Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Arte

La primavera que pasó ante el balcón

Casi 600 fotos se han enviado desde Navarra a la iniciativa #PHEdesdemibalcón, que servirá de pistoletazo de salida al festival PhotoEspaña de fotografía y que dejarán constancia gráfica de unos meses que nadie había vivido así antes

Fotografía de Villar López tomada en el balcón enfrente de su casa.
Fotografía de Villar López tomada en el balcón enfrente de su casa.
VILLAR LÓPEZ
22/05/2020

Las piezas van recolocándose estos días poco a poco, fase a fase, en el lugar que ocupaban. Pronto, las vidas que han esquivado el zarpazo del virus volverán a ser parecidas a lo que eran, y estos dos meses que han pesado como dos años, se quedarán en un recuerdo. Para evitar que esa experiencia colectiva se olvidara, el festival PhotoEspaña pidió a los ciudadanos que enviaran las fotos tomadas desde sus balcones en la campaña #PHEdesdemibalcón. La respuesta ha sido espectacular, con más de 63.000 imágenes recogidas. Pamplona y Navarra también han dejado constancia de su experiencia en el confinamiento. De la capital llegaron 291 imágenes y de toda la comunidad, 578.

Villar López Vallés es una de las que ha participado. Fotógrafa de la agencia Efe, López ha descubierto estas semanas los balcones de su casa. Tiene dos, y saliendo a ellos estos días ha hecho amistad con los vecinos de enfrente, a los que no conocía. Admite que todos los días le motivaba salir un rato, y que el confinamiento le ha permitido hacer fotos con más calma. “Es una fotografía mucho más pausada”, explica.

La foto que presentó no fue planificada. Ese día también salió se asomó a la calle y vio a un chico que en otro balcón se estaba haciendo un selfie. “Le hice una foto y pensé en cambiarme de balcón porque me molestaban un poco las canaletas de las fachadas”, explica. Cuando llegó al nuevo emplazamiento se encontró que su protagonista se estaba besando apasionadamente con otro chico. “Me emocionó muchísimo, me pareció una imagen muy bonita, me removió el alma, pensé: ‘Qué bonito tener una persona en estos momentos al lado que te pueda dar ese calor”, explica. Por eso se animó a presentarla, porque pensó que aportaba buena energía en unos momentos en los que no abundaba. “La iniciativa de PhotoEspaña me pareció fantástica, yo siempre he sido muy defensora de las exposiciones en la calle, como Getxo Photo o el World Press, cuando se ponen en la calle yo creo que funciona muy bien”, apunta Villar López.

Fotográficamente estos meses han sido extraños para ella. “El coronavirus es un tema muy poliédrico, cada uno lo puede orientar a la cara que más le interese, que crea conveniente o que mejor pueda hacer, todas las caras son válidas, tanto si te adentras un día en la UCI como si decides hacer los balcones, las calles vacías, las historias de los abuelitos… tiene muchas caras, a mí me resulta muy difícil resumir todo en una imagen”, explica.

José Carlos Cordovilla, jefe de fotografía de Diario de Navarra, también ha participado en la iniciativa con la imagen de tres religiosas en el patio del colegio Santa Luisa de Marillac, en Barañáin. La foto la tomó desde el balcón de su casa en las primeras semanas de confinamiento. “Es a primera hora de la tarde y aprovechan el patio para pasear, alguna lleva un rosario también”, explica. Cordovilla cree que el confinamiento es una oportunidad para los fotógrafos de ser más creativos. “Abandonamos de alguna manera los encargos cotidianos del parte de fotografía diario, la agenda, y eso te obliga a tener un compromiso más emocional y creativo de ver fotos fuera de la agenda”, explica. “Al final el objetivo de la fotografía de prensa es comunicar y esa foto comunica una situación que están viviendo las religiosas”.

La primavera que pasó ante el balcón

Pau Cassany Figa, por su parte, ha pasado la cuarentena con su mujer, con la que se casó en junio, en su piso de 60 metros cuadrados en Pamplona. Cassany trabaja en el Museo Universidad de Navarra y en casa tiene la afición de pintar. “Esta cuarentena me ha venido muy bien porque he estado en un momento de desfogue creativo”, comenta. Todo este tiempo, con el museo cerrado, ha estado pintando y conoció la iniciativa de PhotoEspaña, que le pareció muy interesante. En su imagen se propuso reflejar una de las rutinas que mucha gente ha vivido en la cuarentena: el momento entre el día y la noche que se aprovecha para hacer videollamadas. “En la foto se ve a mi mujer que está en el balcón fumando y está haciendo una videollamada”, explica Cassany. “Lo que se ve en la puerta es un momento en el que yo estoy cocinando, la luz de la cocina está encendida y me pareció una foto que reflejaba muy bien una situación diaria, cuando el día ya estaba acabando”, señala.

La primavera que pasó ante el balcón

Lenin Núñez Armas también recoge una rutina diaria. Había observado desde su terraza que todos los días había un hombre que salía a andar en su balcón. La foto la tomó el 24 de abril. “Los días de mal tiempo salía muy abrigado y justo ese día hacía buen tiempo y estuvo mucho rato andando”, señala. “La foto me traslada a ese momento del confinamiento cada vez que la veo, ya que era lo único que podíamos hacer para ejercitar un poco el cuerpo”, añade. Por eso la tituló Deporte diario en su Instagram.

Borja Centenera Crespo, abogado y periodista cultural, también ha participado en la iniciativa. Es de Madrid y está afincado en Pamplona desde hace cinco años. Trabaja en la Facultad de Enfermería de la Universidad de Navarra. “La fotografía es mi pasión y una vía de escape para mi día a día”, asegura. “Acompaño las imágenes con textos literarios, dando algo de realidad a la imaginación de los autores de novelas a los que acudo. Creo que la cultura y la fotografía son un buen maridaje para atraer al público a un mundo que, de por sí, creo que está infravalorado”, observa.

Participó con varias imágenes, entre ellas Azoteas desiertas, que explica así: “Las azoteas del burgo de San Cernin estaban desiertas en época de confinamiento. Las calles de Pamplona esperando a estar repletas de ruidos. De pies y voces que visten una ciudad vacía y callada. En estado de alarma, encerrados en casa, disfrutamos de las vistas, a la espera de cambiar de fase, cuando volvamos a abrazarnos y encontrarnos en los adoquines. Cuando dejemos atrás el mal sueño que ha supuesto este confinamiento”.

Exposiciones en los balcones

Junto con la invitación a los ciudadanos a participar en la campaña, 50 ciudades, entre ellas Pamplona, se sumaron a la iniciativa y contarán desde mediados de junio con exposiciones en balcones y ventadas de una selección delas imágenes de sus vecinos. Un jurado seleccionará un total de 2.450 fotografías que serán las que se expongan al aire libre en sus respectivas ciudades. Además, las 10 mejores fotografías recibirán un premio de 500 euros cada una.

+ www.phe.es/phedesdemibalcon-galeria-de-imagenes-destacadas/


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que necesitas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra