Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Tradición 

El día de San Blas está previsto que haya mercadillo y procesión en Pamplona

Al igual que el año pasado, los puestos estarán en el paseo Sarasate, con distancias y control de aforo

Ampliar El mercadillo de San Blas, el 3 de febrero de 2021, en el paseo Sarasate
El mercadillo de San Blas, el 3 de febrero de 2021, en el paseo Sarasatebuxens
Publicado el 11/01/2022 a las 06:00
Es una tradición que resiste al azote de las pandemias. Pamplona volverá a celebrar el mercadillo de San Blas el jueves 3 de febrero. Lo más probable es que tenga lugar en el paseo Sarasate, como el año pasado, con controles de acceso y de aforo. Y si la normativa no lo impide, este año habrá procesión del santo, a las 9.45 horas, además de bendición de todos los puestos. Así lo ha anunciado el párroco de San Nicolás, César Magaña. La iglesia de San Nicolás también acogerá este mes otra arraigada tradición, la bendición de los animales el día de San Antón. Será el próximo día 17, después de misa de doce en los atrios del templo. Todo el que desee puede acudir con sus mascotas.
Este jueves tendrá lugar la subasta pública a viva voz para la adjudicación de los 21 puestos de San Blas. El precio de salida es de 125 euros. Para participar se debe depositar una fianza de 120 euros. Cuando se acerque el 3 de febrero y dependiendo de la situación sanitaria, el área de Seguridad Ciudadana del Ayuntamiento establecerá las normas higiénicas y de seguridad, según la normativa que esté vigente entonces. Si el 3 de febrero, la normativa impidiera la celebración del mercadillo, el consistorio devolverá la fianza a los adjudicatarios, que no tendrán derecho a indemnización.
Los habituales reposteros, Garrarte, Virgen de Ujué, Urrutia..., se encomiendan al santo para que todo salga al menos como el año pasado, cuando prácticamente se agotó el género de roscos, rosquillas y figuras de caramelo. Debido a la incertidumbre, estos artesanos fueron prudentes y no trajeron tanto género como en años anteriores.
El mercadillo de San Blas, patrono de las dolencias de garganta, ha sido prácticamente el único evento de Pamplona que no ha llegado a suspenderse debido a la covid 19. No obstante, el año pasado no se celebró en la plaza de San Nicolás sino en Sarasate, en un recinto vallado. Así los puestos podían guardar distancia entre ellos. Desde primera hora se formaron colas, aunque los tiempos de espera no eran muy largos. Sí que se suspendió la procesión con la figura del santo. Eso sí, todos los dulces fueron bendecidos.
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE