Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Análisis

El primer bache de Osasuna

Las claves de un equipo que ha perdido la frescura

Iñigo Pérez (siempre con mascarilla si no es ejercicio de alta intensidad), Raúl Navas, Javi Martínez y Nacho Vidal, este lunes, viendo el entrenamiento de sus compañeros.
Iñigo Pérez (siempre con mascarilla si no es ejercicio de alta intensidad), Raúl Navas, Javi Martínez y Nacho Vidal, este lunes, viendo el entrenamiento de sus compañeros.
Actualizada 01/12/2020 a las 06:00

Los números no engañan. Las sensaciones tampoco. Osasuna está a un punto del descenso y solo ha marcado ocho goles en diez partidos. Desde que Jagoba Arrasate lidera este barco es el bache más importante. Fue gloriosa la primera aventura en Segunda División y de notable alto el regreso a la máxima categoría, también con la pandemia presente.

En ambos casos, ofreciendo una propuesta de juego asociada con la identidad del club. Ahora han aparecido nubarrones. El punto de doce en noviembre es lo de menos. Preocupa de este inicio que Osasuna no haya tenido continiudad en ese fútbol reconocible que incomoda a los rivales se llamen como se llamen. ¿Qué está sucediendo para que el equipo no sea tan competitivo?

FALTA DE CHISPA, FRESCURA E INTESIDAD

Ha sido en las dos últimas campañas el líder en kilómetros a alta intensidad. No se trataba de ser el que más distancia recorría, sino el que mejor aprovechaba la chispa para mover a las defensas. No eran casualidad las remontadas y que esa frescura durara hasta los minutos finales. El manual de estilo es conocido por la presión alta. El Chimy era ideal para ello, pero sin el argentino también se ha jugado a lo mismo. Esta temporada, esa mordiente no ha aparecido en tantas ocasiones. En el Camp Nou, donde no se vio una sola amarilla, se confirmó una tendencia peligrosa. Correr tarde detrás del balón y dejando espacios. Hacía tiempo que el Barcelona no disfrutaba de un duelo tan plácido.

EL ESTADO DE FORMA DE JUGADORES IMPORTANTES

A nivel individual, el rendimiento de algunos jugadores no está siendo el mismo respecto a otras temporadas. Son los casos por ejemplo de Rubén García, Roberto Torres y Nacho Vidal, futbolistas básicos en la consecución de los éxitos de los dos años anteriores y que por unas razones o por otras no han terminado de dar su verdadero nivel en este inicio.

Según datos de Who Scored, Rubén García promedia la mitad de tiros (ha pasado de 1,9 a 1) que el año anterior, su acierto en el pase ha descendido del 75% al 64% y la media de centros, de 1,3 a 0,7. En parecidos términos se encuentra Roberto Torres, lastrado por una lesión que no solo le apartó del equipo un mes sino que le frenó en el ritmo de competición. Son, sin duda, dos jugadores diferenciales que Osasuna necesita.

SER MÁS BLOQUE, EVOLUCIÓN DEL ESTILO

A Jagoba Arrasate le gusta hablar de fútbol en las ruedas de prensa. No escurre el bulto. Ha confesado últimamente que el equipo no está siendo tan vistoso, pero que ha dado un paso como bloque armado. Cuatro jornadas, puerta a cero. Lo que no quiere es perder la esencia. Se trata de una plantilla más rica en registros para jugar más en largo con los delanteros o ser más compactos en los repliegues. Falta, por ejemplo, ese déficit de incorporaciones por sorpresa de los laterales. “Queremos optimizar los recursos”, ha insistido.

Los datos hablan por sí solos. Osasuna nunca ha destacado por sus posesiones porque quiere ser vertical y llegar en pocos toques al área. Sin embargo, tiene el tercer peor dato de acierto en el pase de la Liga (67%) y es el tercero que más balones en largo juega (79 por encuentros) tras equipos de este corte como el Eibar (86) y el Getafe (83). Destaca en los balones que gana por alto. Es el líder con 29,1 por partido. En cuanto a los centros, lo que debería ser una de sus señas de identidad, es el octavo gracias a la aportación de Jony.

Osasuna, que es el menos regateador de la Liga, registra 9,8 disparos por encuentro. Está en ese aspecto en la zona media baja. Llama la atención lo desigual que están repartida la aportación de las bandas. El equipo de Arrasate es el primero en ataques por la izquierda (48%) y el último en ataques por la parte derecha (27%). La presencia del asturiano es diferencial. Se trata de uno de los mejores centradores de la Liga. Llegó para paliar el vacío de profundidad que dejaba Estupiñán y ahora Osasuna lo va a perder para varios partidos por lesión. Era el jugador con más chispa. En la banda contraria, la producción ha sido menor.

ERRORES DEL VAR... Y DE JUGADORES

El VAR también debe aparecer en el análisis. Osasuna es uno de los dos equipos que no ha sido beneficiado por ninguna intervención videoarbitraje en esta Liga, junto al Cádiz. Recordado es el penalti no pitado a Jony contra el Huesca que hubiera sido el 2-1 en caso de marcarse. Del Camp Nou, no influyó en el resultado, pero en el 1-0 hubo una clara obstrucción de Messi a Oier, que no pudo saltar para evitar que el balón entrara a la portería. También ha habido errores que han marcado partidos. Como los penaltis que se cometieron contra el Atlético y el Sevilla.

LESIONES, UN PROBLEMA QUE NO CESA EN OSASUNA

Este domingo, Movistar Plus reflejaba una estadística para explicar el alto número de lesiones que afectan a los equipos en esta temporada del covid casi sin descanso en verano. Osasuna estaba a la cabeza. Es verdad que más allá del estado de forma del equipo, las bajas por lesión han influido. Ha habido afecciones de rodilla (Chimy Ávila, Aridane y Calleri) y musculares (Aridane, Unai, Torró, Torres, Juan Pérez, Adrián y Jony). Darko tuvo que ser operado del hombro y no hay que olvidar que Budimir se incorporó tarde por dar positivo en covid o la ausencia de David García en la pasada jornada por ser un contacto estrecho de un positivo. Enric Gallego también entró comenzada la Liga por un golpe en la pretemporada.

SABER GESTIONAR EL MES DE DICIEMBRE

Noviembre ha sido duro para Osasuna con tres rivales de Champions. Ahora llega otra Liga. Betis, Villarreal y Alavés en casa, y Valladolid y Elche a domicilio. Este mes puede marcar a un equipo que debe demostrar anímicamente cómo salir del bache. Se ha acostumbrado a vivir con el viento a favor. Es la hora de Osasuna.

Claves

 

Falta de chispa. Es la seña de identidad. No está siendo un Osasuna veloz.
Momento de forma. Rubén García, Roberto Torres y Nacho Vidal son diferenciales. Deben recuperar su nivel.
Más en largo. Uno de los que más juega en largo. Ataca por la izquierda. Ha sido un bloque más compacto.
Lesiones. Son bastantes y de jugadores importantes. Eso influye.
Diciembre. Es otro calendario. Clave la gestión anímica.

Etiquetas

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE