Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

1 de octubre

Dos marchas masivas maquillaron el fiasco de los CDR en Cataluña

El independentismo toma Barcelona para exigir a Torra que active ya la república

Dos marchas masivas maquillaron el fiasco de los CDR en Cataluña
Vista de la manifestación soberanista de este lunes por la tarde en Barcelona con motivo del primer aniversario del 1-O.
EFE
  • Colpisa. Barcelona
Actualizada 02/10/2018 a las 06:00

Debía ser el punto álgido del 'otoño caliente'. La gran protesta que iba a paralizar Cataluña en el primer aniversario del 1-O. Los Comités de Defensa de la República (CDR) llevaban meses calentando motores para este día y las redes sociales ardían en convocatorias horas antes. Pero al final, el grueso de la protesta recayó, como desde que comenzó el 'procés', en la capacidad de movilización de las organizaciones civiles independentistas, que lograron, con solo seis horas y media de diferencia, promover dos manifestaciones multitudinarias, una de estudiantes y otra ciudadana, que recorrieron el centro de Barcelona para exigir a Quim Torra y al Parlament que pongan ya en marcha la república.

Más allá de estas dos marchas, Cataluña, y particularmente Barcelona, vivieron un lunes casi como otro cualquiera, eso sí marcado por los problemas de tráfico por los cortes intermitentes, pero breves, de las arterias de dentro y fuera de las ciudades. Los comités salieron a la calle desde muy temprano para protagonizar una veintena de sus anunciadas "acciones sorpresas", pero la mayoría de ellas no pasaron de meros actos reivindicativos sin consecuencias. No hubo cargas y apenas hubo incidentes, salvo el acoso algún periodista y los insultos y lanzamiento de objetos a la mossos y policías nacionales en Barcelona o Girona.

Un año después del referéndum, en Barcelona, el gran termómetro para los independentistas, casi ningún comercio de entidad ni gran fábrica cerró. Aunque las organizaciones soberanistas habían rechazado convocar una nueva 'huelga de país', los CDR habían hecho llamamientos a no ir a trabajar y a cerrar las tiendas. Su llamada, al menos en la capital catalana, no tuvo eco.

Probablemente la acción más contundente de los comités fue la toma de la estación del AVE en Girona a las siete de la mañana. Cerca de 400 CDR mantuvieron cerrada la terminal durante dos horas, interrumpiendo el tráfico ferroviario de alta velocidad entre Barcelona y Figueras. También Girona fue el escenario de las otras dos protestas más sonadas: la irrupción en la Delegación de la Generalitat para quitar por la fuerza la bandera española y los enfrentamientos con los policías que custodiaban la Subdelegación del Gobierno central.

Los CDR igualmente se volcaron, como en otras ocasiones, en cortar las autopistas, pero en esta ocasión las interrupciones fueron menores que en otras jornadas reivindicativas. Hubo cortes en la AP-7 en varios puntos y hasta de cuatro horas. También en la A-2 y en la autovía Ll-11, en Lleida, amén de causar retenciones a primera hora en las rondas de Barcelona.

Los conductores de la capital catalana vivieron una mañana muy complicada. Aunque los CDR no llegaron ni mucho menos a colapsar la ciudad, los cortes sin previo aviso de arterias como Diagonal, Gran Vía, Plaza de Catalunya, Gracia, Laietana o la calle Aragón convirtieron por momentos la ciudad en una ratonera. La situación fue también muy complicada en el CIM Vallès, la gran plataforma logística de distribución del área metropolitana de Barcelona, que estuvo bloqueada por 500 activistas cerca de tres horas. En total, según las estimaciones policiales, no más de tres millares de radicales se movieron por Barcelona durante los breves cortes y en una acción de protesta frente a la Bolsa, con encadenamientos incluidos. Los CDR, explicaron responsables de los servicios de información, se toparon de bruces con la realidad de tratar de montar una movilización general en un día laborable.

"NI OLVIDO NI PERDÓN"

La falta de músculo de estos grupos fue contrarrestada por los estudiantes. Hasta 13.000 alumnos -según la Guardia Urbana, y 100.000 según los organizadores- tomaron el centro de Barcelona a mediodía para defender la independencia y, sobre todo, recordar el 1-O. Las aulas, no obstante, no se vaciaron porque el seguimiento de la huelga educativa fue muy desigual en las facultades e institutos.

Sea como fuere, tras una pancarta en la que se leía "ni olvido ni perdón", los estudiantes llegaron con sus gritos hasta la misma puerta de la sede de la Generalitat, donde fueron recibidos por Torra. Antes, la marcha vivió momentos tensos cuando algunos estudiantes lanzaron pintura y comida para perros a los mossos y policías nacionales que custodiaban la comisaría de la Policía Nacional de Via Laietana. La manifestación de los estudiantes fue un preámbulo de la gran marcha convocada por 69 colectivos (con ANC y Omnium a la cabeza) desde la Plaza de Catalunya al Parlament para exigir a la Cámara y al Gobierno de Torra el "cumplimiento del mandato del 1-O". "Hace un año, el sí a la independencia reunió más de dos millones votos. Sin embargo, la república no se hizo efectiva. Exigimos recuperar todo lo que hizo posible el 1 de octubre. Y exactamente lo mismo le pedimos a las personas que nos representa en nuestras instituciones", rezaba el manifiesto de la marcha que congregó a 180.000 personas, según la Guardia Urbana. Varios miles de los congregados, saliéndose del recorrido oficial, cercaron durante horas, de nuevo, la comisaría de Vía Laietana.

La manifestación, encabezada con la pancarta en inglés "la autodeterminación es un derecho humano" y en la que hubo gritos contra Torra, acabó en la Cámara legislativa catalana, donde el presidente y Roger Torrent recibieron a una representación de los convocantes, que les entregaron 150 urnas para recordarles el mandato del referéndum de hace un año.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE