Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Política

El Gobierno vasco rechazó ayudar a Davalor y se lo comunicó a Ayerdi

Lo expone la consejera vasca Arantxa Tapia en una respuesta escrita al grupo de PP y Cs del Parlamento de Euskadi

El Gobierno vasco rechazó ayudar a Davalor y se lo comunicó a Ayerdi
El Gobierno vasco rechazó ayudar a Davalor y se lo comunicó a Ayerdi
Publicado el 20/03/2021 a las 06:00
La empresa Davalor Salud pidió colaboración económica al Gobierno vasco por medio de su sociedad pública de capital riesgo Grupo SPRI que, después de analizar la solicitud, la denegó. Esta decisión fue comunicada a Manu Ayerdi, consejero entonces del Gobierno de Navarra.
“Al tratarse de una empresa navarra”, la consejera de Desarrollo Económico del Ejecutivo de Iñigo Urkullu, Arantxa Tapia, “trasladó en una de las habituales conversaciones telefónicas con su homónimo navarro la existencia de dicha solicitud, así como la decisión que había adoptado el Gobierno vasco al respecto”. De esta manera lo indica la propia Arantxa Tapia en una respuesta por escrito a una serie de preguntas formuladas por el portavoz del grupo de PP y Ciudadanos en el Parlamento de Euskadi, Carmelo Barrio.
Mientras la sociedad SPRI del Gobierno vasco rechazó ayudar económicamente a Davalor, su homóloga en Navarra, Sodena, sí lo hizo. Le concedió casi 3 millones de euros durante la pasada legislatura, entre 2015 y 2017, cuando Manu Ayerdi era consejero de Desarrollo Económico en el Gobierno encabezado entonces por Uxue Barkos y, como tal, presidente del Consejo de Administración de Sodena. Ayerdi repitió como consejero en la actual legislatura en el Ejecutivo de María Chivite, hasta que el pasado 29 de enero dimitió debido a la causa penal abierta contra él por presuntos delitos de prevaricación y malversación de caudales públicos en relación a los préstamos a Davalor.
Las preguntas del parlamentario popular Carmelo Barrio a Arantxa Tapia tienen como base un total de 3,3 millones de euros perdidos en Davalor por dos fundaciones y una sociedad con representantes del Gobierno vasco en sus patronatos o consejos: las fundaciones de los centros tecnológicos Tekniker (2,4 millones de pérdidas más 100.246 euros de intereses, según Barrio) y Vicomtech (163.148 euros), y Elkargi (560.442 euros de “avales fallidos”). “Cada año Tekniker y Vicomtech realizan más de 150 proyectos de I+D con empresas. La mayoría de los proyectos tienen resultados positivos, pero es habitual que algún proyecto genere pérdidas. Estas pérdidas han sido siempre compensadas por los resultados positivos. Ambos centros informan al patronato de los datos generales y de las cantidades que se deben de aprovisionar por los proyectos fallidos”, le señala la consejera vasca a Barrio, para detallar que los trabajos de Tekniker y Vicomtech como proveedores “de Investigación y Desarrollo Industrial (Tecnología)” de Davalor finalizaron en 2015. El proyecto de investigación consistía “en la generación de un sistema automático para la realización de pruebas de optometría”.
Entre sus preguntas, el portavoz de PP-Cs en la Cámara de Vitoria se interesó por si se adoptó “alguna medida técnica, jurídica o política” por parte del Gobierno vasco “a fin de evitar los incumplimientos de Davalor Salud con respecto a sus obligaciones de pago”. Tapia le responde que los centros Tekniker y Vicomtech “han adoptado las medidas técnicas y económicas correspondientes con arreglo a los protocolos que han sido revisados por auditores externos todos los años con resultados positivos”, y que “no procede la adopción de medidas políticas”. La consejera señala por otro lado que, en las cuentas anuales de las entidades con representación del Ejecutivo vasco, quedan reflejadas contablemente las pérdidas provocadas por la declaración de concurso de acreedores en julio de 2018, posteriormente declarado culpable en marzo de 2020.
volver arriba

Activar Notificaciones