Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
Solidaridad

280 toneladas para el Banco de Alimentos

Balance positivo de la campaña realizada los días 30 de noviembre y 1 de diciembre en 64 localidades navarras

Más de 400 alumnos de distintos centros van a particiar en las tareas de clasificación de los productos, que se prolongan durante dos semanas.

Más de 400 alumnos de distintos centros van a particiar en las tareas de clasificación de los productos, que se prolongan durante dos semanas.

07/12/2018 a las 06:00
A+ A-

Todavía no han podido hacer el recuento exacto, pero las estimaciones que manejan invitan al Banco de Alimentos de Navarra a hacer un balance positivo de esta última Gran Recogida, celebrada los días 29 de noviembre y 1 de diciembre. Se van a quedar a las puertas de la cifra redonda de las 300 toneladas. “Calculo que serán unos 279.000 o 280.000 kilogramos”, apunta Marisol Villar, coordinadora de estas campañas que, dos veces al año, impulsa la entidad. Es una cantidad similar a la obtenida en la Gran Recogida del año anterior por estas mismas fechas, y que se destinará a dar soporte alimenticio a más de 29.000 personas, 7.500 familias.

Otro dato que ponen en valor es la movilización de voluntarios que han logrado, aun siendo fechas tan poco propicias como el 30 de noviembre y el 1 de diciembre, entre días festivos. “En este aspecto estamos especialmente contentos, porque solamente nos han faltado por cubrir unos 50 ó 60 puestos de las 3.000 personas que pedimos, que son muy pocos”, detalla Gema Santamaría, responsable de comunicación del BAN. “Para nosotros es un tema crucial. Contar con voluntarios suficientes nos da tranquilidad y te evitas tener que estar a última hora reubicando gente para tapar huecos”, prosigue.

Los ciudadanos que quisieron colaborar lo pudieron hacer en 240 establecimientos (pertenecientes a 37 empresas) de 64 localidades. Como en ocasiones anteriores, los productos que se recomendaba donar eran aceite, cacao, pasta, legumbres cocidas y conservas de pescado. Productos “básicos” en cualquier despensa, pero que, en muchas ocasiones, no llegan a las estanterías de la entidad por otras vías. “Nosotros no compramos productos, tenemos lo que nos dan”, recordaba recientemente el presidente, Joaquín Fernández Eraso.

 

CONCIENCIADOS DESDE EL AULA

Los días posteriores a la Gran Recogida son de una actividad intensa en las naves que el Banco de Alimentos tiene en el polígono Plazaola (Aizoáin). En esta ocasión, como en otras anteriores, los estudiantes de varios centros se han convertido en manos aliadas a la hora de acometer la laboriosa tarea de clasificar los productos recibidos. En concreto, más de 400 alumnos de Sagrado Corazón, Irubide, Virgen del Camino, Santa Catalina, Santísimo Sacramento, Jesuitinas, María Inmaculada, Liceo Monjardín y Navarro Villoslada están participando o tienen previsto hacerlo, mientras que por las tardes la clasificación pasa a otro grupo de voluntarios “apuntados específicamente para esto”. “Calculo que terminaremos para el día 17”, apunta Santamaría.

A nivel nacional, la Gran Recogida se ha hecho acopio de 21 millones de kilos de alimentos, el 15% de todo lo que se recoge al cabo del año, con el apoyo de 120.000 voluntarios. Como es habitual, la campaña se ha puesto en marcha gracias a la Federación Española de Bancos de Alimentos (FESBAL), junto a los 55 bancos que la integran.

 

“Una persona nos donó 500 euros en bonos”

La gran novedad de esta Gran Recogida ha sido el sistema de bonos que, desde comienzos de noviembre, se implantó en los establecimientos Eroski y BM que colaboran con la campaña. De este modo, la persona que deseaba donar algo, en vez de adquirir los productos compraba un bono por un importe determinado, de modo que, euro tras euro, se genera una bolsa de dinero que después el Banco de Alimentos podrá canjear.

 

11 KILOS POR CADA EURO

“Por lo que nos transmiten, parece que ha ido bien. Y si ha sido así, será una fórmula que mantengamos, porque es un buen sistema para todos”, reflexiona la responsable de comunicación. “Es una fórmula que hemos copiado del Banco de Alimentos de Bilbao. A ellos, aunque les ha costado un poco que cuaje, ahora les funciona muy bien”.

Por una parte, al cliente le da una horquilla de tiempo mucho mayor para animarse a colaborar. Por otra, permite al Banco de Alimentos comprar los productos que más necesite en cada momento. “Aceite, leche, pañales. Son cosas que escasean siempre”. Además, la logística es mucho más sencilla: se ahorran viajes con los contenedores de productos y se “invade” menos el espacio de los establecimientos.

“Hemos tenido varias donaciones fuertes a través de los bonos. Una de 500 euros, que corrió como la pólvora por los grupos de whatsapp. Hemos calculado que, con cada euro generamos 11 kilos de comida, así que figúrate el partido que podemos sacarles”.

 

400 ALUMNOS de distintos centros están participando esta semana en la clasificación de los alimentos en las naves del BAN.
Selección DN+

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Desde solo 0,27€ al día
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra