Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Ciencia

Investigadores españoles buscan nuevas terapias en proteínas de hace 2.600 millones de años

El trabajo, liderado por el laboratorio CIC nanoGUNE, abre vías para la manipulación del ADN y el tratamiento de graves enfermedades

Ampliar Un equipo internacional de investigadores ha identificado 75 regiones del genoma asociadas al alzheimer
Cadena de ADNDN
Publicado el 03/01/2023 a las 09:13
Las respuestas a las enfermedades que devastan a la Humanidad hoy podrían estar en proteínas rescatadas de hace 2.600 millones de años. Un grupo de investigación internacional liderado por el laboratorio CIC nanoGUNE, con sede en San Sebastián, ha reconstruido por primera vez los ancestros del sistema de edición genética CRISPR-Cas y ha estudiado su evolución a lo largo del tiempo. Los resultados de ese trabajo, que se publica este lunes en la reconocida revista científica 'Nature Microbiology' están llamados a tener "aplicaciones revolucionarias" en el diagnóstico y tratamiento de enfermedades que devoran hoy al ser humano como el cáncer, la diabetes e incluso otras, como la esclerosis lateral amiotrófica.
"Pasarán más de diez años antes de que todo esto tenga una aplicación clínica, pero hemos dado un paso importante en el conocimiento de nuestra evolución desde el punto de vista molecular", ha explicado a EL CORREO el investigador de Ikerbasque Raúl Pérez-Jiménez, que ha dirigido los trabajos. El proyecto ha contado con el apoyo de grupos especializados del Consejo Superior de Investigaciones Científicas, la Universidad de Alicante, el Centro de Investigación Biomédica de Enfermedades Raras (CIBERER), el hospital Ramón y Cajal-IRYCIS y otras instituciones nacionales e internacionales. La tecnología CRISPR-Cas, definida por el español Francis Mojica, científico de la Universidad de Alicante, revolucionó la edición genética hace aproximadamente una década. Gracias a ella es posible cortar el genoma y repararlo donde se quiera mediante el uso de una especie de tijeras moleculares.
El grupo de Nanobiotecnología liderado por Pérez-Jiménez lleva años estudiando la evolución de las proteínas desde el origen de la vida hasta nuestros días. Su equipo está centrado en realizar reconstrucciones ancestrales de proteínas y genes de organismos extintos para observar qué cualidades tienen y si son utilizables en la actualidad en aplicaciones biotecnológicas. Mediante técnicas informáticas, han logrado reconstruir la historia evolutiva de los sistemas CRISPR-Cas desde hace 2.600 millones de años hasta hoy.
El estudio de la evolución del ADN y de las formas en que el organismo ha ido reparando sus daños abre las puertas al diseño de terapias capaces de reparar células. La investigación permite confiar en la futura viabilidad de modificar las células mutadas que condicionan una enfermedad. Puede ser el cáncer, la diabetes, incluso la ELA. Una nueva 'bala mágica' "La idea -explica el científico de forma gráfica- consiste en sustituir la información mala de una cadena de ADN por otra buena. El objetivo ahora pasa por idear un sistema de transporte que pueda introducirse directamente en nuestras células; y que se dirija específicamente a aquellas con potencial de ser modificadas". Una nueva 'bala mágica', como la definida por el alemán Paul Elrich, premio Nobel de Medicina en 1908.
Esa en realidad es, según explica, la forma en que funcionan las nuevas vacunas de ARN mensajero contra el coronavirus. El desafío que se plantea el grupo donostiarra es, sin embargo, de una complejidad muchísimo mayor. "¿Cuál es el reto pendiente ahora?", se pregunta el científico. A lo largo de la evolución humana, el sistema inmune de más del 60% de las personas, se responde el experto, ha desarrollado resistencias al CRISPR-Cas de los genes. Los sistemas ancestrales podrían usarse, sin embargo, como una base para corregir todos los defectos que los actuales tienen". El primer paso ya se ha dado.
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora