Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

PATRIMONIO HISTÓRICO

La parroquia de Viana pide ayuda para evitar más desprendimientos

Desde hace más de un año se caen piedras de la fachada principal de la iglesia de Santa María, alguna de más de 5 kilos

Una de las partes de la fachada principal, sobre la portada renacentista, donde se aprecia el desgaste y el desprendimiento de la piedra.
Una de las partes de la fachada principal, sobre la portada renacentista, donde se aprecia el desgaste y el desprendimiento de la piedra.
Actualizada 25/02/2020 a las 06:00

La parroquia de la Asunción de Santa María de Viana se cae, literalmente, a pedazos. Desde hace más de un año se desprenden piedras de la fachada principal a causa del deterioro de la construcción, levantada entre 1250 y 1312 y declarada en 1931 Monumento Histórico Artístico nacional. El párroco, José Ygnacio Hernández Yturralde, y el consejo parroquial tomaron la decisión entonces de cerrar el atrio “para evitar una desgracia”, pero la continuidad de los derrumbes les ha obligado ahora a clausurar la entrada principal, una portada renacentista del siglo XVI, única en Navarra.

La comunidad religiosa de la ciudad pide ayuda a las instituciones locales y regionales para solucionar un problema que no solo puede destruir un Bien de Interés Cultural, si no que afecta a la seguridad de feligreses, vecinos y peregrinos que cada día pasan junto a la iglesia, ubicada en la calle de la Rúa de Viana, anexa a la plaza de Los Fueros, un espacio con mucha afluencia en el corazón de la localidad. “El año pasado, se desprendió un trozo del balcón que da al ayuntamiento. La piedra cayó sobre uno de los bancos que utilizan los peregrinos para descansar. En ese momento no había nadie, pero podía haber ocurrido una desgracia”, recuerda el párroco.

Tras el suceso, arquitectos de la diócesis, del Gobierno de Navarra y la aparejadora del Ayuntamiento analizaron el estado de la fachada. Todos coincidieron en que la construcción necesita un arreglo urgente, pero hace falta una gran inversión, como las que se han realizado en la catedral de Pamplona, en la de Tudela, en el Castillo de Javier o en la iglesia de Ujué, por ejemplo. “Ya se ha realizado el levantamiento de planos, falta que se reserve una partida presupuestaria para comenzar los trabajos”.

Los pedruscos que se desprenden, alguno con cinco kilos de peso, han causado otros destrozos. José Ygnacio Hernández guarda en su despacho una piedra de no gran tamaño -cabe dentro de una mano-, que impactó en la luna de un coche aparcado y la hizo añicos. Otra, golpeó a un niño que jugaba en las inmediaciones, aunque no hubo que lamentar heridos.

FRUSTRACIÓN Y DESAMPARO

Vecinos y feligreses se sienten “frustrados y desamparados” porque, al ser un Bien de Interés Cultural, tampoco pueden realizar ninguna actuación sin la autorización del departamento de Cultura-Príncipe de Viana del Gobierno de Navarra. “Aunque la parroquia no podría asumir la actuación por sí misma, es una obra de gran envergadura”. La iglesia de la Asunción de Santa María es un emblema de la ciudad que va más allá de los oficios religiosos. La oficina de Turismo municipal la muestra a los visitantes con una ruta guiada. “Tampoco hay que olvidarse de los peregrinos que la quieren conocer”.

Desde la llegada a la parroquia de José Ygnacio Hernández hace tres años se han desarrollado algunas actuaciones de mejora en el templo. “Nos dimos cuenta que había muchos excrementos de paloma en el campanario y en las bóvedas y cerramos los huecos para limpiarlo. Sacamos 30.000 kilos de porquería. Y lo queda”.

El triforio, una galería única y exclusiva de la iglesia de Viana que rodea la iglesia sobre los arcos de las naves laterales, también necesita una limpieza. “El interior del templo está muy bien, Fernando Domeño arregló la parroquia mientras estuvo al frente de ella e hizo un gran trabajo”.

Los feligreses, tras la determinación de cerrar el acceso principal del templo, acceden al interior por la puerta lateral, una portada gótica que también necesita una reparación. “Las escaleras no son muy adecuadas para la gente mayor y la zona necesita más iluminación. Además, el pórtico no está en buen estado. Se aprecia que faltan trozos de piedra”, señaló la vianesa Angelines Lacalle.

Etiquetas

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE