Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Paseo y pincho

El Solete de Barrio de la calle San Fermín

El bar New Trujal luce ya el distintivo de la Guía Repsol, añadiendo atractivo a una zona de ocio junto con el bar Itziar y El Bonito

Ampliar Parte del equipo del New Trujal, en la calle San Fermín de Pamplona
Parte del equipo del New Trujal, en la calle San Fermín de PamplonaJose Carlos Cordovilla
Publicado el 25/10/2022 a las 06:00
El arquitecto Serapio Esparza tuvo una predilección especial con la calle San Fermín cuando diseñó el Segundo Ensanche de Pamplona hace un siglo. Le dotó de mayor anchura, con más espacio para las aceras y con arbolado. Quizás por eso sea más transitada que sus calles paralelas, por viandantes de costumbres fijas, que van de casa al trabajo o al colegio y viceversa. 
Los dueños del New Trujal, del Itziar y de El Bonito conocen bien las costumbres de esas caras conocidas, del apego al pincho de tortilla a media mañana, del bocadito de bacalao a la tarde o el vermú con frito de gamba los domingos a la salida de misa. El único pero son los problemas para aparcar. “Me han llamado clientes para explicarme que llevan 20 minutos dando vueltas con el coche y que tiran la toalla, que se buscan otro sitio para comer”, expresa Miguel Mongelos, dueño del New Trujal.
Los tres bares tienen en común la cuidada decoración. Algo tan importante como el servicio o la gastronomía, según Mongelos. Cuando cogió el Trujal en 2015 confió la reforma al estudio de Javier Suescun, autores del Muro Rojo de El Sadar. Este veterano hostelero se formó como chef en la escuela Luis Irizar de San Sebastián aunque la mayor parte del tiempo lo pasa fuera de los fogones porque “toca hacer muchas cosas” y porque tiene a Marisol, cocinera de “gran confianza y profesionalidad” que le acompaña desde que abrió el restaurante El Montón en la calle San Francisco
“De los quince trabajadores del New Trujal la mayoría llevan muchos años conmigo. Son un gran equipo”, señala este hostelero, que hace unas semanas recibió un reconocimiento inesperado, un Solete de Barrio de la Guía Repsol. “Me enteré por el diario. No tengo ni idea cuándo vinieron ni qué pidieron”, admite. Mongelos no suele participar en los distintos concursos gastronómicos “porque el día a día te come”. La barra de pinchos y el menú del día absorben la jornada diaria. “Lo más demandado son las tortillas, normal y picante, con alegría riojana. El menú diario lo cambiamos cada cuatro meses. Es algo que agradecen los clientes fijos. Tenemos mucha verdura, como las alcachofas salteadas con trigueros y hongos”, comenta.
Pedro Monente, dueño del bar Itizar, en el remodelado comedor con óleos de Sandra Nadal
Pedro Monente, dueño del bar Itizar, en el remodelado comedor con óleos de Sandra NadalJ.P. Urdiroz
El bar Itziar también ha fidelizado clientes a base de kilos y kilos de gambas con gabardina, su afamada especialidad. Este verano ha hecho una pequeña reforma en el comedor. Ha cambiado los carteles y chapas vintage por óleos de distintos rincones de Pamplona, obra de Sandra Nadal. “Es hija de un amigo de la cuadrilla. Me encanta cómo pinta. ¡Qué colorido!”, expresa Pedro Monente. Eso sí, el Itziar mantiene como seña de identidad la moto marca Lube color granate que adquirió en un anticuario de Zaragoza. 
Monente comenzó a trabajar en el Itziar en 1986, cuando el bar llevaba ya casi una década funcionando. De camarero pasó a encargado y a partir de 2006 se hizo cargo de la gestión. Nunca se planteó cambiar el nombre, Itziar, en honor a la hija pequeña de los primeros dueños, Carmen y Francisco. “Claro que la conozco. Viene con frecuencia”, señala este aficionado a la caza, al fútbol y a su huerta de Caparroso.
El Bonito, como su nombre indica, tiene los pescados entre su especialidad, aunque sin descuidar los productos de tierra, como los sesos rebozados o los torreznos. En su homenaje al mar, el toldo de la terraza es una antigua vela reciclada.
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora