Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Teatro

Cuatro jóvenes navarros persiguen su sueño de ser intérpretes

Estos cuatro jóvenes, de entre 18 y 25 años, relatan sus primeras experiencias en el mundo de la interpretación. Descubrieron su vocación en la adolescencia, decidieron estudiar Arte Dramático y aspiran a dedicarse profesionalmente a la actuación

Foto de Iratxe Pascual, Asier Rikarte, Samira Suleimanova y Ariane Berrozpide Berrueta.
Iratxe Pascual, Asier Rikarte, Samira Suleimanova y Ariane Berrozpide Berrueta.
Actualizada 28/03/2021 a las 10:28

Ella podía haber sido una de las cinco amigas que acompañan a Amaia Aberasturi en la película 'Akelarre', premiada con cinco Goyas. Como tantas otras jóvenes -hubo un cásting de un año al que se presentaron más de 800 chicas-, Iratxe Pascual Astrain (Pamplona, 2001) también soñó con lograr un papel en la película dirigida por Pablo Agüero. Y estuvo a punto de lograrlo, porque llegó hasta la prueba final donde se escogió a cinco jóvenes para quienes este filme ha supuesto un espectacular debut.

Pascual, a quien ya desde niña le gustaba cantar y bailar, vivió sus primeras experiencias sobre el escenario en los musicales que monta la ikastola Jaso de Barañáin. “Me presenté a una audición y me cogieron como cantante, acróbata y actriz. De allí salí con una experiencia increíble y decidí que quería continuar por ese camino”. Cursó el Bachillerato de Artes Escénicas en el IES Alaitz de Barañáin.

El pasado septiembre, Iratxe Pascual se trasladó a Málaga para cursar el doble grado de Artes Escénicas y Arte Dramático en la Escuela Superior de Artes Escénicas de Málaga, centro apadrinado por el actor Antonio Banderas. “Estoy muy contenta. Está siendo un aprendizaje súper grande a nivel personal y profesional. Hay días que me pego todo el día en la escuela”, detalla.

A LAS PUERTAS DE PROTAGONIZAR ‘AKELARRE’

Con 18 años, Iratxe Pascual se presentó a su primer cásting profesional para la película 'Akelarre'. Fue en diciembre de 2018, cuando aún era alumna en el instituto Alaitz. “Lo recuerdo con muchísimo cariño porque desde el primer momento me sentí muy arropada por la directora de cásting, Txabe Atxa”, recuerda. Seis meses después, cuando ya casi se había olvidado de aquella experiencia, recibió una llamada de Txabe diciéndole que había sido seleccionada para el casting final. “¡No me lo esperaba, me puse muy nerviosa!”, recuerda.

“Hice la prueba en Donosti con otras dos chicas, era una de las escenas del grupo de amigas de 'Akelarre'. Antes de llegar allá, yo nunca había hecho ningún trabajo con cámara”, cuenta. Finalmente, no fue seleccionada. “En su momento me dio pena, me habría encantado participar en 'Akelarre', que encima es un peliculón, pero al final no pudo ser”.

Actualmente, Pascual está totalmente volcada en su formación. “Me quedan otros tres años por delante. Mi sueño es dedicarme al teatro musical, pero también me encantan el cine y la fotografía. Nuestros profesores de Málaga ya nos comentan que viene una generación de artistas muy fuerte. Cuanto más amplia sea tu formación, más oportunidades podrás tener. En la escuela también nos insisten en que esta profesión es muy exigente, tanto a nivel psicológico como físico”.

Te puede interesar

HIJO DE MARIBEL VERDÚ Y ASESINO DE LUIS TOSAR

Sin haber cumplido la mayoría de edad, el burladés Asier Rikarte Etxeberria pasó de ser un estudiante de bachillerato a codearse con dos grandes estrellas del cine español: Luis Tosar y Maribel Verdú. Fue en la película 'Ola de crímenes' de Gracia Querejeta, en la que interpretaba al hijo adolescente de Maribel Verdú. A Asier Rikarte siempre le había atraído la idea de subirse a un escenario. Con 13 años se apuntó a la Escuela de Actores Butaca 78 de Pamplona y después cursó el Bachillerato de Artes Escénicas en el IES Plaza de la Cruz, donde escribió un musical. Con 15 años ya participó en la película colectiva 'Kalebegiak', concretamente en la parte filmada por Gracia Querejeta. “Considero que el teatro es la forma más elevada que tenemos de conocernos. Cualquier conflicto o cualquier duda que tengas sobre la vida, lo puedes reflejar tú mismo en escena con tu propio cuerpo. Inconscientemente, eso era lo que me atraía del teatro. A mí el escenario me ayudó a conocerme mejor. Estaba en una época de crecimiento en la que tenía muchas dudas”, cuenta.

Su gran oportunidad le llegó a los 17 años con 'Ola de crímenes'. Realizó dos cástings, el primero en Bilbao y el segundo en Madrid con Maribel Verdú, “para ver qué energía teníamos los dos trabajando”. En aquel rodaje aprendió la importancia de tener seguridad en uno mismo: “Independientemente de tu método de interpretación, la clave es la confianza en ti. Sin eso no se puede construir nada”.

Rikarte confiesa que pasó “momentos muy malos” durante el rodaje de 'Ola de crímenes'. “Dudaba mucho de mí, pensaba: ‘Lo voy a hacer fatal delante de los cientos de miles de personas que me van a ver”. Encontró el apoyo necesario en el equipo de la película y en la propia Gracia Querejeta: “Ella tiene una forma de trabajar que tranquiliza mucho a todos los actores. Se te acerca al oído y te habla en voz baja para darte las indicaciones. Además, la actriz Montse Plá me cuidó un montón, se convirtió en mi hermana mayor”.

Rikarte compaginó el rodaje en Bilbao con las clases en el IES Plaza de la Cruz. “Con aquel rodaje aprendí más que nunca”, valora. Además, tuvo que enfrentarse al reto de matar al personaje que interpretaba Luis Tosar.

“Yo le había visto a Tosar en la película 'Te doy mis ojos', y me quedé impactado con su interpretación. Y de repente, dos o tres años después de ver aquella película, van y me dicen que yo tengo que matar a ese señor clavándole unas tijeras”, se ríe. “Antes de que yo le matara, Tosar se puso a insultarme. Fue una improvisación total. Creo que repetimos la escena cuatro veces, y en cada una se inventaba unos insultos diferentes. Fue muy guay rodar aquella escena”.

Actualmente, Rikarte está centrado en sus estudios de Arte Dramático en el centro Dantzerti de Bilbao. “No me veo siendo un intérprete que hace trabajos convencionales. Yo entiendo que el teatro y el cine son una manera de crear referentes que nos ayuden a cambiar la realidad. A mí encanta el cine español, pero la mayoría de películas son muy normativas y convencionales. Creo que todos los artistas tenemos que plantearnos cómo dar voz a otras realidades”.

En su caso, admira especialmente el trabajo realizado por ‘Los Javis’ con series como 'La Veneno'. “Me encantaría trabajar con ellos, eso por descontado. ¡Contratadme!”, concluye.

ESTUDIAR INTERPRETACIÓN CON MASCARILLA

En medio de la actual pandemia, los alumnos que este año cursan estudios de arte dramático están aprendiendo a actuar sin quitarse la mascarilla. “Está siendo muy raro”, comenta Samira Suleimanova, de 18 años, que se está formando en la Escuela de Mar Navarro, en Madrid. “Interpretar con mascarilla es todo un un reto, pero te ayuda a desarrollar más la imaginación”, opina.

Nacida en Ucrania, se vino a vivir a Pamplona con 13 años y descubrió el mundo de la interpretación en el Taller de Teatro del IES Navarro Villoslada. Justo antes del confinamiento, Suleimanova debutó como actriz en el musical 'Personajas', creado por Ana Artajo y Ion Martinkorena. “Descubrí que todo lo que me había gustado desde pequeña estaba llí”.

Suleimanova se metió en la piel de Carmela, el personaje de 'Ay, Carmela' de Sanchis Sinisterra. Para su sorpresa, su trabajo fue reconocido con uno de los premios Buero de de Teatro Joven que organiza la Fundación Coca Cola. “Cuando me lo contaron, no me lo podía creer. Para mí fue una motivación tremenda, me dio mucha confianza. Gracias al taller de teatro me planteé estudiar Interpretación”.

Actualmente forma parte de la compañía profesional Teatro a Quemarropa, junto a Artajo y Martinkorena, y participará en su próximo montaje, Inocentes. “Mi sueño es meterme de cabeza en el mundo teatral, porque es lo que a mí me llena y me hace feliz, pero sé que es un mundo difícil y también estoy abierta a trabajar en otro tipo de proyectos”.

CÁSTING PARA LA SERIE 'NARCOS: MÉXICO'

Cuando era pequeña, la tudelana Ariane Berrozpide Berrueta era una niña muy callada. Logró vencer su timidez gracias al teatro, que descubrió con 12 años al entrar en el grupo de teatro amateur As de T de Tudela. “Me encantaba disfrazarme en casa, así que sentía mucha curiosidad por la interpretación”.

Su afición al dibujo le llevó a cursar el Bachillerato de Artes Plásticas, mientras seguía actuando en el grupo As de T, participando en montajes como 'El cianuro, solo o con leche'. Su experiencia en esta obra le impulsó a plantearse su futuro en el mundo de la interpretación. “Fue una decisión muy complicada. Esta profesión es un camino que te lo tienes que ir creando tú y en el que dependes de otras personas, pero al final decidí lanzarme”.

En 2016 se trasladó a Madrid para iniciar su formación en el Estudio Recabarren. Actualmente continúa formándose en interpretación ante la cámara. “Esta profesión es un entrenamiento constante, igual que un deportista de élite”, comenta Ariane Berrozpide, que tiene 25 años.

Una de las experiencias profesionales más intensas que ha vivido fue en el montaje 'Otro sueño de una noche de verano', una parodia de la obra de Shakespeare en la que participó durante un año, con dos o tres funciones por semana, en el Teatro Lara de Madrid. “Fue una comedia muy loca, atrevida y surrealista. ¡Mi personaje tenía que hablar en coreano! Esta obra me ayudó a quitarme la vergüenza y a descubrir mis límites como actriz”, cuenta.

En 2018, Berrozpide se presentó al casting de 'Akelarre'. “Salí muy contenta de la prueba. A mí no me cogieron, pero me alegré de que escogieran a chicas totalmente desconocidas. Se agradece que apuesten por caras nuevas”. También se presentó al cásting del filme 'Irati' de Paul Urkijo.

Desde septiembre de 2020, esta joven actriz está en una agencia de representación de actores, y asegura que ha notado un “cambio brutal”, porque gracias a ello ha podido presentarse a proyectos de plataformas como Netflix o Movistar. “Ahora mismo, yo noto que hay más movimiento para cine y series, pero siempre hay que estar llamando a muchas puertas. Es cuestión de insistir hasta que algún día caiga el sí porque tu perfil les encaja”, explica.

Calcula que en el último año ha participado en más de una docena de cástings para cine y series. En otoño realizó una prueba para la serie 'Narcos: México'. Concretamente le pidieron que interpretara tres escenas, una en inglés y dos en español con acento mexicano. “Me avisaron con cinco días de antelación y me tuve que poner a trabajar el acento mexicano”.

Una de las experiencias más surrealistas que ha vivido fue cuando tuvo que hacer un cásting por Zoom para la serie 'Maixabel' de Icíar Bollaín. “Fue rarísimo, porque no estaba mirándole a los ojos a alguien, sino que tenía que reaccionar a una voz que sonaba en un ordenador”.

En otra ocasión, su representante le preguntó si sabía hablar italiano y ella respondió que sí. “Entonces me pidió una grabación mía en italiano y en inglés. Era la una del mediodía y lo quería para las seis de la tarde. Pedí ayuda a un conocido italiano y en dos horas lo hice”. Ella está convencida de que algún día llegará su gran oportunidad: “Soy cabezona. Sé que es cuestión de insistencia y esfuerzo”.

TRAYECTORIA

Iratxe Pascual Astrain. Pamplona, 2001. Después de participar en dos musicales de la ikastola Jaso, cursó Bachillerato de Artes Escénicas en el IES Alaitz de Barañain. También participó en tres musicales de la Escuela de Actores Butaca 78 (Pamplona). En septiembre inició sus estudios en la ESAEM de Málaga. En 2018 llegó al casting final de la película 'Akelarre' de Pablo Agüero.

Asier Rikarte Etxeberria. Burlada, 2000. Descubrió el mundo de la interpretación a los 13 años, al apuntarse a la Escuela de Actores Butaca 78 (Pamplona). En 2017 le llegó su gran oportunidad cuando le escogieron para que interpretara al hijo adolescente de Maribel Verdú en 'Ola de crímenes', de Gracia Querejeta. Está estudiando Arte Dramático en el centro Dantzerti de Bilbao.

Samira Suleimanova. Kherson, Ucrania, 2002. Descubrió su vocación de actriz en el taller de teatro del IES Navarro Villoslada, donde el año pasado participó en el musical 'Personajas'. Su interpretación en el papel de Carmela fue reconocida con uno de los premios Buero de Teatro Joven. Estudia en la Escuela de Mar Navarro, en Madrid, y es miembro de la compañía Teatro a Quemarropa.

Ariane Berrozpide Berrueta. Tudela, 1996. A los 12 años entró en el grupo de teatro amateur As de T de la capital ribera. En 2016 se marchó a Madrid para estudiar Interpretación en el Estudio Recabarren. En Navarra participó en dos largometrajes de Karlos Alastruey. En Madrid ha trabajado en varios montajes teatrales, actuando en el Teatro Lara con 'Otro sueño de una noche de verano'.
Etiquetas

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE