Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Sucesos en Navarra

Una detenida en los altercados del sábado en la Plaza del Castillo

Los incidentes se produjeron tras un acto de apoyo al etarra Patxi Ruiz y la detenida quedó después en libertad

Altercados entre los simpatizantes del etarra preso Patxi Ruiz y unos jóvenes que les increparon.
Altercados entre los simpatizantes del etarra preso Patxi Ruiz y unos jóvenes que les increparon.
Efe
  • I.L./Efe/Europa Press
Actualizada 25/05/2020 a las 09:28

Una joven fue detenida durante los altercados que se produjeron el sábado por la tarde en la Plaza del Castillo de Pamplona, y fue puesta en libertad durante la madrugada del domingo después de realizarse las diligencias oportunas. La detención tuvo lugar a última hora de la tarde, tras una concentración en apoyo al etarra Patxi Ruiz, condenado por el asesinato del concejal de UPN Tomás Caballero y que se encuentra en huelga de hambre.

La protesta no había sido autorizada por la Delegación del Gobierno y contó con la asistencia de más de 700 personas. Muchas de las personas que acudieron a la cita, convocada a través de las redes sociales, llevaban carteles con el mensaje ‘Patxi SOS’ sobre la cara del preso. Los manifestantes estaban citados a las 20.30 horas en la Plaza del Castillo. Durante el transcurso de su protesta, un grupo de clientes que se encontraban en las terrazas de la plaza increpó a los concentrados. Este enfrentamiento derivó al cabo de pocos minutos en un lanzamiento de objetos, sillas y mobiliario de las terrazas, hecho que motivó la intervención de la Policía Nacional y la Policía Foral. Los agentes cargaron contra los simpatizantes del etarra Ruiz y los alejaron de las terrazas, donde muchos ciudadanos disfrutaban de la tarde en familia o con amigos.

Poco después de este incidente, algunas de las personas que participaban en la protesta intentaron acceder al Paseo Sarasate, lugar en el que se celebraba en esos momentos otra protesta ante la sede del PSN y contra el Gobierno de Pedro Sánchez. Tampoco esta movilización estaba autorizada por la Delegación del Gobierno. Los agentes que se encontraban en el acceso a esta zona impidieron el paso a los simpatizantes de Patxi Ruiz y evitaron que se produjeran nuevos altercados. El grupo se disolvió sin provocar más incidentes que los ocurridos en la Plaza del Castillo.

VER LA TELEVISIÓN Y FUMAR

El preso de ETA Patxi Ruiz se encuentra en cuarentena de vuelta en la cárcel de Murcia II tras su breve paso por un hospital, donde se le diagnosticó una leve deshidratación debido a la huelga de hambre que inició a mediados de mayo y que desató una campaña de sabotajes de grupos cercanos al sector más duro del colectivo de presos de la banda terrorista.

Según han informado a Europa Press fuentes conocedoras de la situación médica y en prisión del interno, Ruiz solicitó el alta voluntaria el viernes, en torno a las seis de la tarde, porque quería volver a la prisión para ver la televisión y poder fumar. Además, tras valorar los médicos que tenía una leve deshidratación, también ha empezado a beber.

El preso se encuentra en la actualidad en el módulo específico de Murcia II para prevenir el contagio de coronavirus. La protesta la inició a mediados de mayo como queja por la gestión de la dirección del centro penitenciario para cumplir el protocolo común en todas las cárceles para evitar la propagación del virus.

Patxi Ruiz es un preso conflictivo e inestable, adjetivos que se le atribuyen gracias a su historial de sanciones y expedientes en la cárcel, que cumple condena por su participación en el asesinato del concejal de UPN Tomás Caballero (el propio Ruiz reconoció en el juicio que fue quien disparó al edil pamplonés). Tras solicitar un informe la Audiencia Nacional por una queja de su abogada, estuvo solo unas horas en el hospital, donde fue trasladado el jueves a última hora de la noche en ambulancia y bajo custodia policial.

Su huelga de hambre ha sido reivindicada por un sector de la izquierda abertzale minoritario, pero enfrentado con la línea oficial, para lanzar una campaña a favor de los presos de ETA que incluye ataques a sedes de partidos y de viviendas particulares como la de la líder del PSE, Idoia Mendia.

UN PRESO PROBLEMÁTICO

Fuentes conocedoras de la situación de este preso señalan que su expediente en la cárcel cuenta con múltiples incidentes por plantes, insultos, coacciones y agresiones, incluso a otros internos. También tiene sanciones por introducir material prohibido.

Patxi Ruiz, que ingresó en prisión por primera vez en 1996, es considerado un preso conflictivo e inestable emocionalmente, ignorado por otros internos de la banda que también cumplen condena en Murcia II.

Tras su protesta silenciosa en plena pandemia de coronavirus, que contó con apoyo de un grupo anarquista de Murcia, la dirección de la cárcel decidió cambiarle de módulo, aunque enviándolo a otro que también es de respeto. Patxi Ruiz está clasificado en primer grado o régimen cerrado, por lo que tiene restringida su vida en prisión y duerme solo en una celda.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE