Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Museo Oteiza

Peregrinaje por el vacío que Oteiza dejó

Fermín Jiménez Landa fue el encargado de guiar a los asistentes por una ruta de 9 km entre la Ciudadela y el Museo Oteiza

Ampliar Peregrinaje por el vacío que Oteiza dejó
Peregrinaje por el vacío que Oteiza dejó
  • Sofía Lázaro
Actualizado el 21/03/2021 a las 06:00
El artista Fermín Jiménez Landa (Pamplona, 1979) lleva un tiempo trabajando con el Museo Oteiza en un proyecto con el que se quiere aproximar a la figura y legado del escultor vasco mediante la exploración del vacío generado entre sus esculturas. “Jorge Oteiza generaba vacíos escultóricos, trabajaba la nada como material en sus obras”, explicó este sábado ante la mirada de los asistentes a su peregrinaje por Pamplona.
La actividad, que formó parte de la sección Dokbizia del festival, pretendía recorrer el espacio de 9 km existente entre la escultura Retrato de un gudari llamado Odiseo, en la Ciudadela de Pamplona, y la Fuente de Alzuza ubicada en el museo, en un paseo que atravesó la capital navarra. El objetivo era descubrir una perspectiva diferente de los lugares habituales de la ciudad, “esta escultura que tenemos delante es una placa de metal de Oteiza y, a ocho mil kilómetros, Angelina Jolie en su casa tiene otra igual. De esta manera se ha creado un vacío entre la pieza que vemos hoy y la de Jolie”. Para el pamplonés este peregrinaje colectivo, que forma parte del proyecto 'El final de un vacío' es el principio de otro, es una oportunidad para relacionar el vacío con elemento afines a su trabajo como la cartografía, “su uso ordena el mundo de una manera ideológica. Pero a mí me interesan las historias de abajo, las que nada tienen que ver con la vista de pájaro”. El trayecto supuso un momento de diálogo entre el artista y los asistentes: “He venido con vosotros a caminar. Hoy soy un caminante más”, explicó antes de empezar a andar.
volver arriba

Activar Notificaciones