Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Flamenco On Fire

El Torombo, en el Palacio de Ezpeleta

El patio del Palacio de Ezpeleta acogió durante este fin de semana el taller ‘Flamenco para niños’, por el bailaor sevillano El Torombo. Los asistentes disfrutaron de un pequeño curso de iniciación al flamenco con algunos de los pasos básicos.

Foto del bailaor sevillano 'El Torombo' bailando junto a dos niños asistentes al taller de iniciación al flamenco, en el marco del Flamenco on Fire 2020.
El Torombo bailando junto con dos de los asistentes
  • Ruth Baztán Perochena
Actualizada 31/08/2020 a las 06:00

Después de cinco días en los que Pamplona ha estado acompañada por soleás y bulerías, esta última edición del festival Flamenco on fire llegó a su fin ayer domingo. Su programa ha constado de actividades para todo tipo de público, desde los más mayores hasta los más pequeños, como el taller Flamenco para niños que tuvo lugar este fin de semana a las 12.30 h en el patio del Palacio de Ezpeleta. El bailaor Francisco José Suárez (Sevilla, 1970), El Torombo, fue quien condujo dicha actividad.

Un pequeño escenario y múltiples sillas para acoger a los asistentes conformaban el material necesario para desempeñar el taller. Durante 75 minutos, todos aquellos que quisieron acercarse disfrutaron de un curso de iniciación al flamenco en el que pudieron realizar algunos de los pasos básicos de este género musical, como aprender a dar palmas o alguna melodía para entonar a la vez que se ejecuta el baile. Todos ellos estuvieron acompañados por canciones de artistas como Paco de Lucía o Chano Lobato. “El concepto de este taller nace de que la música, en todos los seres humanos, comienza en el corazón, la primera célula de nuestro cuerpo. Los pasos que he enseñado son pasos básicos tanto en el flamenco como en el caminar. Cuando levantamos el pie, seguimos apoyando uno que es el que nos sostiene. El flamenco es lo que sostiene, y luego esta otro paso que avanza, que es la improvisación, el vamos allá. Ese es el primer paso del flamenco, al que le llamamos anda”, indica Suárez.

En un mundo de “Steven Spielberg, lleno de efectos especiales”, según Suárez, el bailaor defiende la naturalidad del flamenco y de como es necesario concienciar a las generaciones futuras de esa simpleza que abarca este género musical. “La uva, los pescadores...esos es lo que canta el flamenco, todo lo que da la tierra. Si tengo que decir algo que lo diferencie sería la naturalidad. Lo que va a estar siempre en armonía con todo lo que vaya avanzando, va a ser esa base, ese origen de donde vienen las cosas. Ahora todo va mas rápido, más artificial, y hay una generación que nos necesita para enseñarles donde está la magia de lo natural, del proceso que todo eso conlleva”, afirma.

El taller estaba programado inicialmente para un público infantil. En diversas ocasiones, es bastante difícil captar la atención de este tipo de audiencia durante el tiempo que dure el espectáculo, sin embargo, El Torombo interactuó de tal manera con los asistentes que estos últimos no perdieron detalle de todo lo que el sevillano les estaba contando. Cabe destacar que hubo alguno que se animó a bailar al son de las palmas de Suárez. “Los niños son sabios. En muchas ocasiones, cuando intentas enseñarle a un niño algo ‘para niños’, al minuto tres se despistan. Para enseñarle algo a un niño, tienes que ser un niño. ¿Cómo hago yo para mantener esa tensión, ese acercamiento? Menguando, para que crezcan. Acercándome como un niño”, narra Suárez.

Los adultos también tuvieron un papel importante en la actividad, puesto que, era imprescindible que los niños vinieran acompañados de sus padres y, además, ambos efectuaran el taller. “A veces los niños se cortan delante de sus padres y viceversa. Yo creo que así es la mejor manera de poder vivir la experiencia”, indica el bailaor.


LA LLUVIA SUSPENDE TRES CONCIERTOS

 



Las condiciones meteorológicas obligaron a cancelar los conciertos de Los Voluble y Raúl Cantizano, y La Macanita programados para el sábado 29 en La Ciudadela. Flamenco on fire devolverá la totalidad del coste de las entradas adquiridas para dichos espectáculos.

Etiquetas

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE