x
Activar Notificaciones

Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
JUEGOS OLÍMPICOS

Quijera, Melero o Gurbindo, a la espera de una nueva oportunidad para estar en los Juegos de Tokio

El retraso de los Juegos otorga ahora nuevas opciones al lanzador y a la fondista, así como al jugador de balonmano

Foto de Eduardo Gurbindo que, lesionado desde mayo, encara el final de su recuperación.

Gurbindo, lesionado desde mayo, encara el final de su recuperación.

CEDIDA
27/03/2020 a las 06:00
A+ A-

Al igual que Estela Navascués, otros deportistas navarros pueden encontrar en el aplazamiento de los Juegos de Tokio una nueva oportunidad para poder ser olímpicos. “Una ventana abierta cuando ya los daba por imposibles”, como explicaba Eduardo Gurbindo, internacional de balonmano que lleva lesionado desde mayo de 2019. Él, como los atletas Maitane Melero, Manu y Nico Quijera o el pistard Juan Peralta, están a la expectativa de los criterios de sus federaciones y, sobre todo, de cómo evolucione la crisis.

MELERO, CON PLAZA PROVISIONAL

“El objetivo de los Juegos va a estar ahí y pelearé por ello, pero ahora de una forma diferente. No sé qué haré”, explicaba Maitane Melero, quien afrontaba una etapa clave de la temporada cuando se decretó el confinamiento. “En mis últimos test había conseguido los mejores valores de mi vida. La planificación era buena y todo muy bien encaminado”, aseguraba. De hecho, la navarra, en el último ranking oficial publicado el pasado lunes por la World Athletics tendría ya plaza para competir en Tokio en el 5.000m al ocupar la 40ª plaza de las 42 posibles en los Juegos. No obstante, la navarra podría mejorar por el mayor número de citas puntuables en las que podría correr.

“También te digo que, ahora mismo, lo que más me preocupa no tiene nada que ver con el deporte ni los Juegos. La salud y las personas están por encima de todo ello. No creo que nadie pueda hacer planes a largo plazo. No sabemos bien cómo ni cuándo va a acabar esto”, reconocía la deportista, madre de Ilai, un niño de 4 años. “No dejo de entrenar pero mi vida se centra ahora en que el confinamiento afecte lo menos posible a mi hijo -dice-. Aquí hay planes estratégicos para muchos temas, pero ¿quién ha pensado en los niños? Nadie. No pueden salir de casa, no pueden socializar con otros niños... ¿Hay planes para prevenir cómo les puede afectar la situación? Eso es lo que más me preocupa ahora mismo, la verdad”.

Te puede interesar

OBJETIVO PARA LOS QUIJERA

Quien se plantea ahora su presencia en los Juegos de Tokio como “principal objetivo” es Manu Quijera. El lanzador de jabalina del Pamplona Atlético se encuentra según el último ranking en el puesto 36º, a sólo 11 puntos de meterse entre los 32 que irán a Tokio. “A principios de año nos lo habíamos planteado y, si la temporada hubiera sido normal, creo que hubiera podido estar entre ellos”, reconocía este jueves el navarro, quien no dudó al afirmar que, con este aplazamiento, el objetivo se reafirma. “A ver cómo evoluciona todo, pero tener unos meses más de preparación siempre es positivo. En ese aspecto, el aplazamiento de los Juegos es una buena noticia tanto para Nico -su hermano y también lanzador- como para mi”, aseguraba el vigente campeón de España, que confía que “tras un año en blanco por una lesión” su hermano también pueda lograr el billete a Tokio.

LESIONADO DESDE MAYO

Precisamente, una lesión en la rodilla derecha -que le ha obligado a pasar dos veces por el quirófano- le ha hecho perderse los últimos compromisos de la selección española de balonmano, incluido el Europeo donde se colgaron el oro. Pero Eduardo Gurbindo, que ya empieza a correr y ejercitarse tras hacerlo desde mediados de mayo de 2019, no pierde la esperanza. “Ahora, tras la segunda operación, estoy ya bien y me siento mucho mejor, recuperando poco a poco”, decía el Hispano, jugador en el Nantes francés. “Ya daba los Juegos por perdidos. Era imposible llegar a tiempo. Ahora, al retrasarse, sí que tengo esa opción. Es una ventana que se me ha abierto pero quiero ir paso a paso. Aún quedan lejos. Lo primordial es que la rodilla se recupere al 100% y volver a jugar de forma normal. Trabajo ahora en casa para lograrlo aunque, lógicamente, no es la mejor forma posible. Pero no hay otra”, reconocía el pamplonés quien, irónico, decía “si para 2021 no tengo ya la rodilla bien, no la tendré nunca”.

En estos 11 meses sin jugar al balonmano, el seleccionador Jordi Ribera le ha llamado para seguir su evolución. “Sabe perfectamente mi evolución. Se ha interesado y se lo agradezco mucho”.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra