Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Estella

Faltó mucha merindad

Se ausentaron buena parte de los 72 municipios invitados al día que el miércoles de fiestas dedica a la comarca, pero quienes acudieron lo disfrutaron

Ampliar Foto de familia del os representantes municipales de toda la merindad reunidos este miércoles en el penúltimo día de fiestas de Estella
Foto de familia del os representantes municipales de toda la merindad reunidos este miércoles en el penúltimo día de fiestas de EstellaMontxo A.G.
Actualizado el 11/08/2022 a las 08:55
Visto y no visto. Así ha transcurrido esta legislatura el día que el programa de fiestas de Estella dedica a la merindad desde que se institucionalizó en el 2000 con Mª José Bozal como alcaldesa. En agosto de 2019, los que se estrenaban como cargos electos tras los comicios de mayo de ese año acudieron a la capital de la comarca en su penúltima jornada festiva. Después, parón por la pandemia. Y este miércoles, reencuentro pensando ya en que un nuevo mandato anuncia su final para los 72 municipios convocados.
Buena parte de ellos faltaron a una cita que se quedó así a “media entrada”. Para muchos de los que acudieron sí fue una oportunidad para conocerse en esta legislatura atípica que les ha dejado pocos momentos para hacerlo. A la una de la tarde, recepción en el salón de plenos con reparto de pañuelos de los concejales de Estella a sus compañeros de otras localidades. Después, brindis, aperitivo y foto oficial con los gigantes.
El alcalde de Estella, Koldo Leoz, agradeció en su bienvenida la presencia de todos los que forman los ayuntamientos después de dos años muy duros y reconoció la solidaridad con la que se ha trabajado a diario para “mejorar la vida de los vecinos y vecinas en una labor que no es fácil”. En cuanto a la merindad, abogó por la unión ante una situación muy difícil. “ Vienen años muy complicados en los que la única manera de salir será el trabajo hombro con hombro pensando que somos parte de algo más grande”.
Siguieron en el salón de plenos las conversaciones entre ediles de norte a sur de la comarca. Del pequeño distrito de Mendaza se desplazó una nutrida representación encabezada por el alcalde, Javier Senosiáin, con las concejalas Joana Eguílaz y Laura Aramendía. Les acompañó Ana Escala, periodista y estudiante de Sociología que realiza este verano sus prácticas de Erasmus rural .
De Zúñiga, se acercó uno de los alcaldes veteranos, Pedro Mª Oteiza, del valle de Yerri lo hizo Edorta Lezaun y del de Guesálaz la nueva alcaldesa Raquel Muñoz. Eugenio Barbarin, de Villamayor de Monjardín, Carmen Puerta, de Barbarin, y Francisco Javier Fernández, de Muniáin-Aberin, estuvieron entre otros representantes de pequeños ayuntamientos.
SIN CAMBIO DE FORMATO
La poca asistencia llevó a la pregunta. ¿Se plantea un cambio de formato para recuperar el tirón de la jornada? ¿Volver a la comida original que fue suprimida? El concejal de Cultura del Ayuntamiento de Estella, Regino Etxabe, a cuya área compete la organización del programa festivo respondió que no es algo que se haya pensado. “El cambio fue en su momento en cuanto a las comidas y, aunque puede crear dudas, hay muchas personas que no las necesitan para acercarse y vivir ese momento. Sí se ha pensado este día en potenciar el lado de merindad no tanto entre instituciones sino más entre ciudadanos, con charangas o asociaciones”, subrayó sobre una posibilidad que queda, en cualquier caso, para la próxima legislatura.
De momento, si por algo se valoró positivamente la convocatoria fue por esa oportunidad de conocerse, de ponerse cara más allá de las coincidencias en foros o reuniones oficiales. En una misma conversación se encontraban el alcalde de Oteiza, Rubén Martínez, el de Abárzuza, Alberto Pagola, y el de San Adrián, Emilio Cigudosa. Poco tienen en común, reconocían, las inquietudes de un municipio de Tierras de Iranzu como Abárzuza como, en la Ribera, el segundo de mayor población de la merindad. “No nos conocíamos de nada y de eso precisamente estábamos hablando. Cuando acudimos a reuniones te tienes que ceñir al plan de trabajo y encontrarnos de otra manera es interesante para hacer equipo”, subrayaba Emilio Cigudosa. Presidente también de Mancomunidad de Montejurra, apuntaba a los crecientes gastos energéticos como una preocupación hoy común para todos los ayuntamientos. “Las luchas diarias son distintas, pero es importante conocernos”, añadía Alberto Pagola.
De otra de las grandes localidad del sur, Azagra, se desplazó su alcalde, Rubén Medrano. “Es la primera vez que vengo y me hacía ilusión estar con los compañeros, conocer a los de localidades pequeñas con los que no coincidimos porque, además, estamos lejos, entre la Ribera y Tierra Estella”, decía. Otras localidades como Ayegui, Lodosa o Mendavia estuvieron también representadas por corporativos o, como el caso de Sesma, por la alcaldesa Charo Echávarri.
Todos ellos y el resto de asistentes posaron después en familia alas puertas del consistorio. Se tardó esta vez más de lo habitual y hubo dudas sobre si estarían o no los gigantes. Desde la comparsa, que sí llegó finalmente para ese momento, se indicó que no tenían notificación oficial para acudir por lo que, tras parar y ver que no había nadie abajo, siguieron su recorrido para regresar después.
Más información sobre fiestas de Estella 2022:
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE