Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Gafas de sol

Una mirada de barrica

La marca de gafas Laveta Eyewear, en Málaga, y la Bodega Otazu, en Navarra, unen fuerzas para crear una pieza exclusiva de la que emana el gusto por la identidad y el trabajo personal. Todo un guiño a la artesanía tradicional

Una mirada de barrica
Las gafas de sol creadas por Laveta Eyewear y la Bodega Otazu.
Cedida
  • Beatriz Mingueza
Actualizada 06/12/2018 a las 16:55

Tradición, mimo y exclusividad. Estos son los ingredientes protagonistas del trabajo que ha unido a la marca de gafas andaluza Laveta Eyewear con la bodega navarra Otazu. Una colaboración que ha fusionado el norte y el sur de España; el amor por el vino y la pasión por el sol; el gusto, el olfato y la vista. Un proyecto con el que se ha hecho un homenaje a la artesanía tradicional, impulsado por las ventajas de las nuevas tecnologías.

¿El resultado? Unas gafas de sol de autor con seña de identidad propia. Y es que las monturas que cubren las lentes en esta colaboración están elaboradas con madera de roble francés. Concretamente, la madera de las barricas donde madura y envejece el vino de la Bodega Otazu. Esta, localizada en un paraje de ensueño situado a los pies de la Peña de Etxauri, suma 25 años de dedicación al buen vino. Más de dos décadas implicados en recuperar el amor por un arte que a muchos se antoja complicado y exclusivo. Un trabajo que ha evolucionado con el paso de los años gracias, en gran medida, a su pasión por el patrimonio, la naturaleza y el arte contemporáneo.

Todo un recorrido que desató el interés de la empresa andaluza, caracterizada por el empleo de la madera como materia prima en todos sus productos y que vio en el vino una nueva esencia para plasmar en sus piezas. Por eso, han hecho todo lo posible por mantener impecable la huella del vino fabricado en Otazu en la madera que hace de montura, evitando el uso de productos tóxicos o agresivos, dejando que el aroma impregne el roble, cuya tonalidad dependerá de la evolución y el ciclo de vida que ha seguido la barrica y el vino albergado.

Ese cuidado y preocupación por el medio ambiente y el origen de los productos ha constituido el hilo conductor de todo el proceso. Desde la obtención de la materia prima, hasta la elaboración a mano de la montura, pasando por el tratamiento y los detalles, como las grietas que cubren la montura de madera. Una labor de dedicación intensa que alcanza las 24 horas de trabajo por cada pieza.

Ecológico, hecho a mano y 100% andaluz son los tres pilares fundamentales del trabajo de Laveta aunque, en este caso, el resultado contiene también esencia navarra. Una fusión que ha dado lugar a dos modelos de gafas unisex con un fuerte carácter vinícola. Terral y Taró. Dos modelos que no hubiera sido posible fabricar si Laveta no se hubiera topado con el talante innovador de Otazu, una bodega caracterizada por su estilo vanguardista y su modernidad. Ambos coinciden en su admiración por el mundo artístico y en la pasión por las historias que se esconden detrás de sus productos. Dos ingredientes fundamentales que han hecho el camino más fácil y que han dado lugar a una pieza llena de gusto y buen ojo.

Etiquetas

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE