Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Opinión

"Hay adultos que dicen soñar a menudo que vuelven a examinarse"

Foto de Lucía Baquedano.
DB
Actualizada 10/06/2021 a las 06:00

Aunque sobre ella se ha escrito mucho, y en las novelas parezca maravillosa época, la vida estudiantil no es envidiable, al menos si el estudiante es responsable y trabajador. Puede sí, que dé gusto e incluso cierta envidia verles al principio de curso, cuando todo es nuevo y los exámenes finales se ven todavía lejos. Pero como todo llega, el mes de junio hace acto de presencia cuando parece que los chicos todavía no han terminado de conocer a profesores y compañeros, porque el tiempo pasa que es un primor.
Y como ya estamos en el fatídico mes, a mí me da lástima verlos desde mi ventana camino del instituto. No pueden ocultar su preocupación o su miedo, y hasta el color de su cara es diferente. No, no es maravillosa la vida si de pronto se siente la mente en blanco, cuando hace pocos días parecía que uno se lo sabía todo. Que el ambiente estudiantil es bueno, tanto o más que en La Casa de la Troya, de Pérez Lugin, no se pone en duda. Lo que no sé es si saben que los temidos exámenes duran toda la vida. No hay mas que oír a montones de adultos que dicen soñar a menudo que vuelven a examinarse, o que se encuentran con que tienen pendiente una asignatura de la carrera que terminaron años atrás. Asignatura que de pronto deben preparar y después presentarse al examen llenos de miedo y de años porque los sueños no siempre son gratos. Un día me dijo un estudiante, que una amiga suya, terminados sus estudios había empezado a trabajar. ¡Esto es vida!, ¡esto es vivir!, porque ahora los sábados son sábados y los domingos domingos, o sea fiesta, sin obligaciones de ninguna clase, dijo a sus compañeros. Naturalmente sonreí al enterarme, ya que nunca había oído decir a nadie con semejante gozo ¡esto es vida!, hablando del trabajo. Pero como han pasado años, me pregunto si esa chica, pese a haber liberado sus días festivos de obligaciones, no soñará como tantos otros que vuelve a examinarse, y precisamente de aquella asignatura que siempre tuvo atragantada, y no me parece justo, la verdad.

Etiquetas

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE