Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Plaza de la Cruz

Seguridad Ciudadana: “Poco podemos hacer en la plaza más allá de la presión policial”

La situación que se vive en la plaza afecta a Seguridad Ciudadana, Servicios Sociales y también a Proyectos Estratégicos

Ampliar Plaza de la Cruz
Estanque de la plaza de la CruzIrati Aizpurua
Publicado el 28/08/2022 a las 06:00
La conflictiva situación que se vive en la plaza de la Cruz tiene implicaciones en varias concejalías del Ayuntamiento de Pamplona. El futuro parking -que sería la parte más técnica y urbanística- afecta a Proyectos Estratégicos, cuyo titular es el concejal Fermín Alonso. “Tenemos demostrado que cuando mejora la calidad urbana de un espacio se minimizan los problemas sociales”, asegura.
Es evidente que el urbanismo puede mejorar la calidad de vida de los ciudadanos. Por el momento, los problemas de convivencia en la plaza se abordan con una fuerte presencia policial. Lo cuenta Javier Labairu, concejal de Seguridad Urbana. “Precisamente, estuve el otro día con mis nietas. Lo cierto es que estamos actuando casi a diario. Lo más habitual son las peleas que se producen entre ellos. En general, no hay problemas con los vecinos. Nosotros poco podemos hacer, más allá de la presión policial”, apunta.
La presencia de personas ‘outsiders’, por decirlo así, no es un problema exclusivo de la plaza de la Cruz ni de Pamplona. La mayoría de ciudades y entornos urbanos acogen a personas vulnerables, en grave riesgo de exclusión, o ciudadanos que, por una mala racha, terminan en la calle. Todo ello, sumado al consumo excesivo de alcohol o de sustancias adictivas crean un cóctel fatal que, como es el caso, choca con los vecinos de la zona y genera conflictos sociales y deterioro urbano.
EDUCADORES DE CALLE
Desde el Ayuntamiento de Pamplona, el departamento de Servicios Sociales, con la concejala María Caballero al frente, trata de reconducir las situaciones conflictivas entre personas sin recursos y vecinos con la presencia de los así llamados educadores de calle. “Van a visitarles para tratar de ayudarles. Nosotros les ponemos recursos. Les damos de comer y también pueden acceder a los albergues municipales. Lo que ocurre es que muchos no quieren salir de la calle. En general son personas con poco arraigo, que se van desplazando dentro de la ciudad o a otras ciudades”, explica Caballero.
Una de las pruebas de fuego se produjo con los confinamientos del covid. Y según explican desde Servicios Sociales, había quien no quería salir de la calle.
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE