Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Música

Andrés Suárez: “La gente no puede más, por eso viaja lejos en los conciertos”

El cantante y compositor gallego presenta en Baluarte este viernes su octavo trabajo discográfico. “Vivo sin límites emocionales sabiendo que a la vuelta la realidad me puede dar su bofetada. Pero vale la pena”, asegura

Andrés Suárez: “La gente no puede más, por eso viaja lejos en los conciertos”
Andrés Suárez: “La gente no puede más, por eso viaja lejos en los conciertos”
Publicado el 21/05/2021 a las 06:00
Andrés Suárez vive una nueva etapa, más cercano al mainstream y a los grandes públicos. Ahora va con banda aunque el concierto en Baluarte va a ser en pequeño formato. Presenta su nuevo disco titulado sencillamente Andrés Suárez.

¿Cómo fue su devenir durante la pandemia?
La pandemia ha destrozado a todos en sus propias facetas… Pero todos tenemos algo en común. La realidad nos defraudó tanto desde hace un año, de una manera tan horrible, que necesitamos un sustitutivo para nuestra salud mental. A mí me salvaron la mente y el cuerpo las tres marías de la educación - Educación Física, Religión y Política- porque me estaba volviendo loco. Lo que menos importaba a “los de arriba” -los políticos, que para mí son los de abajo- era nuestra salud mental. Pero imagínate todo el encierro sin una canción, sin un libro, sin una película…
¿Y los conciertos?
Tocar no es que haya estado o esté jodido. Es que la que está jodida es la realidad. No quiero llevar un año sin abrazar a mi madre o estar a dos metros de una persona a la que quiero. Lo que necesito es volver a la carretera, volver a Pamplona, volver a ver a la gente que me sigue desde hace 15 o 17 años “cuando éramos tres”. ¿Por qué? Ahora con esta realidad que vivimos, llegas al tema seis del concierto y cuando te pones a cantarlo esa madre y esa hija se abrazan en los asientos y se ponen a llorar abrazadas, ya no pueden más. No me dais ninguna envidia los periodistas.
¿Por qué?
Porque vuestra labor ha sido retransmitir el infierno. ERTES, ERES, despidos, paro, crisis económica, crisis social, incremento de contagiados, de ingresados, de muertos… ¡Ya no podemos más! Por eso ahora mentalmente la gente viaja lejos en los conciertos. Me pongo en casa una canción de Milladoiro y automáticamente visualizo a mi Galicia y a mis padres. Eso es cultura. Y es cultura segura. El otro día que fue horrible para mí por miedos y ansiedades, me puse un monólogo de Dani Rovira y estuve hora y media llorando de risa. En ese momento no había coronavirus ni ancianos que morían solos. El mundo era un lugar mejor. Y esta pandemia ha sido un constante volver a empezar.
¿Un momento complicado de gestionar emocionalmente?
Muy delicado. Entiendo la crispación política y social, estamos todos de los nervios. Todo el mundo dándose puñaladas constantemente. ¿Esa es la nueva normalidad? Esta entrevista al menos a mí me lleva a la normalidad porque es mi trabajo. Preparar una maleta y viajar en los conciertos. Estar y compartir con mis técnicos. Es lo que hago desde hace 20 años. Sin duda es algo que necesitamos todos.
¿Fundamental en su carrera como músico?
Siempre trato de evolucionar. Me daría mucha vergüenza si hago ocho discos iguales. Tengo discográfica, oficina de management, editorial, 15 empleados en una gira, etc. pero no me preocupan las cifras, aunque tenga que pagar las facturas a fin de mes como todo el mundo. Pero si estuviese persiguiendo vender discos por el mero hecho de venderlos no dormiría a gusto por las noches. Hago discos porque lo necesito.
En ese crecimiento dicen que se rompe emocionalmente en cada canción…
Es posible que en mis canciones consciente o inconscientemente deseo que crezca la verdad, mi verdad, que he vivido y conocido. Soy así, intenso, con mi madre, con mis amigos, con mi pareja, con los profesionales con los que trato. No lo voy a cambiar a mis 38 años. Es más, me gusta ser así. El maestro Joaquín Sabina decía “Viviendo como vivo, riendo como río… es normal que salga repleto de cicatrices”. Vivo sin límites emocionales, sabiendo que a la vuelta la realidad me puede dar su bofetada. Pero vale la pena. Me encanta estar tan vivo.
¿En estos tiempos que vivimos le preocupa su futuro artístico?
Si después de una pandemia mundial no tuviera fe en el futuro… Un concierto ahora -con todas sus medidas- es cultura segura. Soy hijo de una enfermera y antes no sabía lo que era un traje EPI. Y fíjate ahora.
Hay que creer…
Hace poco invité a un amigo a comer en un exterior, en plena naturaleza. Él había estado como tanta gente en la pandemia en Madrid, viviendo en un piso de 60 metros cuadrados. En un momento dado se puso llorar al ver la danza de un árbol con el viento. Entonces entendí todo. Ver la experiencia de cómo han vivido las personas de las “jaulas” me anima a ser más intenso. A valorar que estamos vivos y charlamos. Y cada nuevo concierto es como un premio, como vivir el día a día. Vuelvo a Pamplona para vivir la vida con vosotros.

Andrés Suárez Baluarte. Sala Príncipal. Viernes. 20 h. 28 y 32 euros.
volver arriba

Activar Notificaciones