Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Fútbol

Eriksen se recupera tras desplomarse en pleno partido

El capitán de Dinamarca fue ingresado de urgencia después de que los médicos intentaran reanimarle durante más de diez minutos sobre el terreno de juego

Se reanuda el Dinamarca - Finlandia de la Eurocopa tras el desplome de Eriksen
  • Colpisa
Publicado el 12/06/2021 a las 22:40
La Eurocopa 2020 se vio conmocionada este sábado cuando el futbolista danés Christian Eriksen, de 29 años, cayó desplomado sobre el terreno de juego en pleno partido, tras perder la consciencia en el minuto 42 del encuentro ante Finlandia, el tercero del campeonato continental disputado en el Parken de Copenhague. Afortunadamente, Eriksen, futbolista del Inter de Milán, capitán de Dinamarca y estrella de la selección nórdica, fue "estabilizado" en el hospital de Copenhague al que fue trasladado de urgencia tras sufrir un desfallecimiento. Los médicos intentaron reanimar sobre el césped durante más de diez minutos al mediapunta danés, mientras sus compañeros y los aficionados presentes en las gradas lloraban y rezaban por su recuperación, hasta que se decidió su retirada del campo, en un ambiente de auténtico dramatismo.
La incertidumbre sobre el estado de salud de Eriksen, aparentemente víctima de un problema cardíaco que le hizo caer a plomo, se fue despejando tras su ingreso en el hospital, después de que a las 19:00 horas se decretase la suspensión momentánea del partido Dinamarca-Finlandia, que se reanudó a las 20:30 horas, "a petición de los jugadores de ambas selecciones", según aseguró la UEFA. Después de la escenas de pánico que se vivieron en el Parken de Copenhague y de que Eriksen se debatiese entre la vida y la muerte, provocando una enorme preocupación, el futbolista recuperó la consciencia y todo quedó en un susto, por causas aún desconocidas, a la espera de más pruebas médicas.
Con el recuerdo de la muerte de Antonio Puerta, el jugador del Sevilla que falleció a causa de un infarto sufrido durante un partido de Liga en 2007, el mundo del fútbol contuvo la respiración desde el momento en el que Christian Eriksen, tras un saque de banda, se desvaneció de forma súbita cuando se acercaba el descanso del partido entre Dinamarca y Finlandia. De inmediato, los sanitarios saltaron al campo a atender al jugador y sus compañeros de selección, sacudidos por un incidente tan inesperado y ante la gravedad de la situación, formaron rápidamente un círculo alrededor de su capitán para evitar que las cámaras de televisión y los fotógrafos obtuviesen imágenes mientras los médicos intentaban su reanimación.
Despierto en la camilla Muchos de los futbolistas de Dinamarca rompieron a llorar y el Parken de Copenhague, con casi 20.000 aficionados que ocuparon -sin distancia de seguridad ni mascarillas- la mitad del aforo del estadio danés, enmudeció.
Hasta que el público estalló en una sentida ovación a Eriksen cuando el futbolista fue retirado del campo en camilla. La primera imágen tranquilizadora llegó cuando se pudo ver a Eriksen con los ojos abiertos, despierto, con una mascarilla para respirar, llevándose la mano izquierda a la cabeza, mientras era trasladado. Los jugadores de Dinamarca también formaron una muralla para que no se viese en las pantallas del estadio la escena de Eriksen al ser retirado del terreno de juego.
Fueron unos minutos de tremenda tensión que se hicieron eternos en el Parken, con futbolistas y aficionados entre lágrimas e intentando consolarse unos a otros, hasta que la UEFA anunció que el futbolista se encontraba ya "estabilizado", aunque la preocupación y las dudas sobre su estado de salud continuaron hasta casi tres cuartos de hora después de caer fulminado. Poco después, la Federación Danesa de Fútbol confirmaba que Eriksen estaba "despierto", y a las 20:00 horas se hizo público que el partido suspendido se reanudaría media hora después. Poco antes de las 20:30 horas saltaron al campo los jugadores de ambas selecciones, y ambas hicieron una piña sobre el verde, con Eriksen en el pensamiento.
volver arriba

Activar Notificaciones