Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Osasuna 0-5 Atlético

Festival del Atlético contra un Osasuna desconocido y en soledad

Los rojillos dejaron su faceta más reconocible y se vieron desbordados contra un Atlético superior de inicio a fin

Galería de fotos del partido Osasuna-Atlético
Osasuna-Atlético
Osasuna-Atlético 43 Fotos
Osasuna-Atlético
Galería de fotos del partido Osasuna-Atlético
José Antonio Goñi
Actualizada 18/06/2020 a las 11:01

Entre lonas con dibujos, torretas de luz artificial y silencios, El Sadar se despojó de su mística tradicional para celebrar un duelo de lo más descafeinado que acabó en despropósito. Osasuna terminó abofeteado en soledad, sin ese viento a favor que le tributa su afición cuando el cielo se le pone negro. El Atlético maniató con eficiencia y eficacia a un equipo venido a menos, despojado de esa electricidad que sorprendió en el reestreno en la competición. Estuvo desorganizado, fallón y sin opción a imponer su partitura. Ayer le tocó correr detrás del balón y perder en esas pequeñas grandes batallas de las disputas.


Los colchoneros llevaban sin saborear un triunfo fuera desde la última jornada del año pasado y eligieron como víctimas a los rojillos, a los que llevaron a un terreno de lo más espinoso. No está de más recordar que su tope salarial multiplica por diez o que eliminó de la Champions al campeón de Europa, pero más allá de eso la imagen de los navarros no estuvo a la altura de lo esperado.


Osasuna padeció al Atlético en sus carnes en este fútbol de la nueva normalidad. Fue un coser y cantar para los de Simeone. Nadie desde el año 2005 había propiciado semejante estropicio en Pamplona. Costó horrores buscar ese punto de ebullición en una noche sin el jaleo de la grada. No pudo ir asimilando todos los golpes que se fue llevando, también cuando estaba noqueado. De fútbol y de pierna.


Un once muy diferente


El técnico modificó sus piezas respecto a Anoeta con un total de seis cambios. También la pizarra. Colocó a Moncayola por delante de la defensa para aprovechar su potencia en los espacios y juego rápido de pies, mientras que Darko e Iñigo Pérez, dos buenos soldados de Jagoba que repetían, intentaron dar equilibrio defensa-ataque por dentro detrás de un Enric Gallego sujetado por los centrales.


El primer problema para Osasuna fue que se desajustó para abortar ese fútbol en zonas interiores que generaron Koke y Herrera en su búsqueda del profundo Lodi. El brasileño desarmó a Unai García, sorprendente lateral, con sus apariciones continuas. Salieron más enchufados los de Simeone, que no se despeinaron ante la presión de un Osasuna que por momentos tuvo que echarse peligrosamente atrás, sin que ello le pudiera dar opciones para correr mirando al frente.


Diego Costa había lanzado el primer disparo pasado el cuarto de hora, anticipo del gol de su pareja de baile ayer en El Sadar. Joao Félix, un jugador que costó más del doble del presupuesto de Osasuna, tuvo un regreso feliz a la competición. Un derechazo suyo a romper adelantó a los suyos con merecimiento. Herrera había lanzado un pase de tiralíneas hacia Lodi por la espalda de Unai y tras un disparo de Saúl que despejó mal Lato, el portugués enganchó un tiro inapelable.


Osasuna igualó las fuerzas en el camino hacia el descanso. Adelantó metros y se armó de confianza para presionar mejor. La mejor aproximación colectiva acabó con un potente y difícil lanzamiento desde la frontal de Moncayola que se marchó desviado por poco y que hubiera sido un torpedo para Oblak en el caso de ir a portería. El Atlético se fue al descanso de nuevo pisando el área navarra con sus mismas armas: juego rápido, banda izquierda y Joao Félix.


Osasuna se enfrentaba en la segunda parte a la difícil empresa de pelear contra uno de los mejores equipos de Europa que gestiona una renta en el marcador. Lo viene haciendo así desde hace muchos años. Arrasate esperaba que la intensidad que lleva por bandera pudiera en algún momento generar ese error, tan raro de ver en los del Cholo.


De mal en peor


La desorganización pudo sin embargo con los rojillos, que sentían que habían igualado el juego pero que pagaron la mínima desconexión. El Atlético estaba compacto y dispuesto a sacar su colmillo en un año no precisamente de caudal goleador. Resolvió por la vía rápida. Correa metió el pase profundo hacia la carrera de Costa, que partió en posición correcta dejando atrás a Aridane. Corrió el hispano-brasileño en solitario y solo tuvo que ceder a Joao Félix, que venía acompañando, para culminar a placer.


El segundo tanto del gol dejó tocado a Osasuna. Con media hora por delante que quemar, saltaron Adrián y Rubén García en busca de un giro para poner en aprietos la solidez colchonera. No tardaron en conectar los nuevos efectivos ofensivos. Gallego puso un buen centro para el remate de Adrián que salió fuera.


La siguiente carta por jugar fue la entrada de los dos laterales de cabecera. Ya era imposible. El Atlético seguía firme, no se movía de su sitio. El ánimo local estaba por los suelos. Los cambios del Cholo le dieron más gol. Marcos Llorente se abrió paso entre rivales en el área para hurgar en el agujero con un disparo seco que significó el 0-3. Hasta el minuto 80 no llegó el primer tiro a puerta de Osasuna, el del recién entrado Cardona que sacó Oblak.


Los aficionados padecieron desde el televisor el peor de los finales viendo a un equipo en la penumbra. Morata marcó el 0-4 en otra arrancada ante la frágil oposición y Carrasco rubricó el festival tras un servicio de un brillante Llorente. Fue una noche para olvidar a la que queda poner el consuelo de la ventaja sobre el descenso, que sigue siendo de diez puntos. La herida, pese a todo, sangra.

Te puede interesar


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Más información
volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE