Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Inmigración

El jefe superior de Policía en Navarra niega que existan "citas trampas" a inmigrantes

Ha apuntado que "solo se ha expulsado a diez personas con no menos de veinte antecedentes graves cada una"

Ampliar Comisaría de la Policía Nacional en Pamplona.
Comisaría de la Policía Nacional en PamplonaDN
  • Efe. Pamplona
Publicado el 18/01/2022 a las 12:28
El jefe superior de Policía de Navarra, José María Borja Moreno, ha negado que, como denuncian diversos colectivos, se realicen "citas trampas" a inmigrantes y ha apuntado en ese sentido que como consecuencia de identificaciones y actuaciones policiales "solo se ha expulsado a diez personas con no menos de veinte antecedentes graves cada una".
De esta forma se ha pronunciado en una rueda de prensa al ser preguntado por la denuncia, trasladada este martes al Parlamento, de treinta colectivos en ese sentido.
En su comparecencia ha estado acompañado por el delegado del Gobierno, José Luis Arasti, quien igualmente ha rechazado con "absoluta rotundidad" las acusaciones.
"No admito que se nos acuse de eso" ha aseverado el jefe de Policía, quien tras recordar que lleva unos quince mese en Navarra ha asegurado que: "no he dado una orden de ese tipo ni la daré".
En ese sentido y tras insistir en que es "mentira" lo que mantienen ha aludido a un informe que "pone blanco sobre negro" y que evidencia que "no hay citas trampas, ninguna orden ni escrita ni verbal a los funcionarios".
En el caso de que haya pruebas en sentido contrario de lo que mantiene el Cuerpo Superior de Policía ha pedido que "se muestren", insistiendo en que no admite que se ponga en duda el trabajo y la honorabilidad de los funcionarios que dirige.
"Se hace el trabajo respetando escrupulosamente los derechos y las libertades. Llevo cuarenta años haciéndolo y no voy a cambiar, el primer garante de derechos y libertades soy yo", ha concluido pidiendo que se midan "muy bien ese tipo de acusaciones".
En la misma línea Arasti ha apuntado que quieren hacer ver que "la gestión absolutamente ordinaria y normal de cualquier cuerpo policial se convierte en una situación que denominan cita trampa".
"Una cosa -ha dicho- es que un extranjero, una persona tenga una citación en Extranjería y que allí se le pueda tomar declaración o pedir información, en un trabajo cotidiano en la vía pública, y observar que a lo mejor no tiene la documentación regular que debería tener", pero si interpretan eso como "citas trampas tienen un verdadero problema", ha apuntado el delegado.
volver arriba

Activar Notificaciones