Activar Notificaciones

×

Su navegador tiene las notificaciones bloqueadas. Para obtener mas informacion sobre como desbloquear las notificaciones pulse sobre el enlace de mas abajo.

Como desbloquear las notificaciones.

Opinión
Con el mando en la mano

'Polònia' y compañía

Mikel Labastida.
Mikel Labastida.
Actualizada 09/10/2017 a las 08:50

Todo el asunto catalán está beneficiando en las audiencias a La Sexta, que lleva días acariciando récords en la mayoría de sus programas eminentemente informativos.

Igual que cuando sucede un acontecimiento en el mundo del corazón en Telecinco se frotan las manos, porque cuenta con una parrilla que sabe sacar provecho a esas noticias, en La Sexta hacen su agosto con cada conflicto político, que les reporta atención.

Hay que reconocer su apuesta por la información y, sobre todo, por crear formatos amenos para proporcionarla, que han influido y mucho en el resto de cadenas.

Han demostrado que información y entretenimiento no están reñidas y que el público quiere saber y respalda estas coberturas cada vez que pasa algo con una importancia excepcional. Han ocupado el hueco que dejó CNN+ y han conseguido ser rentables con los mismos mimbres, algo que los anteriores no lograron.

Solucionado esto se sigue echando de menos en algún canal nacional un espacio humorístico de sátira política, que hubiera sacado punta a todo lo sucedido en los últimos días. Siempre nos quedarán Wyoming o Buenafuente, pero hasta estos se han puesto serios para tratar el conflicto.

'Polònia' en Cataluña es una rara excepción, como en su día fue en el País Vasco 'Vaya semanita', que se reía de todo, hasta del terrorismo, y gastaba bromas que hoy en día pondrían los pelos de punta a los que se rasgan las vestiduras con la promoción de Netflix de su 'Fe de etarras'.

'Polònia', en su última emisión, resucitó a Franco y lo puso a emular a Peret, versionando un tema con el que narraba todo lo que ocurrió en tierras catalanas el día en que se convocó el referéndum. Fue el tema estrella de un magacín que nunca se ha trasladado a una emisora nacional.

¿Hay miedo? Seguramente sí, porque enseguida salta el que se ofende por cualquier contenido y genera una controversia que puede causar consecuencias dispares. Qué sano es reírse y qué bien nos vendría para aguantar esta situación dramática e insostenible.

Nada mejor que un buen chiste para mostrar realidades y para ridiculizar y criticar posturas inaceptables. Veremos cómo cuenta 'Polònia' lo que va a acontecer hoy.

Etiquetas

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE