Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

El Forofillo

Aunque pierda...

Derrota en el Benito Villamarín contra un equipazo que terminó pidiendo la hora

Ampliar El Forofillo en tiempos del coronavirus
El Forofillo en tiempos del coronavirusJAVIER IBORRA
Publicado el 27/08/2022 a las 00:19
En el fútbol como en la vida misma, los pequeños detalles son los que te hace ir en un sentido o en otro. Aparentes insignificancias que hacen que la balanza del devenir se incline hacia uno u otro lado. Un gol a tiempo, un rechace inoportuno, un rebote tonto o una mala decisión que te condena o te premia, sea cual sea el esfuerzo que se haga. Y Osasuna lo sufrió en el Benito Villamarín.
Un palo, un rechace del balón impidiendo encajar un gol, una mala cobertura en defensa y un "déjale que no pasa nada" ante uno de los delanteros más en forma de la competición propiciaron que los rojillos se vuelvan de vacío, otra vez, del feudo bético. Para alegría y gozo de la amiga Clarita, que de tanto ganarnos empieza a ser aburrido.
Un cambio. Fuera Budimir, dentro Nacho Vidal. Con los mismos de siempre, con ese once que empieza a ser reconocible, por lo menos hasta el jugador número 10. Si algo funciona, no se toca. En casa de un euroequipo, que a última hora inscribía a muchos de los que faltaban y que recuperaba efectivos de la talla de Canales. Con los Rui Silva, Borja Iglesias, William Carvalho, Fekir o Juanmi de marras. Plantillón.
Un minuto. Ese fue el tiempo necesario para hacer bueno el dicho de que el que perdona, lo termina pagando. De la mano del otro topicazo, del 0-1 al 1-0. Ese tiempo fue el que más o menos pasó entre el palo de Moi Gómez que no remacho Rubén Peña y el zambombazo del Panda que puso en el luminoso el único gol del partido. Pese a que quedaba mucho tiempo por delante...
Un primer tiempo que se resume con el fallo y el acierto, con el gol o su ausencia, con el errar o el marcar. Ese detalle, esa circunstancial paradoja que esta vez rompió el empate a victorias con el que llegaban a la cita rojillos y verdiblancos. El gol vale millones, ellos tienen al Panda, nosotros a Budimir. Y eso que una victoria rojilla nos hacía merecedores, aparte del liderato, de un inicio inigualable en nuestros 102 años de historia. Pero...
No pudo ser. Ni la arenga en el vestuario, ni los cambios, ni el hecho de jugar más de 20 minutos contra uno menos por la expulsión de Pezzella. ¿Merecida? La verdad es que esos tacos en el gemelo de Manu Sánchez pueden indicar que sí, aunque según el filtro con el que se mire se opinará una u otra cosa.
"Viva er Beti manque pierda". Cuando parecía que los rojillos podían rascar algo, puntuar con el asedio final, cazar un cabezazo de David García como la pasada temporada, premiando la osadía y valentía de los nuestros. Pero esta vez no pudo ser, esta vez nos quedamos con el mal sabor de la derrota. Pero el buen sabor de nuestro equipo. 
Viva Osasuna aunque pierda, Si empata o gana, mejor, pero cayendo como esta vez en el Benito Villamarín, teniendo ocasiones, achuchando al rival, obligando a un Betis a pedir la hora y haciéndole sufrir. Así sí, así llegarán los triunfos, llegarán las victorias. Este año nos vamos a divertir, huele a año de cosas grandes, de muchas alegrías, de soñar en rojo y poder hacer algo bonito. Se vio en tierras andaluzas, pese a no volver a casa con nada en el zurrón.
Se sigue, no queda otra. Hasta de la derrota se puede aprender. Experiencia para Aimar, seguridad para la zaga que solo encajó un gol contra este equipo, confianza al centro del campo que pudo superar en fases a los Carvalho, Fekir, Canales y compañía. Sólo tenemos que recordar cómo salimos el año pasado de este estadio. Por eso hay que ser positivos.
Asoma en el horizonte el Rayito, con Iraola e Íñigo Pérez en el banquillo, en El Sadar. Una semana para recuperarse, para cerrar heridas, pasar página, preparar el choque que nos devuelva ala senda del triunfo. Porque Osasuna siempre nos va a tener a su lado, gane, empate o... aunque pierda.
¡Hasta la muerte, Forofillo hasta la muerte!
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE