Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Cultura

Teatro en Tudela a pesar de la pandemia

El confinamiento por la crisis del coronavirus truncó su programa de actuaciones. Ahora, un año después, el grupo de teatro del Instituto Valle del Ebro de Tudela vuelve a los escenarios con la obra que tuvo que parar y con una nueva puesta en escena

Los alumnos del IES Valle del Ebro, tras un ensayo realizado en el Auditorio de Ribaforada donde hoy representan 'Caídos del cielo'.
Los alumnos del IES Valle del Ebro, tras un ensayo realizado en el Auditorio de Ribaforada donde hoy representan 'Caídos del cielo'.
Cedida
Actualizada 21/03/2021 a las 06:00

Desde que se creó, hace más de una década, cada año ha puesto en escena una obra diferente representándola en distintas poblaciones de la Ribera. Una dinámica que el grupo de teatro del Instituto de Educación Secundaria Valle del Ebro de Tudela, formado por una veintena de alumnos de entre 14 y 19 años, vio truncada con el confinamiento decretado el 13 de marzo de 2020 por la crisis del coronavirus. Y es que, tras haber llevado su nuevo trabajo, Caídos del cielo, de Paloma Pedrero, al público de Fontellas y Murchante, se suspendió la actuación prevista para el 15 de marzo en el teatro Gaztambide de la capital ribera, y otras posteriores en municipios como Cascante, Castejón o Corella, entre otros. Ahora, un año después, y tras la reapertura de espacios escénicos aunque con reducción de aforo, retoman sus funciones.

Mario Figueras, Paula Hervás, Nagore León, Elisabetha Andreella, Adrián Zardoya, Enric Galindo, Víctor Sarnago, Pablo Castiñeiras, Lidia Mendívil, Maica Mendívil, Elliot Barber, Anne Gay, Ander Marín, Sergi Goñi y Aitor Cuenca subirán hoy domingo, a las 19 horas, al escenario del Auditorio de Ribaforada; y el 28 de marzo, a las 19.30 horas, al del teatro Gaztambide de Tudela, para representar Caídos del cielo. Como indica la directora del grupo y profesora de Latín en el IES Valle del Ebro, Mª José Esteban Esteban, para esta obra, que trata sobre la exclusión social, “hicimos un proyecto colaborativo”. Añade que, fruto de esa colaboración, “que ha sido una maravilla, también participan usuarios del Centro de Rehabilitación Psicosocial Queiles, Torre Monreal y la asociación Amimet”, además de dos alumnos de 6º de Primaria del colegio Huertas Mayores.

SIN PERDER EL ÁNIMO

Mª José Esteban, que dirige a este colectivo desde que se puso en marcha, reconoce que el parón que les ha supuesto la pandemia “fue muy duro y frustrante” para los componentes del grupo, ya que el teatro es para ellos “una manera de ocupar su tiempo libre que les llena mucho”. No obstante, en ese tiempo de confinamiento, “no perdieron el ánimo de seguir ensayando, y quedábamos por Meet de ven en cuando retomando escenas y, sobre todo, los monólogos”, indica, al tiempo que reconoce que “no fueron ensayos normales si no, más que nada, una ‘terapia de grupo’, como digo yo, para expresar de alguna manera que seguimos aquí todos juntos, y seguiremos cuando esto se acabe”.

En concreto, y a pesar de las citadas dificultades, dice que “no les ha podido el desánimo”. “Son jóvenes e inagotables. Cuando les dije que este curso retomábamos Caídos del cielo y ya está, dijeron que querían hacer también otra obra y que por qué no representábamos una comedia divertida para un público familiar, que la puedan ver también los niños y se lo pasen bien”, señala. Estas “ganas”, como asegura Esteban, de hacer teatro, es por lo que el pasado mes de septiembre empezaron a preparar Segismundo y compañía, de Fernando Lalana, que estrenarán en Fontellas el 17 de abril, y también representarán en Ribaforada y el Gaztambide, en este último teatro el 6 de junio. “Me da mucha pena que la última puesta en escena de Caídos del cielo sea el 28 de marzo en el Gaztambide, pero no tenemos previstas más funciones porque las casas de cultura, con la situación actual, tampoco están programando mucha cosa”, explica.

En cuanto a los ensayos, que realizan en el IES Valle del Ebro, se han tenido que adecuar a las actuales circunstancias sanitarias. “Los realizan con mascarilla y, por ejemplo, para Caídos del cielo, en la que hay muchos abrazos y cercanía entre los actores, hemos tenido que sustituir esos abrazos con mímica o de otra manera”, comenta. También van a llevar mascarilla en sus actuaciones, salvo en momentos de monólogos de un solo actor o actriz. “La expresión de la cara se pierde, evidentemente, y será más protagonista la voz y el ‘gesto del cuerpo’, pero no podemos pagar 20 pruebas PCR para que salgan sin mascarillas. A pesar de todas las dificultades siguen y están encantados”, señala.

MÁS APOYO

Mª José Esteban indica que para cubrir los gastos del grupo solo cuentan con una subvención para asociaciones sin ánimo de lucro que concede el Ayuntamiento de Tudela anualmente y lo que obtienen de venta de entradas en las localidades en las que actúan. “Decorados, el vestuario... todo lo hacemos nosotros. Yo no había cosido en mi vida, pero es cuestión de ver tutoriales de YouTube y empezar a aprender. Nuestra finalidad no es conseguir dinero sino, simplemente, que nos podamos mantener”, afirma. Además de la veintena de alumnos que representan las obras, otros diez se encargan de realizar la actividad ‘Teatro en los recreos’ con alumnos de 1º de la ESO del centro.

En este sentido pide un mayor compromiso “de las instituciones y la Administración” en iniciativas de este tipo que, según dice, ofrecen a los jóvenes disfrutar de su tiempo libre “bien y motivados con el teatro, que es muy importante para formarse”. “No tenemos la pretensión de crear grandes actores, pero cuando nos quejamos de que los jóvenes no hacen nada digo: aquí hay un grupo de jóvenes que está defendiendo el arte y la cultura”, indica, al tiempo que lamenta que muchas veces “valoramos más lo del exterior que lo de dentro”. “Para ellos es muy importante que vayan a verlos porque supone, de alguna manera, un reconocimiento a su trabajo. El teatro, sin público, no tiene ningún sentido”, comenta.

Un reconocimiento que ha obtenido este colectivo con distintos premios que ha logrado a lo largo de sus 13 años de andadura, como el tercer puesto que consiguió en 2015 en el Concurso Nacional de Teatro Joven Buero Vallejo.

Te puede interesar


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE