Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Sentencia

Condenado un exedil por vulnerar el honor del exjefe de policía de Estella

Un exconcejal de EH Bildu publicó sobre el relevo: “Esperemos que vuele bien lejos!!! Menudo cabrón!”

Sede del Palacio de Justicia, donde se celebró el juicio por la vía civil
Sede del Palacio de Justicia, donde se celebró el juicio por la vía civilarchivo
Publicado el 29/09/2021 a las 06:00
El Juzgado de Primera Instancia nº 5 de Pamplona ha condenado al exconcejal de EH Bildu de Estella Asier Urzelai por vulnerar el derecho al honor del exjefe de policía municipal Rodrigo García de Galdiano con un comentario en Facebook. En marzo del año pasado, el exedil se pronunció en la noticia de que su grupo iba a recuperar la alcaldía con una expresión sobre el entonces jefe policial: “Esperemos que vuele bien lejos!!! Menudo cabrón! (sic)”. La jueza le condena a retirar el último comentario, a publicar el fallo en la misma red social y a indemnizar con 1.800 euros al agente, que fue cesado en su cargo el mismo día en que Koldo Leoz (EH Bildu) accedió a la alcaldía, el 24 de marzo.
Dos semanas antes, el día 10, la página de Facebook Estella Digital publicó que la formación abertzale iba a recuperar la alcaldía con una moción de censura contra el entonces alcalde, de Navarra Suma. Según recoge la sentencia, que es recurrible, la publicación fue comentada por varios usuarios. Después de que uno de ellos apuntara “pobre jefe de la policía municipal”, Urzelai publicó el mensaje controvertido, tal y como él mismo reconoció en el proceso (inicialmente lo cuestionó).
La jueza analiza si ese comentario se encuentra amparado por la libertad de expresión, como sostenía el exconcejal, o por el contrario vulnera el honor del jefe de policía, como mantenía el abogado del demandante, Guillermo Chaverri, y la Fiscalía. Y da la razón a los segundos. En su sentencia, explica que la primera parte de la expresión (“esperemos que vuele bien lejos”) sí está protegida por la libertad de expresión, “puesto que manifiesta el descontento de su emisor con la labor llevada a cabo por el demandante” como jefe policial. Una labor que fue seguida de cerca por Urzelai “en su condición de edil”, como así indicó él en el juicio. “La manifestación de ese descontento (de ese hartazgo, como lo calificó el exedil) es legítima, máxime cuando en el desarrollo de las funciones propias de un cargo de indudable significado político dada su forma de designación”, afirma el fallo.
Sin embargo, la expresión “menudo cabrón” es algo que “no puede estar amparado en ningún caso”, puesto que es una frase que públicamente tiene la consideración de “afrentosa y ofensiva”. La jueza añade que al hecho objetivo del contenido “vejatorio y de menosprecio” de la expresión, se une que se emitió en un medio de difusión público, “sin señalar que se refería al ámbito de su labor policial, sino de forma genérica”. En este sentido, la sentencia recuerda que el propio demandado reconoció que conocía al agente no solo por su cargo, “sino por su implicación en un altercado en el que él se encontraba presente”.
El demandante reclamaba 3.000 euros, pero la sentencia lo deja en 1.800 porque si bien 86 personas reaccionaron a la noticia (tuvo 63 comentarios y fue compartida 23 veces), no se ha acreditado cuántas personas siguen esa página ni qué comentarios recibió la frase del exedil para calibrar el descrédito que pudo suponer para el agente.
volver arriba

Activar Notificaciones