Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

"Constitución: una convivencia de futuro"

Avatar del Editorial DN Editorial DN06/12/2022
La Constitución cumple hoy 44 años como marco básico de la convivencia en una España diversa. De lejos, el período más prolongado de libertad y progreso en la Historia de nuestro país. Aunque insistir en ello no parezca suficiente para que el consenso constitucional prevalezca sobre las legítimas discrepancias que día a día tensionan la vida política. Discrepancias que se manifiestan hasta el límite precisamente porque la Constitución brinda la oportunidad para hacerlo. Las formaciones e instancias que se reclaman constitucionalistas tienen la obligación de propiciar su desarrollo sin que haya disenso alguno que justifique su incumplimiento siquiera parcial o puntual, como está ocurriendo con la renovación del CGPJ. Es la Constitución de 1978. Mencionar el año de su promulgación por referéndum hace honor a su solidez. Pero se utiliza fundamentalmente para señalar la necesidad de su actualización e, incluso, para cuestionar su vigencia, olvidando tan a menudo que la Carta Magna contempla su propia reforma como una invitación a procurar un consenso equiparable o superior al que condujo a la democracia constitucional tras la dictadura franquista.Esa reforma exige mayorías que se alejan como posibilidad cada vez que se desprecia la Constitución o cuando se reclaman cambios legislativos que eluden acuerdos transversales previos. La fragmentación parlamentaria de los últimos años ha contribuido a orillar la Constitución como eje compartido del entendimiento político llegando incluso a darla por amortizada por quienes, al mismo tiempo, rehúsan proponer alternativas viables en tanto que consensuadas. Las opciones más extremas del arco parlamentario oscilan, aun desde posiciones minoritarias, entre aspirar a la apertura de un nuevo período constituyente y procurar un vacío constitucional que deje en el aire el futuro de España como realidad territorialmente integradora. La estabilidad institucional no puede limitarse a una apurada y ventajista aritmética partidaria, soslayando el compromiso de largo alcance con la Constitución.
ETIQUETAS
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora