Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

85 años

Robert Redford, el chico de oro que no se oxida

Discreto en el amor, la lista de conquistas del veterano actor es inferior a la de sus éxitos profesionales

Ampliar
El actor Robert Redfordarchivo
  • Colpisa. Madrid
Publicado el 18/08/2021 a las 06:00
Robert Redford, el hombre, cumple este miércoles 85 años. Otra cosa es Robert Redford, el actor. Cuando eres una estrella de Hollywood o bien no tienes edad y te conviertes en eterno o acaba pasándote como a los perros, que cada año tuyo equivale a siete (o más) de un ser humano normal, y en poco tiempo, de tanta sobreexposición, terminas quemado.
Redford pertenece a los que no tienen edad. Él siempre ha sido considerado 'el chico de oro' de la industria cinematográfica y ya se sabe que el oro nunca se oxida.
No alcanza Redford los 85 del brazo de una treintañera, como otros astros del celuloide, sino al lado de una mujer madura, de 64 años, a la que el actor 'solo' le saca 21. Se llama Sibylle Szaggars y es una pintora alemana con la que se casó hace diez años, aunque llevan conviviendo más de veinte.
Sibylle es su segunda esposa. Llama poderosamente la atención que uno de los actores más guapos y deseados del mundo solo se haya casado en dos ocasiones. Sobre todo, en un entorno como el de Hollywood, donde el más tonto hace relojes... Sin ir más lejos, un 'antigalán' como Mickey Rooney llegó a dar el 'sí quiero' siete veces.
La lista de amores (conocidos) de Robert Redford es infinitamente más breve que la de sus éxitos profesionales. En el cine, el 'golden boy' de Santa Mónica pasó de ser un apuesto galán a labrarse una reputación como actor, director y productor. Por no hablar de su tarea como fundador del Festival de Sundance, uno de los más prestigiosos del mundo en cine independiente.
Quienes hemos tenido la suerte de visitar el complejo que tiene montado Redford en Park City (Utah) sabemos que en su rústico restaurante se sirve un suculento chuletón que tiene poco que envidiar al de Berriz.
La vida del joven Redford, y tal vez su relación con las mujeres, la marcó la temprana pérdida de su madre. Lo pasó tan mal que, según ha confesado él mismo, "por aquella época estaba borracho casi a diario".
Le echaron de la universidad así que se marchó a París para intentar triunfar como pintor. A su regreso a Estados Unidos se enamoró de Lola van Wagenen, una 'niña bien' de religión mormona que le animó a probar suerte en el teatro...
Con ella tuvo cuatro hijos, aunque el primero, Scott, sufrió muerte súbita al año de haber nacido. Y el tercero, James, falleció en octubre de 2020, a los 58 años, víctima de una larga enfermedad que le llevó a recibir hasta dos trasplantes de hígado.
Redford y Lola permanecieron casados casi 30 años. Poco después se cruzaría en su vida la explosiva Sonia Braga. Pero la llama se terminó apagando. En una visita al Festival de Cine de San Sebastián, la actriz brasileña comentó que a Redford le gustaba "demasiado esquiar", así como dando a entender que se aburría con él...
                         
UNA DISEÑADORA, UNA MODELO...
                         
La actriz Debra Winger, la diseñadora de vestuario Kath O'Rear y la top model francesa Nathalie Naud ocuparon también en algún momento el corazón del actor californiano, pero tuvieron que rivalizar con su arrebatada pasión por el cine, la filantropía y la ecología.
Quienes han tratado a Redford aseguran que el amor ha jugado en su vida un papel más importante de lo que se cree y que el actor se ha sentido hundido con cada fracaso sentimental. Así estaba cuando conoció en Sundance a Sibylle Szaggars. Durante años fue su gran amiga. Hoy es su mujer y probablemente su pareja definitiva. Juntos celebran los 85 años de un hombre elegante y discreto en el plano sentimental que, como ha dicho Helen Mirren: "Si fuese británico sería Lord".
volver arriba

Activar Notificaciones