Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Liga ASOBAL

Helvetia Anaitasuna marcó más goles que nunca

El conjunto navarro batió en Huesca su récord goleador en Asobal

Ampliar Quique Domínguez, técnico del Helvetia, dirigiéndose a sus jugadores en un tiempo muerto
Quique Domínguez, técnico del Helvetia, dirigiéndose a sus jugadores en un tiempo muertoJOSETXO
Publicado el 11/10/2022 a las 06:00
42 goles. Son los que logró este pasado domingo el Helvetia Anaitasuna en su visita a Huesca para imponerse en una locura de encuentro de la Liga Asobal en la que se sucedieron un total de 83 goles en los 60 minutos de juego (41-42). Un gol, en una u otra portería, cada 43 segundos de media en un duelo que supuso un auténtico espectáculo ofensivo y sin respiro para equipos y aficionados.
Se sucedieron transiciones veloces en el 40x20 de la pista, ataques que apenas se alargaban por encima del medio minuto, circulaciones en las que el balón iba y venía a un ritmo endiablado de un lado a otro de la pista para acabar en rápidas acciones desde los extremos, lanzamientos sin miramientos de las primeras líneas o en acciones directas de uno contra o dos contra dos que rompían la defensa... y una tremenda intensidad física en ambos equipos, con un acierto ofensivo superior al 79% para el Helvetia y en torno al 73% para el conjunto oscense.
57 POSESIONES DE CADA EQUIPO
 
Sólo así se entiende -y más en un partido en el que hubo buenos trabajos defensivos en varias fases del mismo- que se diese un marcador tan inusual. De hecho, sólo en tres ocasiones anteriormente en la historia de la liga, los dos equipos habían superado en el mismo encuentro las cuatro decenas en su marcador, siendo el 43-48 del Galdar-Pilotes (91 goles en la campaña 1993-94) el registro más alto de un encuentro liguero.
Un 41-42 que, en el caso del conjunto navarro, supone su récord anotador particular en las doce temporadas que acumula ya en la máxima categoría nacional (las mismas que un Huesca con el que compartió ascenso en 2011).
Hasta el momento, el 40-26 obtenido frente al Puerto Sagunto en la jornada 29ª de la temporada 2013-2014 era el único precedente de un marcador del conjunto verdiblanco por encima de los 40 goles.
Pero las 57 posesiones de las que dispuso el conjunto navarro en el Palacio de los Deportes de Huesca -otras tantas tuvo el conjunto local según la estadística oficial de Asobal- y el altísimo acierto en sus acciones obraron el milagro. Una fiesta del gol que además acabó por redondearse para los de Quique Domínguez porque los puntos, lo importante, viajaron a Pamplona. El Helvetia llega así séptimo -con 7 puntos después de tres victorias, un empate y dos derrotas- al primer parón de la liga por los compromisos de las selecciones.

Mepamsa San Antonio y otros récords históricos

Aunque resultados como el 41-42 vivido este pasado domingo en Huesca no son habituales, en la Liga Asobal éste no ha sido el partido con más tantos de la historia de la competición. Ni siquiera el primero en el que los dos conjuntos protagonistas superan los 40 goles. El marcador más alto registrado en un encuentro oficial de la liga de la División de Honor masculina se registró con un 43-48 (91 tantos) en un choque entre Cadagua Galdar y Pilotes Posada Octavio el 10 de septiembre de 1994.
El histórico Atlético de Madrid es el equipo que más goles ha firmado en un partido al derrotar al Academia Octavio vigués, en la séptima jornada de la temporada 2011-2012, por un 52-27, registro que no ha sido superado por el momento. Ni siquiera el Barça, claro dominador en las últimas campañas lo ha conseguido (su récord particular es de un 51-29 al Puerto Sagunto en 2015), aunque sí tiene la mejor marca como visitante por el 24-50 de su duelo en Alcobendas de la primera jornada de la 2018-19 o la victoria conseguida por mayor diferencia: un 46-18 al Valladolid el 27 de octubre de 1999.
En los registros histórico de la Asobal hay también espacio para un protagonista navarro. El 26-8 conseguido por el Mepamsa San Antonio el 9 de enero de 1993 frente al Sinfín sigue siendo el menor número de goles encajado por un equipo en la máxima categoría nacional. 
ETIQUETAS
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora