Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Ciencia

Un implante permite recuperar la movilidad de un dedo amputado a un navarro

José Muneta, vecino de Legaria, perdió el dedo pulgar de la mano derecha tras caerle encima un tubo de mil kilos en su puesto de trabajo

Ampliar Un implante permite recuperar la movilidad de un dedo amputado a un navarro
Un implante permite recuperar la movilidad de un dedo amputado a un navarro
  • EFE. Pamplona
Publicado el 31/07/2018 a las 19:18
El pasado 14 de junio, José Muneta, vecino de Legaria de 51 años, sufrió la amputación del dedo pulgar de la mano derecha tras caerle encima en la Fundición en la que trabaja un tubo de más de mil kilos y hoy ya está en fase de recuperar la movilidad y podrá llevar una vida sin limitaciones.
Cuando sufrió el accidente, Muneta avisó a sus compañeros. Mientras se limpiaba la herida, fue consciente del alcance de la lesión, puesto que el hueso quedó al aire. Su preocupación aumentó cuando, tras una primera visita al Hospital de Estella, el facultativo que le atendió no le dio esperanzas para reimplantar su dedo y, por tanto, recuperar la movilidad.
Aunque en una primera visita al Hospital de Estella, donde no le dieron esperanzas, finalmente ha sido posible en la Clínica San Miguel, donde ha sido intervenido por Óscar Villafañe
La operación, llevada a cabo mediante microcirugía y con microscopio, debido a que el diámetro de los vasos es inferior a un milímetro, se realizó tras comprobar que existían una arteria y una vena con riego en la parte amputada con el fin de realizar una anastomosis arterial y una anastomosis venosa, permitiendo el riego sanguíneo.
"Lo más complejo ha sido evitar que los conductos se obstruyeran, controlando aspectos como la temperatura de la habitación, la postura del brazo o la deshidratación del paciente", explica en una nota de prensa del centro Villafañe.
Y añade que su pronóstico es que José Muneta podrá recuperar la movilidad del pulgar de su mano derecha y tendrá el alta médica en un plazo máximo de seis meses.
Según apunta, "lo que más tiempo llevará es alcanzar la sensibilidad, ya que los nervios, una vez se cortan, se mueren. Hemos conseguido unirlo, pero será costoso, el avance puede llegar a ser de un milímetro por día".
volver arriba

Activar Notificaciones