Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

NOTICIA PATROCINADA
Gastronomía

Siete restaurantes de Navarra que no te puedes perder

Los restaurantes han vuelto con energía renovada en Navarra. Son los lugares donde celebrar la vida, por eso hoy más que nunca se han adaptado a la nueva situación

  • Información comercial
Actualizada 24/09/2020 a las 15:28

Ha sido uno de los sectores más perjudicados por la pandemia y, sin embargo, han sabido darle la vuelta a la situación ofreciendo lo mejor de ellos mismos. Los restaurantes y bares navarros se han reinventado teniendo en cuenta todas las nuevas medidas de seguridad, que no son pocas. Ya podemos seguir disfrutando de ellos como lo hemos hecho hasta ahora. Aquí van siete ideas.

MENÚ ECONÓMICO Y VARIABLE EN EL BAR RESTAURANTE CATACHU

Cuenta la leyenda que la princesa Catalina abrió a finales del siglo XVI un bar-universidad en Pamplona. Allí se representaba el Heptameron, se recitaba a Sponde y se comía y bebía sin distancias de seguridad. Siglos después los habituales seguían llamando al local Catachu, “nuestra querida Catalina” pero esta vez, con “exquisitas medidas de seguridad”. Donde antes comían 120 ahora comen 50, “pero el menú sigue siendo económico y variable”, como explica Pedro Chocarro, su gerente. Una opción perfecta para comer en el centro de la ciudad. Por responsabilidad de momento han quitado el menú de picoteo que estaba pensado para compartir, pero se puede seguir disfrutando de él de manera individual. Ofrecen un menú completo entre semana por 12,30 euros, y uno de fin de semana día y noche por 19,30 euros. Además, ensaladas, raciones, bocadillos... Todos los postres son caseros. Más información pulsando aquí

LA REINVENCIÓN DEL CHEZ BELAGUA, EN LA CALLE ESTAFETA

En el restaurante Chez Belagua situado en pleno centro de la ciudad, en la calle Estafeta, han tenido que reinventarse con la nueva situación y han ido dejando poco a poco atrás el ambiente sidrería tan característico de su local. “Era incompatible con las normas actuales permitir a la gente reunirse alrededor de una kupela”, afirman Juan Carlos Oroz y Rosa Galán, sus responsables. “Nosotros estamos siendo muy escrupulosos con las distancias de seguridad, estamos muy concienciados”. Por eso, mientras la situación siga así tampoco servirán el menú del día. “Hemos tenido que quitar más de la mitad de las mesas, no nos merece la pena”, explican resignados. Lo que sí se mantiene es la insignia de la casa, el menú de sidrería, cambian las kupelas por botellas de sidra, pero se puede seguir disfrutando de sus chuletas, de sus preparaciones a la brasa, de las tortilla de bacalao… “El ambiente ahora es más relajado, más tranquilo, con menos mesas… digamos que es más un asador que una sidrería”, dicen con una sonrisa. El ambiente en la barra sigue siendo el mismo, con sus pinchos y sus raciones. Su famoso Rincón del Chez, sin embargo, el lugar dedicado al vino, está cerrado, “pero esos vinos distintos y originales que servíamos allí se siguen disfrutando en Chez Belagua”, aseguran optimistas. Consulte aquí para acceder al restaurante. 

LA "RE-EVOLUCIÓN" DE LA VIEJA IRUÑA

Ubicado en el corazón de Pamplona, en la calle San Nicolás, el restaurante La Vieja Iruña combina tradición y modernidad. Su filosofía es clara: “No hay una re-evolución sin una buena tradición”, destaca Germán Gómez Amigot, que se encuentra al frente del local junto a Sergio Lerga Arteta. “Nos gusta la cocina tradicional con toques modernos, usando sobre todo productos de nuestra tierra para ofrecer una mejor experiencia”, indica Gómez.

La oferta gastronómica contempla menú del día de lunes a jueves mañana y noche y viernes al mediodía; menú degustación con 9 pases todos los días de la semana; y carta todos los días. No faltan en la barra del bar los pinchos elaborados en el momento, sin olvidar las raciones, bocadillos y platos combinados. La Vieja Iruña recomienda el menú degustación y los pescados a la brasa carta sobre, todo el rodaballo salvaje a la brasa.

Gómez aconseja su visita “porque apostamos por el producto y le damos cariño y pasión a nuestros platos, dando también muchísima importancia al servicio y atención: tenemos un equipo humano en sala muy profesional mimando al detalle a nuestros clientes para que la experiencia gastronómica sea completa e inolvidable”. El restaurante aplica “todas las medidas necesarias” frente al Covid-19. Más información aquí

COCINA TRADICIONAL Y DE AUTOR EN EL NOVOART DE ARTICA

Perfecto para estos tiempos que nos está tocando vivir es el Novoart, en Artica. Un cubo acristalado “prácticamente una pecera”, como explica su gerente Jesús Ripa, con toda la luz natural posible y en el que dos lados se abren completamente lo que permite una continua ventilación. “El espacio interior es como una terraza y el espacio exterior, nuestra terraza real, recuerda por su comodidad a un restaurante interior”. Con suelo de tarima “cálido e higiénico”, cortinas de cristal, paneles cortaviento, calefacción y sombrillas de 25 metros cuadrados cada una, se convierten en una opción perfecta para disfrutar de la fusión entre la cocina tradicional y la de autor de este bar restaurante que abrió hace ya once años. Cuenta con un menú del día de lunes a viernes por 12,80 euros, un menú de fin de semana y festivos por 23,80, una cuidada carta de vinos y una barra con pinchos y fritos durante todo el día. Pinche aquí para conocer más detalles.

COCINA BARDENERA EN LA BRASSERIE DE BELÉN FLORISTÁN

Un lugar diferente, especial y con jardín al aire libre de 400 metros. En Arguedas, a las puertas de la Bardena, está La Brasserie de Belén Floristán. En casa de Belén se cocina con el corazón y eso se nota. Tomando como base la cocina bardenera, ofrece platos sinceros y sabrosos. Una de sus especialidades son las migas. Siguiendo la receta tradicional de su familia, pero con un toque diferente. Una actualización de un clásico, a la que se le suman ingredientes como el aceite trufa, el parmesano, el bacalao o el foie... Otro de los puntos fuertes de La Brasserie es la cocina con brasa. Carnes y pescados asados en parrilla de carbón. “A la brasa todo sabe mejor”, como dice Belén. “Estamos en pleno corazón de la Ribera y eso es garantía de calidad de producto”.

Trabajan con verduras, carnes y pescados, incluso vinos de la zona, pero también buscan productos de calidad fuera de su entorno. Como, por ejemplo el queso burrata con el que hacen un plato de frutas de temporada muy interesante. Y si te gusta lo que has comido en La Brasserie, también lo podrás comprar allí mismo o en los supermercados, porque han creado una línea de productos caseros: Mucho Bueno. Más información aquí

UNA TERRAZA MÁS EN EL BAR KIROL, EN IRACHE

Hasta el último domingo de noviembre se puede disfrutar de las especialidades del Bar Kirol, en Irache, que ha habilitado una terraza más pensando en el otoño. Situados en el Salón Irache del restaurante del mismo nombre, cuentan con una gran cristalera que permite una ventilación constante. “Este año vamos a abrir las tardes de los miércoles, jueves y viernes porque creemos que por los espacios con los que contamos puede ser una muy buena opción para venir con niños”, afirma Lorena Vicente, su gerente. Siguen ofreciendo el menú entre semana por 11 euros y el de fines de semana por 20. Para disfrutar de sus lotes para llevar de pollo, paellas, gorrín, fritos caseros… habrá que esperar al fin de semana. Y como cuentan con tanto espacio abierto, las mascotas también son bienvenidas. Se pueden seguir todas las novedades, ofertas... a través de su web y de sus redes sociales: Instagram @irachekirol y Facebook: bar kirol restaurante irache.

KABO, PASIÓN POR LAS VERDURAS

Kabo es un restaurante céntrico en Pamplona, situado en la Avenida Zaragoza, en el Hotel Avenida. Apuesta por una cocina de verduras con productos locales, de cercanía, al igual que la bodega, con bodegas pequeñas que hacen grandes vinos, sin olvidar referencias nacionales e internacionales. Kabo está compuesto por Aaron Ortiz (chef) y Jaione Aizpurua (somellier), propietarios del restaurante, y su equipo, formado por Ariel Alejandro (cocinero) y Maitane Barberena (camarera).

La oferta gastronómica dispone de un Menú Degustación de 9 pasos, dando a elegir segundo y postre. También ofrece de una pequeña carta. La novedad ha sido “sacar a Kabo fuera de casa en cuanto a catering, celebraciones, eventos, etc…”, destaca Aaron Ortiz. “Hacemos menús según las estaciones, es decir, cambiamos los menús cuatro veces al año. Un plato que es emblema sería nuestro postre ‘Transformación’, que reproduce una mariposa”, explica Ortiz. Tanto Jaione como Aaron recomiendan su visita porque “es algo diferente en Pamplona. Llevamos un trozo de la huerta a tu mesa de una manera vanguardista tanto para aquellos que no suelen comer verduras como para los que les encantan”.

Las medidas frente al Covid-19 hacen de la hostelería “el sector que seguramente más a rajatabla está llevando a cabo (aforos, distancias, desinfección, mascarillas), pero todo cambia, un día te levantas y hay una disposición nueva. Hay que seguir luchando por sacar nuestro proyecto adelante”, reflexionan. Pulse aquí para acceder al restaurante. 

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE