Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

OPINIÓN

Navarra merece respeto institucional

El presidente Sánchez y el PNV han vuelto a acordar cuestiones que afectan a Navarra. Estas actuaciones elevan el papel de los nacionalistas y dejan en mala posición a las instituciones forales

Avatar del undefinedDiario de Navarra02/06/2020
El presidente del Gobierno Pedro Sánchez y el Partido Nacionalista Vasco han adquirido la mala costumbre de firmar acuerdos sobre cuestiones que afectan a Navarra. Unas actuaciones que elevan artificialmente el papel protagonista del PNV y que dejan a las instituciones navarras en muy mala posición. Hace meses, con motivo de la investidura de Pedro Sánchez, fueron las competencias de tráfico para la Policía foral; y en los últimos días han sido la transferencia de la gestión del Ingreso Mínimo Vital y también cuestiones relacionadas con la gestión del proceso de desescalada, según señaló el domingo el portavoz del PNV en el Congreso de los Diputados. Un cúmulo de injerencias institucionales que se repiten y resultan intolerables. El nacionalismo vasco, sin representación en las Cortes Generales por la circunscripción de Navarra, negocia transferencias en nombre de la Comunidad foral sin encomienda alguna por parte del Gobierno y del Parlamento foral. Supone un despropósito que el PNV suplante a los representantes navarros. Un partido que propugna la desaparición de Navarra como Comunidad foral para integrarla en Euskadi. Precisamente por ello, resulta incomprensible la postura del Ejecutivo foral y de su presidenta, la socialista María Chivite, que, lejos de rechazar tantas intromisiones, se tratan de justificar y dar por buenos los acuerdos por las bondades que pueden suponer para Navarra. El papel del Ejecutivo foral pasa por defender en primera persona los intereses y la realidad institucional de Navarra y sus ciudadanos. Si la presidenta Chivite y su Ejecutivo entienden que es bueno para Navarra rescatar determinadas atribuciones, a ellos corresponde negociar con el Gobierno de España, y no dejar que la Comunidad foral pueda ser utilizada para satisfacer los intereses políticos de terceros. Algo que genera un lógico malestar e incomprensión en una parte importante de la ciudadanía navarra. La presidenta María Chivite debe exigir para Navarra el respeto institucional que merece.
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE