Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Inundaciones

Chivite y Ribera coinciden en la importancia de reparar motas, aunque se prevén menos daños en esta nueva crecida

Ambas han mantenido este lunes un encuentro en Pamplona para analizar las consecuencias de las inundaciones de diciembre

Ampliar chivite ribera
Chivite y Ribera, en la rueda de prensa que han ofrecido este lunesEUROPA PRESS
  • Europa Press. Pamplona
Actualizado el 10/01/2022 a las 16:09
La presidenta del Gobierno de Navarra, María Chivite, y la vicepresidenta tercera y ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, han coincidido este lunes en la importancia de reparar motas, especialmente en los tramos urbanos, para evitar afecciones por crecidas de los ríos.
No obstante, Chivite ha estimado que la crecida que se está registrando desde este domingo será menor que la avenida de diciembre. "Las estimaciones que tenemos no tienen nada que ver con las que teníamos en diciembre, es verdad que estamos en prealerta, que seguimos la situación minuto a minuto, pero ni las estimaciones de lluvia, ni las condiciones que tenemos en estos momentos son como las que teníamos en diciembre. Seguimos la evolución minuto a minuto, perfectamente coordinados con los ayuntamientos y no estimamos que las consecuencias sean las que vivimos en diciembre, que fueron un episodio extraordinario y excepcional", ha indicado.
Así lo ha manifestado Chivite en una comparecencia en Pamplona junto a la vicepresidenta Ribera, después de que ambas hayan mantenido un encuentro en Pamplona para analizar precisamente las consecuencias de las inundaciones de diciembre.
La jefa del Ejecutivo foral ha afirmado que "lo que nos preocupa en el momento actual es atender la urgencia, fundamentalmente lo que tiene que ver con la reparación de motas, sobre todo las que afectan a tramos urbanos, e infraestructuras básicas y seguir trabajando en actuaciones a medio y largo plazo". "Hay sintonía entre administraciones tanto en la necesidad como en la disposición para llevar adelante estos trabajos", ha asegurado.
Por su parte, Teresa Ribera ha destacado "lo relevante que es poder contar con las motas en buen estado antes de que lleguen, con la primavera, las nuevas avenidas, el deshielo y el crecimiento de los caudales".
La vicepresidenta ha advertido de que "cada vez más" se van a repetir estos episodios extraordinarios, lo que "nos obliga a prepararnos para escenarios en los que la población y las infraestructuras deben pode resistir frente a estos fenómenos".
Además de estas actuaciones, María Chivite también ha incidido en la importancia de las ayudas para los afectados por inundaciones. En ese sentido, Chivite ha explicado que el Gobierno foral ha establecido una relación de 133 municipios afectados por las inundaciones de diciembre, además de daños registrados en unas 10.000 hectáreas.
Las personas jurídicas o físicas afectadas podrán recibir ayudas del Gobierno de Navarra, a través de exenciones de pago de la contribución territorial, del IAE o del impuesto de construcciones. Los interesados tienen, desde el pasado 30 de diciembre, dos meses de plazo para presentar sus solicitudes. Además, Chivite ha recordado que existen otras líneas de ayudas, como las previstas en el Plan de Infraestructuras Locales.
La jefa del Ejecutivo ha incidido también en la importancia de "planificar todo lo que tiene que ver con los planes de inundaciones porque estos fenómenos adversos son cada vez más frecuentes y parece que así va a seguir siendo". "Tenemos que ofrecer la mejor respuesta, que tiene que ser coordinada, pero también efectiva", ha subrayado. "NO EXISTE UNA SOLUCIÓN ÚNICA"
Chivite ha destacado que "las inundaciones son fenómenos naturales que no se pueden evitar y no existe una solución única e infalible, hemos de complementar, combinar soluciones para dar las mejores respuestas". "El Gobierno está trabajando en la cultura de la autoprotección, acompañando a los municipios para implementar los planes de actuación municipal ante el riesgo de inundaciones. Según el plan especial de emergencias, 45 ayuntamientos deben contar con estos planes y 43 ya lo han implementado o están a punto de homologarlo este mismo mes", ha afirmado.
En la misma línea, Teresa Ribera ha señalado que "no basta" con la reacción inmediata y ha explicado que los episodios que antes se repetían cada cien o cincuenta años, ahora lo harán más a menudo, por lo que ha abogado por "trabajar con seriedad en el medio y largo plazo, y activar y acelerar todas las previsiones del programa Ebro Resilience".
Además, en las próximas semanas se va a aprobar en el Consejo de Ministros un real decreto "para ensayar el modo en que prepararse, adaptarse, a los riesgos de inundación, qué intervenciones concretas, a partir de protección inspirada en soluciones propias de la naturaleza, infraestructuras naturales o intervenciones más duras, modificaciones en las actividades que se puedan desarrollar en zonas inundables, que pueden ayudarnos a aprender el modo en el que estar preparados para afrontar estas situaciones".
Al mismo tiempo, ha señalado que "esto nos obliga a trabajar en otro aspecto clave, crítico, en el que la Confederación Hidrográfica del Ebro ha venido trabajando, para conocer cómo se comporta el Ebro, algo que puede ser mejorable fortaleciendo los sistemas de alerta frente al riesgo de inundaciones". 
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE