x
Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
Osasuna
OSASUNA 4-2 ALAVÉS

El Sadar, un lugar de leyenda

El récord llegó con goles, penaltis, postes, el VAR... y un Osasuna de nuevo arrollador en El Sadar

Foto de la piña de celebración de los jugadores de Osasuna tras marcar el 4-2 en la segunda parte.

Piña de celebración de los jugadores de Osasuna tras marcar el 4-2 en la segunda parte.

Actualizada 04/11/2019 a las 08:15
A+ A-

Osasuna sigue añadiendo páginas a un libro que quedará almacenado para siempre en su historia. El Sadar es una fuente inagotable de energía positiva con ese matrimonio entre equipo y grada que tan bien funciona para desarmar a los rivales. El siguiente en pasar por este lugar de leyenda fue el Alavés, que puso en aprietos a los rojillos en la primera parte pero que se marchó a Vitoria con un saco de goles y dos lanzamientos al palo en sus carnes. Da igual cómo le planteen los partidos a los de Arrasate, pues siempre encuentran soluciones para imponer una ley que se lleva a todo por delante. Cada vez que el Alavés quería ponerse de pie en el partido, un manotazo le tumbaba.

Cayó el récord de partidos invicto en Pamplona 61 años después en un otro partido redondo a nivel ofensivo. 18 puntos en 12 jornadas es una cosecha que mejora cualquier expectativa. Osasuna se está haciendo respetar en Primera con esta velocidad de crucero y un fútbol que convence a sus aficionados. Se animan estos hasta en las consultas del VAR, que no había cobrado un protagonismo tal alto como este domingo en El Sadar.

El viento sopló de cola en una tarde repleta de incidencias con los parones que provocaron las cuatro jugadas decisivas que se revisaron al detalle desde Madrid. El VAR es así para quien no lo quiera entender. Quita emoción pero reparte justicia. Fueron los análisis al milímetro. El 1-0 de Osasuna y el 2-1 del Alavés subieron al marcador porque no eran fuera de juego. El 3-1 llegó de una pena máxima que desveló la tecnología y con el 4-2 hubo otro paréntesis para determinar si Mérida debía ser expulsado. En definitiva, una locura de sobresaltos con goles (6) y penaltis (3) que acrecentó la pasión con la que se vive un derbi de dos aficiones hermanadas.

EL ALAVÉS SALE CON PELIGRO

Estuvo presente el VAR pero sin quitar ningún mérito a este Osasuna que siempre juega con la flecha hacia adelante. Se devora al contrario en cuanto puede. El Alavés le había plantado guerra con un fútbol más directo y sin permitir esa presión alta con la que se manejan bien los navarros para robar y salir como balas. Los vitorianos fueron valientes, sin meterse atrás. Es cierto que llegaron al área pero pagaron el duro peaje de partirse en defensa. Jugaron a la ruleta rusa y eso en El Sadar se puede pagar.

Con el 0-0 dispusieron de llegadas peligrosas como los dos disparos de un indomable Wakaso que salieron fuera por muy poco. Era un Osasuna extraño que sufría en los balones a la espalda en ese primer tercio de partido. No tenía el mando en el centro del campo ni conectaba con sus jugadores de ataque hasta que en cosa de cuatro minutos se agitó como más le gusta, buscando el área en pocos toques para romper la defensa.

El Alavés comenzó a padecer cómo se las gasta El Sadar. El 1-0 lo anotó Rubén García a placer tras una acción al más puro estilo Arrasate. Juan Villar, la novedad en el once, metió el pase profundo al Chimy Ávila y el argentino sirvió la asistencia del gol. Fue el calambrazo típico de Osasuna cuando va con todo. El VAR confirmó que Ávila partió de posición correcta.

Te puede interesar

El segundo zarpazo fue inmediato, de nuevo tras un centro de un costado, el de Estupiñán, que tocó en el despeje Martín. El Chimy andaba suelto en la frontal y sacó su fusil para golpear a bote pronto con su pierna izquierda, sin importarle que la patada fuera al aire o que la pelota se marchara fuera del estadio. El remate fue imparable para Pacheco. Ajustado y con una fuerza en similares términos a la del Sadar, que volvía a celebrar una fiesta.

Tal fue así que el Alavés acortó distancias mientras la hinchada coreaba el nombre de Arrasate, el gran artífice de este Osasuna que está marcando un ciclo. Fue Laguardia, un central, quien marcó ese 2-1 que metía de nuevo al Alavés en el choque y abría la puerta de la incertidumbre porque a pesar de esos zarpazos los navarros no se terminaban de hallar cómodos. Joselu disfrutó a continuación de un remate de cabeza que no conectó del todo. El Alavés se quedaba en el intento, otra vez.

En el tiempo de prolongación la sombra del VAR se propagó aún más en El Sadar cuando a Munuera Montero le advirtieron de una mano de Duarte antes de que el Chimy conectara otro remate espectacular. Se revisó de varias tomas hasta que hubo decisión. Penalti. Lo transformó Torres y con ese inesperado subidón se fueron los de Arrasate a los vestuarios.

MÁS PENALTIS

El duelo se reanudó con otros dos penaltis en cinco minutos. Era la locura. Esta vez Munuera no necesitó ayuda. Era claro el de Nacho Vidal por derribo sobre Pere Pons (marcó Lucas el 3-2) y el de Manu por mano tras un centro de Rubén (anotó Villar el 4-2). Osasuna volvía a empujar al Alavés en su intento de levantarse, el último en todo el partido.

Fue el momento en que los rojillos desplegaron su mejor juego. Siguieron en busca del área, sin dejar que el Alavés se aproximara salvo con las incursiones de un chaval llamado Borja Sainz que pinta a buen futbolista. Pudo ser mayor la goleada. Nacho Vidal estrelló la pelota en el larguero tras una gran llegada por la derecha e Iñigo Pérez se topó también con el poste con un durísimo zurdazo de fuera que en primera instancia tocó Pacheco. El Sadar ya llevaba tiempo disfrutando. El hambre no tiene fin.

LA FICHA

Osasuna: Rubén Martínez; Nacho Vidal, Aridane, David García, Estupiñán; Roberto Torres, Oier, Mérida (Darko, m.85), Rubén García (Íñigo Pérez, m.81); Juan Villar (Cardona, m.76), Chimy Ávila.

Alavés: Pacheco; Martín, Laguardia, Magallán, Duarte; Aleix Vidal (Burke,m.67), Pere Pons, Manu (Borja Sainz, m.58), Wakaso; Lucas Pérez, Joselu (Guidetti, m.76).

Goles: 1-0 (m.21): Rubén García. 2- (m.25): Chimy Ávila. 2-1 (m.27): Laguardia. 3-1 (m.45): Roberto Torres, de penalti. 3-2 (m.50): Lucas Pérez, de penalti. 4-2 (m.55). Juan Villar, de penalti.

Árbitro: Munuera Montero (Comité Andaluz). Amarilla a Chimy Ávila (m.41), Fran Mérida (m.70) Cardona (m.84) y Estupiñán (m.92) por parte de Osasuna, y a Magallán (m.10) y Laguardia (m.84) por parte del Alavés.

Incidencias: El Sadar, con 15.954 espectadores.
LAS CLAVES

Dos zarpazos en cinco minutos
El Alavés salió bien. Jugó directo buscando la espalda de la defensa de Osasuna, que no podía presionar arriba. Wakaso disfrutó de dos ocasiones pero en dos zarpazos acertaron los navarros para ponerse 2-0.

El VAR entra en acción y acierta
Fueron legales los goles de Rubén García y Laguardia. Y fue penalti por mano de Duarte. La televisión lo dictaminó así aunque el VAR se tomara un largo tiempo para verlo y quitara la inercia de la emoción propia de un partido.

Osasuna no dejó que el Alavés se metiera
El 3-1 y el 4-2 hicieron daño al Alavés, los dos de penalti. Osasuna no permitió que su rival se metiera en el partido. Los de Arrasate fueron mejores más allá de las decisiones arbitrales. La racha de 31 partidos sin perder en Pamplona es brutal.

El mejor juego de Osasuna, con el 4-2
En el último tercio, Osasuna estuvo cómodo. Gobernaba en el marcador y en el juego, sin dejar que el Alavés le llegara, y buscando constantemente el área. Pudo ampliar la ventaja con los lanzamientos al palo de Nacho Vidal a Iñigo Pérez entre más llegadas.
Selección DN+

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Solo 0,27€ al día (Suscripción Anual)
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra