x
Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
Sucesos en Navarra

El juez envía a prisión al detenido por la muerte de su madre en Pamplona

El juez ha decretado el ingreso en prisión provisional comunicada y sin fianza por un supuesto delito de homicidio

Foto de agentes de la Policía Nacional, el viernes por la tarde junto al portal donde ocurrió el suceso.

Agentes de la Policía Nacional, el viernes por la tarde junto al portal donde ocurrió el suceso.

Irati Aizpurua
Actualizada 25/08/2019 a las 15:18
Etiquetas
  • C. Remírez / G. González
A+ A-

El juez ha decretado prisión provisional comunicada y sin fianza, por un supuesto delito de homicidio con la agravante de parentesco, para el hijo detenido por la muerte de su madre el viernes en Pamplona al considerar que existen "indicios racionales" de que la empujó fuera del balcón con "intención de acabar con su vida".


Mientras el investigado, quien en el momento de los hechos podría encontrarse afectado por un brote psicótico provocado por la esquizofrenia paranoide que padece, precise de tratamiento médico psiquiátrico en régimen de internamiento, la prisión se llevará a efecto en la Unidad de Psiquiatría del Complejo Hospitalario de Navarra, donde deberá quedar custodiado policialmente.


En el auto, el juez considera que existen indicios racionales de que S.G.Z., sobre las 16:10 horas del día 23 de agosto, "tras forcejear con su madre, consiguió llevarla hasta el balcón de su domicilio, sito en la cuarta planta del edificio, y, con intención de acabar con su vida, la empujó fuera del balcón".


Inicialmente, según prosigue, no consiguió su propósito "al sujetarse la víctima fuertemente de la barandilla, ante lo cual el detenido fue soltando las manos de su madre de donde estas se agarraban, cayendo finalmente la víctima a la calle, donde falleció prácticamente en el acto como consecuencia del golpe sufrido".


Los hechos, según el titular del juzgado de Instrucción número 2, han quedado "indiciariamente acreditados" a través de las declaraciones de numerosos testigos que presenciaron los hechos, así como por el propio reconocimiento de estos por el detenido en su declaración judicial.


Estos hechos son constitutivos de un delito de homicidio con la agravante mixta de parentesco, castigado, en principio, con pena de doce años y seis meses a quince años de prisión, indica el juez.


De los informes forenses y psiquiátricos recabados y de su declaración se desprenden, según apunta, "indicios" de que en el momento de cometer los hechos, "podría encontrarse afectado por un brote psicótico provocado por la esquizofrenia paranoide" que sufre desde hace tiempo, por lo que precisa tratamiento médico en régimen de internamiento.


Aunque ello pudiera, en su caso, constituir una circunstancia que excluyera su responsabilidad criminal, el juez considera que dada "la extrema gravedad" de los hechos y la fijación que ha demostrado respecto de otros miembros de su familia, "dejarlo en libertad supondría, en este momento y en estas condiciones, un claro riesgo" que podría frustrar la finalidad del proceso penal y atentar contra bienes jurídicos de terceras personas.


Es por esto por lo que "aconseja adoptar la medida solicitada por el Ministerio Fiscal, si bien, en tanto continúe la necesidad de recibir el investigado tratamiento médico, la prisión se materializará en la Unidad de Psiquiatría del Complejo Hospitalario de Navarra, donde deberá permanecer custodiado policialmente en todo momento".


No podrá ser dado de alta sin autorización previa de este instructor, remarca, "que dispondrá lo oportuno, previa audiencia de las partes personadas, sobre la situación personal del investigado en función de su estado en ese momento".

 

El arrestado se encontraba ingresado, en calidad de detenido, en la unidad de Psiquiatriá del Complejo Hospitalario de Navarra.

En su declaración policial reconoce que fue el responsable de la caída de su madre desde el balcón tras una discusión, si bien los detalles previos que ofrece no concuerdan con los que relatan media docena de testigos, que presenciaron la escena y escucharon los gritos, versiones que han quedado recogidas en las llamadas a Sos Navarra. El arrestado presenta un estado mental alterado y un primer informe médico confirma un brote psicótico.

Los hechos ocurrieron poco después de las cuatro y media de la tarde en el piso 4º B del número 25 de la calle Fuente del Hierro, donde vivían madre e hijo. Varios vecinos escucharon una fuerte discusión previa procedente del piso (uno manifestó que escuchó cómo él gritaba que la iba a matar) y poco después vieron a una mujer colgando del balcón que pedía ayuda. Desde abajo, desde la acera, una mujer le gritaba que no la tirara. Pero según testigos presenciales, su hijo le soltó las manos que ella tenía agarradas a unos barrotes del balcón y la mujer cayó al vacío desde una altura de más de diez metros. Murió en el acto.

Te puede interesar

Te puede interesar

Etiquetas
Selección DN+

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra