x
Activar Notificaciones

Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
Sangüesa / Zangoza

La recogida de materia orgánica une a 49 locales de Sangüesa y comarca

Mancomunidad ha iniciado un proyecto, con Josenea, para la recogida selectiva de estos residuos

Foto de Txus Cía Asensio (Josenea), Amagoia Abadía Altube (Asador Mediavilla de Sangüesa), Javier Solozábal Amorena (presidente Mancomunidad de Servicios de la Comarca de Sangüesa) e Ibai Goñi Zaldua (educador ambiental y técnico de residuos de la entidad).

Desde la izda.: Txus Cía Asensio (Josenea), Amagoia Abadía Altube (Asador Mediavilla de Sangüesa), Javier Solozábal Amorena (presidente Mancomunidad de Servicios de la Comarca de Sangüesa) e Ibai Goñi Zaldua (educador ambiental y técnico de residuos

04/03/2020 a las 06:00
A+ A-

Un proyecto de recogida selectiva de la materia orgánica producida por los llamados ‘grandes generadores’ ha unido a 49 locales de hostelería y comercios de Sangüesa y su comarca. Se han sumado a una iniciativa liderada por la Mancomunidad de Servicios de la Comarca de Sangüesa, el primer paso de un plan estratégico que en adelante se prevé ampliar a la ciudadanía, y que busca reducir la cantidad de biorresiduos que acaban en el contenedor de fracción resto y el vertedero, y también favorecer su reaprovechamiento.

“Según las leyes vigentes, en 2020 se debería recoger la mitad de la materia orgánica generada, en 2022 será obligatoria la recogida selectiva de orgánica en las mancomunidades, y para 2027 se fija en un 70% el nivel de recogida de la materia orgánica generada”, repasa Ibai Goñi Zaldua, educador ambiental y técnico de residuos de la Mancomunidad de Servicios de la Comarca de Sangüesa.

Goñi ha sido pieza clave en la puesta en marcha de este proyecto de recogida selectiva de orgánica. “Antes apenas se había fomentado el compostaje doméstico”, repasa. La Mancomunidad visitó uno por uno a todos los locales de hostelería y comercios susceptibles de incorporarse a este proyecto, y “finalmente se han adherido 58 al reciclaje de orgánica, la gran mayoría: 49 dentro del sistema de recogida mediante quinto contenedor, y 9 mediante compostaje”.

Desde el inicio, se han realizado 183 visitas a locales, primero para informar, y después para ir organizando el sistema de recogida. “Se ha intentado que sea cercano y adaptado a las necesidades de cada uno. Puedes elegir si quieres un contenedor propio o compartido en la calle, si necesitas cubos grandes o pequeños para el interior, etc.”, dice Ibai Goñi, quien defiende que “se elija el sistema que se elija, el papel de la Mancomunidad es el de acompañar en este cambio de hábito”.

DESDE DICIEMBRE

La recogida se inició en diciembre. Sobre un proyecto de 30 puntos de recogida con 41 contenedores, ya se han habilitado 13 con 22 contenedores. “Estamos en la mitad de este proceso y en febrero se recogieron ya 5.500 kg. El objetivo que tenemos para dentro de un año es recoger el 70% de lo que se genera, unos 175.000 kg al año, que se traduciría en 14.500 al mes”, indica.

Considera que “la respuesta ha sido muy buena desde el principio”. “Muchos echaban en falta algo así, y lo que más se ha reclamado es que sea un sistema cómodo, que es lo que tratamos de ofrecer”.

El Plan Estratégico 2019-2027 para la recogida selectiva de biorresiduos de la Mancomunidad consta de tres líneas en las que avanzar. “Están la recogida con quinto contenedor para grandes generadores y ciudadanos; el compostaje descentralizado (doméstico o comunitario); y el control y gestión de residuos de poda y jardinería”. Un plan que se aprobó en diciembre en asamblea “por unanimidad”, según destaca Javier Solozábal, presidente de la entidad.

Se adjudicó la recogida de orgánica de grandes generadores a Josenea de Lumbier (25.650 euros al año, IVA incluido), un centro de inserción sociolaboral que trabajaba ya en un proyecto piloto en esta materia con la UPNA y de la mano del Gobierno. “Creamos una planta de compostaje para elaborar compost de clase A y hemos logrado hacerlo en 4 meses”, destaca Txus Cía Asensio, director de Josenea. Puede asumir 600.000 kg de materia orgánica al año.

“Gracias a este proyecto con la Mancomunidad hemos empleado a 4 personas en zona rural, a quienes se forma en la materia y que, aparte de la recogida de materia orgánica (los lunes y viernes) y la posterior elaboración de compost en nuestras instalaciones, podrán dar servicio en composteras de pueblos de la zona”, indica Cía.

El compost obtenido en Josenea se empleará para abonar las parcelas donde la firma cultiva plantas medicinales, y con la UPNA se hará un seguimiento. “Tenemos 14 hectáreas y podemos asumirlo todo, aunque también podría plantearse la distribución. Además, abriremos Josenea a visitas con el planteamiento de mostrar un ejemplo vivo y real de economía circular”, sentencia.

“Es un gesto que no cuesta nada y contribuye al bien común”


Restaurantes, bares, hoteles, cafeterías, supermercados, fruterías e incluso comedores de centros educativos. Los llamados ‘grandes generadores’ de materia orgánica se han sumado a la iniciativa de la Mancomunidad de la Comarca de Sangüesa para una recogida selectiva de estos biorresiduos, que se convertirán en compost. Entre los 49 adscritos, figuran locales de Aibar, Cáseda, Javier, Leyre, Liédena, Lumbier, Yesa y Sangüesa.

“Nos animamos desde el principio. Ya reciclábamos plástico y otros residuos, y nos daba pena toda la comida que iba al contenedor”, explica Amagoia Abadía Altube, responsable del Asador Mediavilla sangüesino.

En su cocina, ahora disponen de dos cubos de 40 litros de capacidad aportados por la Mancomunidad para recoger los biorresiduos y darles una segunda vida. “Es un gesto que no cuesta nada. Cuando se llenan, salimos al contenedor que se ha colocado en la plaza exterior, y listo. Son 10 metros. Y con eso contribuimos al bien común”, considera. “Está todo el equipo muy comprometido y la experiencia es positiva. Además, nos asesoran mucho, y eso es de agradecer”.

Por su parte, y desde la frutería Más por menos de Sangüesa, Ángel Blacio Luzón y Denisse Balladares Muñoz también se muestran “satisfechos con la iniciativa”. “Aquí, casi todo el residuo es orgánico. Sobre todo, hojas de verduras como borraja, alcachofas o puerros. Antes iba al contenedor resto, no había otra. No tenemos huerto o animales. Y ahora sabemos que este residuo tendrá una salida”, explican.

Cada jornada, depositan en los contenedores de la calle habilitados para tal uso (de color marrón) “dos o tres bolsas de materia orgánica”. “Son bolsas compostables que también nos aporta la Mancomunidad, aunque hemos visto que no soportan pieles duras y afiladas como la de la piña”, indican.

En la puerta de su local, curiosamente, hay un espacio dedicado a la venta de infusiones realizadas con plantas medicinales de Josenea. “Ahora sabemos que con nuestros residuos se abonarán estas plantas. Un buen ejemplo de cómo se cierra el círculo”, destacan.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra