Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Otro accidente en la N-121-A, la carretera innombrable

  • María Lizaso
Publicado el 04/12/2021 a las 17:09
Me esforzaré por no escribir estas líneas desde las entrañas, pero no prometo nada. Hoy sábado a mediodía, después de una reunión familiar en Zubiri, he regresado con mis tres hijos pequeños a casa, a Lantz. Cuando llegábamos a Olagüe, una columna de humo negro ha presagiado que algo malo había ocurrido. Y así ha sido, el accidente ha debido ocurrir tan solo dos ó tres minutos antes. Temblando y tratando de mostrar una fortaleza que no sentía hemos llegado a casa, por fin a salvo.
Van muchos accidentes ya, demasiados... La tristeza, el miedo y el dolor causado por esta carretera es ya insoportable. Al menos para mí y seguro que para muchos otros también; vecinos de todos estos pueblos y valles, trabajadores que recorren a diario la Nacional para acudir a sus puestos de trabajo desde Baztan, Ultzama, Lantz, Anué...
En nuestro caso, limitamos al máximo los viajes hacia Pamplona con nuestros hijos. Nos parece la actitud más responsable, sobre todo en esta época en la que el mal tiempo es lo habitual y teniendo en cuenta el estado de la carretera. Las obras del segundo tramo para convertir esta carretera en una vía 2+1 (Olave-Lantz) han obligado a estrechar la calzada en varios puntos, de forma que ha aumentado considerablemente el peligro en esas zonas. Hay que tener en cuenta que unos 2.700 camiones circulan por la Nacional cada día. Sí, 2.700, nada más y nada menos.
Koldo, Clara, Emilia, Xabier, Mikel, Cindi Jenifer son algunas de las personas que han perdido la vida en los últimos años en esta carretera, pero por desgracia, antes hubo muchos más. También quiero recordar a quienes, a raíz de un accidente, han sufrido secuelas que les han puesto la vida patas arriba.
Yo no sé exactamente cuál es la solución... Espero de verdad que el 2+1 sea positivo para todos los usuarios de la vía. Pero es bien cierto que mientras están en marcha las obras, y sobre todo en esta época del año, el peligro ha aumentado más si cabe.
Señores políticos, les pido de corazón que reconsideren la decisión de desviar el tráfico internacional de vehículos pesados por la AP-15 y la A-15 durante el tiempo en el que la carretera esté en obras. Desconozco el coste económico que podría tener esa medida, pero... pregunto, ¿son capaces de poner precio a una vida?
volver arriba

Activar Notificaciones