Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Tradiciones

Tiento medieval en el corazón de Pamplona

El tradicional mercado por el Privilegio de la Unión recuerda la sucinta singularidad del trabajo artesano

Ampliar Mercado medieval
El Mercado medieval de los Tres Burgos, en PamplonaJesús Garzaron
Actualizado el 10/09/2022 a las 16:47
Un atisbo de confianza sana que, sin requisitos, nos impulsa a confiar. A cerrar los ojos y saber que los beneficios serán automáticos. Y es que sentir el calor del sol en la piel cuando la mañana arranca fresca genera bienestar casi de manera instantánea. Esos primeros rayos, unidos a una efímera mezcolanza de aromas generados por la magia de la artesanía, dibujaban ayer un contorno especial alrededor de la Plaza del Castillo de Pamplona.
Un trazo que atesoraba, de fondo, aquel acuerdo por el que los tres Burgos que conformaban la ciudad en la Edad Media dejaron de ser independientes y se fusionaron en una sola potencia. Una conmemoración que también tenía su reflejo en ese meritorio trabajo artesanal de la época. Un guiño que, sin duda, no quiere perderse y que, año tras año, sigue demostrando que las manos son un instrumento a estimar.
Como las de María José Gómez. Al frente de ‘Las 3 y diez’ plasma a pincel la inocencia de Caperucita Roja o Blancanieves en camisetas, baberos o bodis. 
Una compra que, sobre todo, se adquiere para regalo. “La primera impresión de la gente al saber que todo lo hago yo es de sorpresa”, explica quien lleva una década exponiendo en ferias. Pintando desde los 12 años, su técnica está más que depurada. “Vendo online y la gente me conoce, quizá por mi toque personal de mezclar telas en las creaciones”, asevera con la confianza de que las ventas regresen al buen camino.
También con esperanza, cosía María Gómez (@89gradoslibros). Artesana encuadernadora que da vida a libros que lo necesitan. “Imagina que le faltan las tapas, que son antiguos y se han soltado algunas páginas...”. Escenarios que su experiencia arregla. Pero no solo eso, sino que María también escribe sus propios libros, ideaciones enfocadas a las etapas de infantil y primaria. “Estoy contenta porque la gente de Pamplona valora el trabajo artesano, entiende el esfuerzo que hay detrás y, por tanto, el precio”, asegura quien es natural de Valladolid.
Y así, entre jabones, bolsos, cuero, mieles, quesos, cosmética natural, piruletas de Peppa Pig e incienso... la silueta de la feria por el Privilegio de la Unión iba cogiendo forma. “Siempre vengo a por tejas, sin duda el producto estrella”, compartía una de las primeras clientas de ‘Monasterio de Cascante’. Especializados en dulce artesano, añadían a sus tradicionales lenguas y cigarrillos de mantequilla, brownie de chocolate. “Eneko no ha venido todavía porque está en el obrador trabajando para traer más producto”, indicaba Eider Arakama mientras invitaba a los presentes a una pequeña degustación.
Compras a menor escala que dejaban una estela diferente dentro de la vorágine de la maquinaria más especializada. Exactamente igual que la noria y caballitos de madera y funcionamiento manual que dan la bienvenida a la feria. Un viaje tres euros y la sensación de ser impulsado por un brazo que, probablemente, termine el día con agujetas.

Domingo Los protagonistas serán los Danzantes de San Lorenzo, que a mediodía recorrerán las calles del centro de la ciudad.

Lunes La plaza Santa Ana acogerá (18 horas) una representación teatral en euskera de la mano de la compañía francesa Jostakin.

volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE