una fuente de 130.000 euros de recaudación para sus 600.000 de presupuesto, reingresará la parte proporcional sin práctica que abarque el período entre el 10 de octubre y el 10 de noviembre.

UN MONTE DE DONAMARIA

La alcaldesa de Donamaria, Natalia Rekarte, avanza la voluntad del Ayuntamiento de dialogar con cazadores guipuzcoanos a fin de alcanzar un acuerdo por el perjuicio que les acarrea el doble confinamiento perimetral, que, en el caso del País Vasco, además se ve acentuado por la prohibición de traspasar los límites municipales.

Según dice, la adjudicación de los puestos del monte Bidakorri tiene como destinatarios a habituales que proviennen de Guipuzcoa. Sólo estos puntos aseguraron 8.250 euros sin IVA a las arcas municipales. La primera edil coincide con homólogos de otros pueblos en el clima de entendimiento con los afectados por el vínculo estrecho establecido a lo largo de años.

Por otro lado, expresa su desconcierto y desilusión por las gestiones infructuosas realizadas con el Gobierno foral para tratar de buscar una solución que satisfaciera a todas las partes una vez anunciado a mediados de octubre del primer confinamiento perimetral. “Hicimos llamada tras llamada y no obtuvimos ninguna respuesta del Gobierno. Al final, ha sido un buscarse la vida cada pueblo con el tema de la caza”, lamenta la primera edil.

La buena disposición de los titulares de los montes, salpicados de palomeras, repercutirá en el desequilibrio de sus presupuestos. En el caso de Baraibar, por ejemplo, la devolución de los 20.000 euros les privará de una importante vía de ingresos para equilibrar los gastos en un pueblo de menos de 100 habitantes.

Un cohete por el centenar de docenas cazadas en red en Etxalar

Poco antes de las once de la mañana del jueves, un cohete rasgó el cielo en el collado de Iarmendi, en la divisoria con Francia de Etxalar. “Se ha alcanzado el centenar de docenas”, aclaró el alcalde, Miguel Mari Irigoien. La observación acústica vino a significar el logro de una marca nada desdeñable en la modalidad de red. La disciplina, basada en el lanzamiento de un señuelo con forma de paleta que obliga a realizar un descenso pronunciado a las bandadas, se remonta a 1378. Hace 70 años se contabilizaban 1.200 docenas de palomas capturadas. Una veintena de vecinos conserva la tradición. Hay visitas guiadas a las palomeras de Etxalar sábados, domingos y festivos hasta el día 20. La novedad de este año se encuentra en la creación de dos grupos al día, uno en euskera (10.00 horas) y el segundo en castellano (12.00 horas). Todo ello con medidas de seguridad por la crisis sanitaria.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE