Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Atletismo

Sergio Fernández encabeza un histórico Campeonato de España de Atletismo para Navarra

Un oro, cuatro platas y dos bronces en un día histórico para el atletismo navarro

Tormenta de medallas para los atletas navarros en el campeonato de España
Tormenta de medallas para los atletas navarros en el campeonato de España
Publicado el 26/07/2017 a las 08:45
Eran las siete de la tarde en Barcelona cuando un caprichoso rayo cayó sobre la torre de iluminación del estadio Serrahima. El escenario del campeonato de España se quedó sin luz, pero no sin estrellas, que a pesar del parón de casi una hora por la fuerte tormenta, superaron el trance y pudieron completar una histórica jornada para el atletismo navarro. El rey fue, una vez más, Sergio Fernández, que corrió la final con una supremacía absoluta para colgarse el oro en 400 vallas por cuarta vez consecutiva, pero fue secundado por una tropa de brillantes competidores que consiguieron ayer nada menos que siete medallas (un oro, cuatro platas y dos bronces) en una jornada de leyenda.
Sergio era el gran favorito para el título y ni la presión ni sus problemas físicos le pasaron factura. Muy preparado psicológicamente para paliar la falta de entrenamientos y el dolor, el de Barañáin llegó fresco y dispuesto a ganar, y lo hizo con holgura, sacando medio segundo a Mark Ujakpor. Su marca, 50.51, pero lo más importante, su sonrisa al llegar. Está listo para Londres.
“Me encuentro bien, aunque no he podido entrenar este mes por las lesiones. He solventado bien este problema con el gimnasio y no he perdido mucho tono. Hoy se ha visto reflejado. Espero aprovechar esta semana y media hasta Londres para hacer buenas series”, afirmaba un feliz Sergio a la RFEA tras la carrera.
Pero no fue la única medalla navarra. Ni mucho menos.
MAITANE, EN LA CIMA
Lo más emotivo de la jornada se haría esperar. Ver a Maitane Melero conseguir una medalla de plata en un absoluto al aire libre es gratificante para cualquier aficionado al deporte. La mediofondista navarra consiguió el mayor hito de su gran carrera al culminar una redonda prueba de 5.000, récord navarro incluido, 16.07.73 (lo tenía ella, claro). Lo rebajó en casi 6 segundos.
Maitane siguió el rebufo de la prometedora Ana Lozano y Trihas Gebre, dos de las mejores corredoras españolas, y a falta de dos vueltas se permitió el lujo de descolgar a la hispano-etíope. Su plata estaba asegurada, algo que ya había conseguido en el nacional de la milla y un escalón más arriba que en el indoor. Un año inolvidable para la experimentada atleta del Grupompleo, de 34 años.
LA REVANCHA DE COLOMO
El atletismo le debía una a Javier Colomo. Y muy gorda. La injusticia que se hizo en el Campeonato de España bajo techo de Salamanca con el navarro le dejó sin medalla. Le costó recuperarse al joven vallista del Grupompleo. Pero este domingo todo dio la vuelta. Se clasificó para la final siendo tercero en su semi, pero el tomate estaría en la otra. Yidiel Contreras fue descalificado en una carrera rocambolesca, que necesitó de cuatro salidas y una repetición. Contreras se enfadó y tiró varias veces las vallas. Una hora después de lo establecido, se corrió la buena. El navarro Pedro Cobo estuvo a punto de meterse en la final, con un carrerón y un gran tiempo de 14.41 (MMP).
En la final, disputada tras la larga suspensión por la tormenta, Colomo remontó posiciones para llegar detrás de Orlando Ortega, con 13.94. Era segundo y la revancha estaba consumada. Una plata muy luchada.
Otra de las que no falla nunca y subió al podio fue June Kintana. con un concurso regular, solo quedó detrás de dos mujeres con mejor marca que ella, Sabina Asenjo y Andrea Alarcón, de quien le separaron solo 9 centímetros. Un gran año para June, que rozó la medalla en el Europeo sub-23 y este domingo se colgó un gran bronce.
RÍPODAS, AL BORDE DEL ORO
La jornada era larga, y cuando ya no se veía ni el foso entre la penumbra, llegó otra medalla. Casi oro. Sergio Rípodas fue campeón de España durante unos minutos gracias a su quinto salto, de 7,46. Esa marca le colocaba como líder en un igualadísimo concurso, pero el favorito, Jean Marie Okutu, se colocó como primero en el último intento (7,54). Valiosa plata para Rípodas, un gran competidor.
LEYRE DE LA RÚA, SORPRENDENTE
Quizá la mayor sorpresa llegó en la prueba femenina de 400 vallas. El dúo navarro rompió todos los pronósticos, con una increíble medalla de bronce para Leyre de la Rúa y un cuarto puesto para la emergente Nerea Bermejo. Leyre mejoró su marca personal (1.00.45) en una carrera perfecta en la que no perdió en ningún momento la cabeza. Nerea corrió en progresión y terminó superando en la recta final a varias rivales, incluida la favorita, Sonia Nasarre, que se desfondó. La juvenil Sara Gallego, de 16 años, venció sorprendiendo a todos, con récord de España de la categoría (57.88).
Además, finalista fue Izaskun Turrillas, que consiguió un gran salto de 1,76, en el segundo intento, que le valió la quinta plaza, en un concurso dominado una vez más por Ruth Beitia, aunque con una marca floja para ella, 1,86.
Una cosecha histórica para Navarra, que sumó 9 medallas en este campeonato, 8 de ellas del Grupompleo, que fue sexto club en el medallero (Sergio Fernández es del New Balance). A las dos del sábado de Nico Quijera (plata) y Adrián Vallés (oro), se sumaron este domingo las platas de Colomo, Rípodas, Melero, el relevo 4x100 femenino y los bronces de Kintana y De la Rúa. Imborrable.
volver arriba

Activar Notificaciones